Mesas de comedor

851 /2790
00483105. Un comedor en blanco con toques de color en los textiles

851.

Un comedor en blanco con toques de color en los textiles

Los textiles son grandísimos aliados para aportar color al comedor sin con ello condicionar en exceso la decoración. Aquí, por ejemplo, los cojines de las sillas se han elegido en un color mostaza, que rompe con el blanco del espacio, y conecta visualmente con el color de los taburetes de la cocina.  

Mesa y sillas de Andreu World y lámpara de techo de Vibia.
00482283. Un comedor sobrio con detalles en rojo

852.

Un comedor sobrio con detalles en rojo

Este comedor es tan elegante como personal. No solo por su acertado mix de estilos, entre campestre, moderno y clásico, que funciona de maravilla, sino por los escogidos toques de color, con la alfombra y el cuadro, ambos con el rojo como protagonista.

Mesa de Antic Daviu y sillas de Carl Hansen. La alfombra es de BSB. 
00482241 c3802b32 1667x2000. Con una alacena pintada en azul grisáceo

853.

Con una alacena pintada en azul grisáceo

En este comedor el toque de color se dio con la alacena, una pieza singular de gran peso visual que se eligió en un azul grisáceo en sintonía con la carpintería. 

Mesa, sillas, alacena y lámpara, de Maisons du Monde. 
00480676. Un coqueto comedor con sillas bicolor

854.

Un coqueto comedor con sillas bicolor

Este comedor era mini, pero no por ello debía ser soso. La decoradora Pia Capdevila lo envolvió de blanco para potenciar la claridad y la sensación de amplitud, pero le dio el toque de color con las sillas. En ellas ha combinado blanco y amarillo, lo que le da un punto atrevido y divertido. 

Sillas lacadas de Vergés. 
00464860. Un comedor en azul y blanco

855.

Un comedor en azul y blanco

El color-block o la pintura "invader" es tendencia y consiste en llevar el color más allá de las paredes, por ejemplo, a los muebles que se apoyan en ella. Y esto es lo que ha hecho en este comedor la decoradora Estrella Salietti, que ha pintado del mismo azul el gran mueble del comedor que, combinado con el blanco de las paredes, da más profundidad a la estancia además de un toque de color muy personal. 

La mesa es de Merc&Cia, las sillas son de herencia y la lámpara de Biosca & Botey. 
00470671. Una zona de comedor abrazada por el azul

856.

Una zona de comedor abrazada por el azul

La decoradora Miriam Barrios no temió inundar de color este comedor abierto a la cocina y al salón. De hecho, el color, un elegante y profundo azul, le sirvió para separar visualmente este espacio del salón contiguo. Pintó, además de las paredes, el techo, lo que crea un acogedor "efecto de bombonera".  

Mesa realizada a medida por Indecoba y sillas, en DomésticoShop. Lámpara de Borgia Conti. 
Comedor con gran librería de suelo a techo_ 00436864. El suelo de mosaico hidráulico pone el color

857.

El suelo de mosaico hidráulico pone el color

En este comedor, se recuperaron las baldosas hidráulicas originales y se colocaron a modo de alfombra enmarcando la zona de la mesa, aportando así color y personalidad a este espacio decorado por Neus Casanova. 

Mesa de Andrea Cortés y sillas de Gidloof. Librería realizada a medida según diseño de la decoradora. 
00340500b. Un gran cuadro que da color a un comedor en blanco

858.

Un gran cuadro que da color a un comedor en blanco

Los complementos son los grandes aliados para dar color, porque son fáciles de renovar si te cansas. En este comedor, por ejemplo, se ha apostado por un luminoso blanco que envuelve paredes y mobiliario, y la nota de color se ha reservado para el gran cuadro protagonista y la alfombra, a juego con los tonos dominantes del cuadro.  

Alfombra de Ian Nepal. 
00320781. Muy personal, con un techo de color caldera

859.

Muy personal, con un techo de color caldera

Sí, el blanco es un clásico a la hora de pintar el techo de la casa, sobre todo en espacios pequeños y luminosos, porque da más altura visual y contribuye a que el espacio se vea más amplio. Pero, ¿por qué no darle color? Debes saber que si pintas el techo de un color más intenso que las paredes, como aquí de un caldera, harás que el espacio se ensanche y las paredes parece que se alejan. 

Mesa de Becara y sillas y aparador de Adaleya.
00486870 O. Una cocina que es una amplia zona de estar

860.

Una cocina que es una amplia zona de estar

Los propietarios de este piso lo tenían clarísimo: no querían una cocina-cocina, sino una zona de estar amplia para compartirla en familia y sin estrecheces. Y lo lograron con una mezcla de muebles actuales y recuperados y con soluciones tan prácticas como originales, como la despensa con botes de cristal o la estantería que sirve de vajillero. Ahora respira autenticidad y calor de hogar. 

00343831. Una cocina muy vivida con un luminoso office

861.

Una cocina muy vivida con un luminoso office

Esta cocina presume de su carácter familiar, no en vano el office se ha reservado para la zona más privilegiada: bajo la claraboya y con un ventanal que abre al espacio al jardín. Las sillas del office se han personalizado con el nombre de cada niño y de los papás. 

00455057. Una cocina tan personal como familiar

862.

Una cocina tan personal como familiar

Papel pintado, mix de estampados y materiales y una combinación black & white que es tendencia. Esta cocina destaca por su personalidad y por el peso del comedor de diario, que se ha reservado en la parte central de la estancia, lo que acentúa su protagonismo y el carácter familiar de esta cocina. 

00445031. Una gran cocina con espacio para todo

863.

Una gran cocina con espacio para todo

Una isla multifunción, un comedor de diario y una gran pared de armarios que integra los electrodomésticos y la despensa. Y es que a esta cocina no le falta detalle. Los armarios, panelados en blanco y en acabado madera, hacen que el conjunto se vea más ligero. 

Mobiliario de la cocina diseño de Singular Home. 
00427763. Con barra de desayunos y office

864.

Con barra de desayunos y office

Esta cocina da muchísimo juego, gracias a su barra de desayunos, perfecta para comidas rápidas o para hacer un tentempié mientras uno cocina; y a su completo office. 

La cocina es un diseño de Deulonder. 
00410658. Una cocina para compartir en familia

865.

Una cocina para compartir en familia

Abierta al jardín y con un práctico office, esta cocina es perfecta para una familia con hijos, ya que desde la cocina puedes controlar a los peques mientras juegan en el exterior o estos pueden hacer los deberes en el office mientras los papás preparan la comida.  

Mobiliario de Cocinas Schmidt.
Salón distribuido en L con comedor 00464974 . Así queda el salón en L con una mesa redonda

866.

Así queda el salón en L con una mesa redonda

Como la zona de estar era muy larga, se optó por colocar dos mesitas de centro también largas y estrechas, en consonancia. Y al ser dos, pueden separarse y recolocarse como se quiera en caso de tener invitados.

Sofás diseño de los arquitectos Ana Blanco y Fran Mengíbar, tapizados con tela de Güell-Lamadrid. Alfombra, de Ikea. Aparador, en Estudio Restauración.
00429030. Mesas plegables

867.

Mesas plegables

Donde comen cuatro comen cinco, seis, siete… por lo que las mesas extensibles o abatibles son una óptima solución para dar cabida a nuevos comensales. De vuelta a la rutina, basta con que las contraigas para recuperar el espacio disponible original.

00425893 O. Una copa de hojas verdes con sabor frutal

868.

Una copa de hojas verdes con sabor frutal

¿Un ramo con frutas? ¿Y por qué no? Las frutas combinan muy bien con los ramos de verde, como en este caso, que se ha confeccionado un ramo de diferentes verdes con ramas de limonero con limones. Entre los verdes que se han usado encontramos el clavel verde, el asparagus plumosus, hojas de helecho u hojas de lirio. 

00480321. Un original ramo "comestible"

869.

Un original ramo "comestible"

Si buscas dar una nota de color y originalidad a la mesa, con este ramo darás acertarás seguro. Lo componen coles o repollos ornamentales, que se caracterizan por sus hojas rizadas de un intenso color morado, y uvas, a modo de pequeños racimos. 

00500555 O. Un vitalista centro de mesa en amarillo

870.

Un vitalista centro de mesa en amarillo

Si buscas un centro de mesa alegre y vitalista, inspírate en esta propuesta. Para confeccionarlo se han combinado francesillas, tulipanes, mimosas y ramas de eucalipto, que le dan un punto de verde y de frescor. 

00460557. Un arreglo de tulipanes y peonias muy natural

871.

Un arreglo de tulipanes y peonias muy natural

Colorista, primaveral y con sabor a campo, este ramo se ha confeccionado con tulipanes, peonias de diferentes tonos y ranúnculos rizados. Un conjunto colorista perfecto para acompañar una comida informal al aire libre. 

00488836 O. Un bouquet de rosas como centro de mesa

872.

Un bouquet de rosas como centro de mesa

Más fácil de confeccionar, imposible. Aquí se ha reunido varias rosas, de un tono rosa viejo, y para que el arreglo luzca más se han agrupado en una jarra, que le da más altura y un plus decorativo. 

00458625. Tres ramos, mejor que uno

873.

Tres ramos, mejor que uno

Una manera muy decorativa y natural de vestir la mesa del comedor es con un ramo. O, como aquí, tres, que es el "número mágico" en cuanto a composiciones según nuestras estilistas. El grande, que ocupa la parte central y es el protagonista de la composición, combina lisianthus y fortinias. Mientras que en los medianos destacan las azucenas.  

00442919. Un centro muy frutal con sabor otoñal

874.

Un centro muy frutal con sabor otoñal

Este original centro de mesa tiene rosas, ranúnculos, bolitas de nieve (symphoricarpos albus) y... ¡calabazas! Sí, porque los frutos de otoño también "van" con las flores. 

00304552. Un elegante centro de peonias

875.

Un elegante centro de peonias

Considerada por muchos la reina de las flores –con permiso de la rosa–, la peonia se asocia con elegancia y delicada belleza. Disponible en muchos colores, para confeccionar este ramo se optó por peonias blancas, que se han combinado con un verde transparente (Thalpsi), hojas de Hoya, hiedra y hortensias verdes, todas ellas entrelazadas para crear un efecto más dinámico.

 DSC8343. Un salón inundado por la luz natural

876.

Un salón inundado por la luz natural

Este piso fue amor a primera, aunque no sin alguna sorpresa... “Nos encantó la luz que tenía, con sus grandes ventanales que abren toda la casa al exterior... Pero habían hecho una reforma low cost para salir del paso y venderlo rápido”, recuerda María, la propietaria de este piso de Barcelona. Así que fue necesario actualizarlo por completo.

Sofás y butacas de la zona de lectura, en Molins Design. La mesa de centro de madera, la auxiliar y la cómoda, en Coton et Bois.

 DSC8572. Una escultórica mesa de comedor de mármol

877.

Una escultórica mesa de comedor de mármol

Para compensar tanta presencia de madera en el salón, con la gran librería que integra la chimenea y el televisor, en el comedor María optó por una mesa escultórica con sobre de mármol, que es “espectacular”. Y para que la luz circulara, se instalaron dos correderas acristaladas que separan la cocina de la zona de día. 

Mesa de Molins Design. Sillas tapizadas con tela de James Malone. Lámparas de El Torrent.

 MG 0119. Un salón comedor compartimentado para ganar intimidad

878.

Un salón comedor compartimentado para ganar intimidad

Aunque la tendencia pasa por abrir espacios, en este caso Aurora y María decidieron compartimentar algunos ambientes, como el salón: "Antes era todo abierto y lo cerramos hacia el pasillo que da a las habitaciones, para tener más intimidad, y definimos el espacio del comedor con un gran paso abierto flanqueado por dos tabiques”, explica Aurora. 

Mesa de madera de Becara y la auxiliar redonda en La Nave Home. Alfombra a medida, en Nacho de la Vega. Puf de Ikea

 MG 0163. Un comedor clásico con dos armarios camuflados

879.

Un comedor clásico con dos armarios camuflados

Ese look clásico y un punto decadente que buscaba María se materializa en el comedor con la pared revestida de espejos con un buscado acabado envejecido. Además, Aurora se sacó de la manga dos armarios camuflados a ambos lados del espejo para que María pudiera guardar la vajilla: “¡Tengo muchísima! Porque nos encanta recibir en casa”, explica la propietaria.

Mesa y sillas, similares en La Nave Home. Espejos envejecidos y armarios, diseño de la decoradora. Alfombra de Kilombo Rugs.

 MG 0211-1. Dos vidrieras que llevan luz hacia el comedor

880.

Dos vidrieras que llevan luz hacia el comedor

Para que el pasillo no quedara a oscuras, Aurora decidió abrir en el comedor dos vidrieras para que le llevaran luz. 

Jarrones blancos de Zara Home y flores de Fronda. Los cuadros son de Línea Lateral y la fotografía en blanco y negro, de Felipe Scheffel.

 

 MG 9788. Un office muy personal

881.

Un office muy personal

En el office el protagonismo se lo lleva el original papel pintado que imita postales antiguas con motivos vegetales, pájaros y mariposas. La mesa, la lámpara de fibras y las sillas de aspa completan este look de campo. 

El Mueble Sta Amelia 121. Un comedor descarado e informal

882.

Un comedor descarado e informal

¿El verde? "Es el color de una nueva vida, ¿no? La idea era dar un toque más informal, cañero, a un piso que en cuanto estructura no deja de ser un piso clásico de Sarrià. Se le da este color, que es sobrio pero a la vez no cansa, para darle más vitalidad", sostiene la decoradora. 

Mesa de acero lacado y teca, de Pilma y sillas de Kave Home. Lámparas modelo Nagoya de Santa & Cole. Espejo, en Taimo.

El Mueble Sta Amelia 265. Un office desenfadado que es el corazón de la casa

883.

Un office desenfadado que es el corazón de la casa

Se aprovechó la parte central fija de la estructura para ubicar el banco del office, que se planificó con espacio para guardar. De hecho, el office es el corazón de esta cocina, de ahí su ubicación privilegiada y su decoración "cañera, con la lámpara de colores y las sillas naranjas. Aquí es donde se cuece todo lo de una familia. Y debe ser la zona central", sostiene Paz.

Banco a medida. Mesa de Maisons du Monde. Sillas de Super Studio. Lámpara de Gofi. Cojines, en La Maison. Bandeja de Muy Mucho.
0937. Un comedor para las reuniones familiares

884.

Un comedor para las reuniones familiares

Una de las prioridades de los propietarios con la reforma era hacerse una casa a su medida que, sin ser pequeña, resultara acogedora. Porque en la que vivían se les había quedado demasiado grande tras irse los hijos de casa. Pero tenían claro que también debía poder adaptarse para las reuniones familiares. Por eso el comedor se planificó capaz, pensado para cuando están todo. 

0962. Detalles que suman encanto

885.

Detalles que suman encanto

En la línea de crear una casa muy acogedora y vivida, Asun decoró el comedor con un gran espejo envejecido, que suma calidez y singularidad a este espacio vestido con las piezas básicas. Un bufet a medida a juego con el banco del salón permite tener a mano el menaje. 

La mesa y la lámpara de techo son de Coton et Bois. Las sillas, de Matèria. El bufet es un diseño realizado a medida por la decoradora.

Pano1207-1211. Cocinar con vistas al jardín, ¡ahora es posible!

886.

Cocinar con vistas al jardín, ¡ahora es posible!

"Antes, desde la cocina no se veía el jardín, porque había un mueble que la separaba del comedor de diario. Aprovechamos las obras para unificar los dos ambientes y creamos una península que nos sirve de barra de desayunos y, a su vez, separa visualmente ambas zonas sin restar vistas ni luz”. 

Mesa , sillas y lámpara de mimbre del office de Coton et Bois.

 MG 8284. Una escalera que es como una escultura

887.

Una escalera que es como una escultura

Como a María le gusta mucho jugar con la luz y la sutileza de los tonos, el blanco de las paredes se rompe con un poco de beis que después en la escalera es un poco más gris. Ahí la textura del micromortero (“es parecido al microcemente pero con un grano un poco más grueso y resistente”, nos aclara María) potenció este efecto. “Nos sorprendió muchísimo una vez acabado. Como los escalones también son este mismo material, el resultado parece casi una escultura”.

Mesa diseñada por la decoradora y realizada en Zur-Eder. Sillas y
reloj de Valentina Shop. Bandeja de Kado y textil de J70 Decoración.

comedor con pared oscura y arco 00451210. ¿Y si destaco una pared de un color?

888.

¿Y si destaco una pared de un color?

Los colores crean efectos ópticos. Así, si pintas de un color más intenso la pared del fondo de una estancia, la 'acortas' visualmente, ensanchándola. Pintándola más clara, gana profundidad. El color también ayuda a destacar una pieza especial, porque la mirada se dirige hacia esa pared. E independientemente del efecto, si hay un color que te encanta, pero te resulta excesivo para toda una estancia, dedícale una pared: dotarás a tu casa de un espacio más interesante.

00464860. ¿Cuánto puede tardar un pintor en pintar toda la casa?

889.

¿Cuánto puede tardar un pintor en pintar toda la casa?

Un pintor tarda 4 o 5 días en pintar un piso de unos 80 m2. Si la casa está vacía y las paredes en buen estado, el trabajo es más sencillo y los tiempos pueden acortarse.

00358061. ¿Cómo influyen los muebles y el suelo al elegir el color?

890.

¿Cómo influyen los muebles y el suelo al elegir el color?

Junto con las paredes, muebles y suelos determinan el color de tu casa. ¿Tienes muebles pesados y suelos de madera oscuros? Unas paredes de tonos suaves como el beige, el melocotón o un blanco roto aligeran el ambiente y dan amplitud y luz. En cambio, si la decoración es muy neutra, con muebles claros y ligeros, un color de paredes más intenso como el verde o el rojo burdeos crea contraste y da personalidad.

Antes y después - Reforma terraza. Después: una terraza para hacer vida al aire libre

891.

Después: una terraza para hacer vida al aire libre

Para sacarle el máximo partido al espacio, se organizó en dos zonas: la del fondo se reservó para el estar, con un banco realizado con una tarima de madera y amplias colchonetas. Fíjate en el biombo de madera, oculta las máquinas de aire acondicionado de una forma decorativa. Así quedaba libre el resto de la terraza para ubicar un completo comedor de exterior.

Banco de madera de ipé. Banqueta, de Let's Pause. Sillas, de Decosingular.
personalidad-y-decoracion-00497704 O. Entusiasta, siempre rodeado de cosas

892.

Entusiasta, siempre rodeado de cosas

Son personas versátiles y optimistas, espontáneas y prácticas. Viven rodeados de cosas y objetos, recuerdos de viajes y un mix de estilos. En función de esta personalidad la decoración de su casa será muy estimulante. Mezclará formas y colores que aparentemente no tienen ninguna relación entre sí (por ejemplo, marcos antiguos y modernos, lo viejo y lo nuevo). Huye de lo aburrido, feo o monótono.

Sofá de Becara y butacas en Nathurai Cotton. Mesa de centro y espejo de Batavia y alfombra en Tailak.
00500588. Madera e hidráulico, una pareja ideal

893.

Madera e hidráulico, una pareja ideal

Lejos de desentonar, este dúo de pavimentos resulta muy decorativo, aunando practicidad y personalidad. Para el comedor se ha optado por un suelo de madera de roble con nudos, lo que le confiere el punto rústico que querían los propietarios. Mientras que en la cocina se ha preferido una opción más sufrida, de ahí que se haya elegido un porcelánico que imita las baldosas hidráulicas. 

Suelo cerámico que imita el mosaico hidráulico, de Neocerámica. 
00497574. Un suelo de baldosas en forma de damero

894.

Un suelo de baldosas en forma de damero

Sin duda, una propuesta muy original que da mucha personalidad a este office y le confiere, además, un aire clásico por la colocación en damero de las baldosas. 

00489231. Un porche con un suelo de mármol restaurado

895.

Un porche con un suelo de mármol restaurado

La belleza de este mármol hizo que valiera la pena restaurarlo para darle una nueva vida. Sus tonos arenosos encajan a la perfección en este porche de aire rústico chic, y su veteado marcado le dan carácter. 

00500578. Con tarima de madera tropical

896.

Con tarima de madera tropical

Si apuestas por la madera en el exterior, elige una variedad tropical, como se ha hecho aquí. Su alto contenido en aceites las hace más resistentes a la intemperie. 

00489191. Un suelo de madera para el comedor de exterior

897.

Un suelo de madera para el comedor de exterior

En este comedor de verano el pavimento de listones de madera le va a las mil maravillas, reforzando su look campestre. Además, ayuda a delimitar la zona del comedor del resto de jardín, donde domina el césped. 

00480785 O. Continuidad visual con un pavimento de microcemento

898.

Continuidad visual con un pavimento de microcemento

De un suave color arena, este suelo de microcemento resulta luminoso, fresco y a la vez acogedor. Además, permite unificar visualmente el comedor con la cocina, que comparten el mismo suelo. 

00310830. Un porche de verano con un suelo de mármol macael

899.

Un porche de verano con un suelo de mármol macael

En este porche, el suelo de mármol macael de acabado envejecido, transmite sensación de frescor y a la vez una elegancia clásica atemporal. 

00490380. Una decorativa alfombra cerámica en el comedor

900.

Una decorativa alfombra cerámica en el comedor

Las alfombras cerámicas son una opción de moda que, además, resulta super práctica, ya que protege las zonas más sensibles a las manchas, en este caso, la mesa del comedor. 

Parquet de roble de Azul Acocsa, igual que la alfombra cerámica. 

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?