1 /15

1.

1. Antes: un dormitorio anticuado y sin encanto

Dormitorio antes de reforma de Pia Capdevila
Pia Capdevila

Este dormitorio tenía muchas posibilidades, porque era grande. Pero el mobiliario se había quedado desfasado y la decoración no ayudaba a hacerlo apetecible. Necesitaba un cambio de look integral. 

2.

Después: un dormitorio moderno y luminoso

Dormitorio moderno con cabecero XL con lamas de madera

Cuesta creer que este moderno dormitorio sea el mismo de antes... Y lo mejor, sin necesidad de tocar ni una pared. La decoradora Pia Capdevila conservó la distribución del dormitorio, pero lo renovó por completo, desde el pavimento –de un tono de madera anaranjada a este suave beige– hasta el mobiliario, que combina laca y madera.

Cabecero y mueble lacado en blanco, diseño de la decoradora. 

3.

Después: un cabecero alistonado

Dormitorio con cabecero de listones de madera.

La pieza estrella es el gran cabecero de lamas que reviste toda la pared. Es una solución que, no solo decora, sino que oculta el hueco del cabecero original. Y tiene, además, truco. Descubre cuál es revisitando la casa

4.

2. Antes: un dormitorio oscuro y desangelado

Dormitorio antes de transformación de Sol van Dorssen

Este dormitorio tenía espacio y luz, pero el color de las paredes y la elección de un mobiliario oscuro jugaban en su contra, sumiéndolo en una atmósfera apagada y tristona. 

5.

Después: un dormitorio súper luminoso, bien aprovechado y alegre

Dormitorio renovado por Sol van Dorssen con muebles blancos y espacio para guardar

Nuestra estilista Sol van Dorssen, de Vestir tu casa, transformó ese dormitorio oscuro y poco apetecible en uno luminoso, alegre y muy primaveral. ¿La clave? El juego de colores: blanco, amarillo y un suave, pero cálido topo para las paredes.

Cabecero, cajonera y banco diseño de Carpinteria Jo Pa Álvarez. Cestos a pie de cama de Catalina House y Natura Casa. 

6.

Después: la clave está en el color

Dormitorio con mueble de obra lacado en blanco.

Sol empezó por lacar los muebles, que siendo los mismos, ¡parecen otros! Y decoró el dormitorio con muchos textiles, todos ellos en amarillo, un color vitalista y luminoso.

7.

3. Antes: un dormitorio grande con un pupurrí de mobiliario

antes dormitorio paula duarte
Paula Duarte

Grande no siempre significa mejor. Y buena prueba de ello es este dormitorio, que iba sobrado de metros pero le faltaba encanto. El negro del mobiliario endurecía mucho el espacio, que no resultaba apetecible. La decoradora Paula Duarte, a pesar de todo, le vio muchas posibilidades. ¿Lo vemos ahora?

8.

Después: un dormitorio moderno, estiloso y acogedor

Dormitorio de Paula Duarte moderno y estiloso

¡El cambio ha sido radical! La decoradora ha vestido el espacio con los textiles, para hacerlo más acogedor y elegante. Ha elegido un cabecero tapizado rematado con tachuelas y para las cortinas ha optado por un diseño con un faldón decorativo, que las hace aún más estilosas.

Cabecero, mesillas y lámpara de Kenay. Banqueta de Maisons du Monde. 

9.

Después: mismo suelo, nuevo efecto

zona del vestidor de un dormitorio con comoda y butaca 00527498 O

Una gran alfombra blanca hace más agradable la pisada y, además, camufla un suelo oscuro, que la decoradora ha conservado. Descubre cómo es la nueva casa de Paula Duarte

Banqueta, de Maisons du Monde. 

10.

4. Antes: un dormitorio pequeño y muy oscuro

Antes dormitorio Natalia Zubizarreta
Natalia Zubizarreta

El armario de madera oscura y el cabecero azul se comían los pocos metros de este dormitorio, que no tenía ningún atractivo decorativo. Espera a ver el cambio... 

11.

Después: un dormitorio renovado con el color

Dormitorio pequeño blanco renovado por Natalia Zubizarreta
Natalia Zubizarreta Interiorismo

La decoradora Natalia Zubizarreta se alió con el color para rejuvenecer y actualizar este dormitorio pequeño. Conservó el armario, que era de madera oscura, pero lo pintó en blanco y le cambió los tiradores, convirtiéndolo en un armario nuevo.

12.

Después: una decoración más ligera

Dormitorio pequeño con cabecero de bambú y ropa de cama blanca y mostaza.
Natalia Zubizarreta Interiorismo

Llevó el blanco, también, a las paredes y cambió el cabecero azul por uno de bambú, fresquito, ligero y de moda. Si te ha gustado el cambio del dormitorio, ¡no te pierdas el resto de la casa!

13.

5. Antes: un dormitorio desaprovechado sin espacio para guardar

Dormitorio antes de cambio con armario pequeño

Este dormitorio estaba totalmente desaprovechado. Y, además, no resultaba práctico, porque contaba con un mini armario, totalmente insuficiente. 

14.

Después: un dormitorio con una estructura tipo puente muy capaz

Dormitorio blanco con mucho espacio para guardar

Nuestra estilista Sol van Dorssen ha sido la encargada de transformar ese dormitorio desaprovechado y poco práctico en uno súper capaz al que no le falta nada. Y lo mejor, con una inversión low cost, ya que esta estructura, que integra dos armarios en los laterales y cuenta con una estructura tipo puente que salva la cama, se compone de muebles de IKEA.

Amarios, estructura tipo puente y cama de IKEA.  

15.

Después: luminoso y con sitio para todo

Dormitorio pequeño con un armario tipo puente.

En blanco, es ligera siendo muy capaz. Los textiles en amarillo contribuyen a iluminar un espacio en el que el multicolor pavimento de mosaico podría restarle luz. 

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.