Paso a paso

Cómo limpiar almejas fácil para que tus recetas de Navidad queden DELICIOSAS

¿Tu menú de Navidad incluye almejas? Tranquila, con este truco rápido y fácil podrás acabar con la arena de las almejas sin ningún esfuerzo. ¡Serán tu ingrediente estrella!

Plato de almejas de FoodieCrush

¿Preparada para un éxito asegurado? Si te has propuesto que la sopa de pescado con almejas sea la estrella de tu menú navideño, toma nota de este paso a paso para limpiar almejas fácilmente (tanto frescas como congeladas). Como sabes, estos moluscos bivalvos viven enterrados en la playa, por lo que quitar la arena de su interior puede ser un auténtico reto. ¡No dejes que nada estropee tu plato!

Antes de limpiar almejas

Sopa de pescado con almejas

Prepara los materiales

Para limpiar almejas antes de cocinarlas, solo necesitas preparar un recipiente hondo y amplio, agua fría y sal. ¿Lo tienes listo?

Revisa las almejas

El segundo paso es revisar bien las almejas y desechar aquellas que no hagan muy buena pinta. Fíjate en las que están abiertas o las que tienen las valvas o la concha rota. No es que te animemos a desperdiciar comida, es que podrían estar enfermas o incluso muertas.

Asegúrate que son de confianza

Por seguridad, chequea siempre el etiquetado para asegurarte de que son frescas y que su procedencia es de calidad. Si son de confianza, descuida, porque ya están lavadas y listas para limpiar bajo el grifo con agua fría. Pregunta en tu pescadería al comprarlas.

Consérvalas en la malla

Como buena persona previsora y organizada, vas a comprar las almejas con un tiempo de antelación. ¿Nuestro consejo? No las quites de la malla hasta que no vayas a cocinarlas. Si ya lo has hecho, puedes dejarlas envueltas en un paño húmedo.

Cómo limpiar almejas con sal

como limpiar olla quemada-7
  1. Llena el recipiente con agua hasta algo más de la mitad y añade una cucharada de sal gorda.
  2. Introduce las almejas en el cuenco (importante que queden sumergidas).
  3. Espera 2 horas hasta que las almejas suelten todas las impurezas y restos de arena.
  4. Retira las almejas del agua sucia con la ayuda de una espumadera o la mano (sin tocar ni remover el fondo).
  5. Coloca las almejas sobre un colador.
  6. Enjuágalas en el fregadero bajo el chorro de agua fría ¡y a por ello! Ya tienes tu ingrediente estrella preparado para ser cocinado.

¿Cuándo no es recomendable limpiar almejas?

CARDOS CON ALMEJAS

Como te decíamos, lo más habitual es que las almejas que compras para Navidad vengan purgadas y lavadas. Por lo que te aconsejamos que cuando las revises, seas tu misma quien decida si es necesario o no limpiarlas de nuevo.

Recuerda que el marisco es un ingrediente muy delicado y que lo más normal es que algunas almejas acaben muriendo en el proceso, por muy rápido y sencillo que sea. Intenta desechar lo mínimo y haz raciones de sobra, porque tus invitados ¡querrán repetir seguro!

¿Te faltan ideas de recetas con almejas?

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?