Tips de expertas

Claves para decorar el salón

Si tienes pensado redecorar tu salón, ve con la lección bien aprendida. Pon en marcha estos consejos y conseguirás darle ese plus de estilo que le hace falta

Mesas-de-centro-pequeñas 00516929

Cada salón es un mundo: los hay más pequeños y más grandes, con más o menos luz natural, cuadrados, rectangulares, o incluso, en forma de L... Sea como sea el tuyo, aquí tienes los pasos a seguir para sacarle el máximo partido con las ideas de decoración para el salón de nuestras interioristas. ¡Toma nota!

1. Agrandar el salón sí es posible

Salón en tonos neutros y madera con amplia mesa de centro

¿Cómo? ¡Con muebles grandes! Los pequeños, al contrario de lo que pensamos, lo empequeñecen. Lo mismo ocurre con los suelos de las lamas de madera estrechas o baldosas pequeñas.

2. Ganar luz y espacio

La clave para ganar espacio es despejar el salón. ¿Cómo? Con muebles a medida de pared a pared o de suelo a techo en el mismo tono de la pared. Una vitrina o un aparador ayudarán a ganar sitio de almacenaje, ¡y a decorar tu salón con mucho gusto! Para que entre el máximo de luz evita muebles altos junto a las ventanas.

3. Acertar con la distribución

Salón en tonos neutros y accesorios en colores rosa, naranja y malva con alfombra beige y lámpara de pie

En términos de distribución y decoración de salones, hay que empezar por las piezas grandes: el sofá, el mueble de TV y la mesa de centro. Además, hay que tener en cuenta las proporciones y la ubicación de ventanas y radiadores para encontrar el mejor sitio para colocar los muebles. Una vez dispuestas estas piezas en su lugar, pasemos a los detalles más personales para decorar el salón definitivamente: ¿tienes muchos libros? ¿Necesitas disponer de más asientos? Adapta el espacio a tus necesidades antes de elegir los complementos y pequeños muebles que completarán la decoración del espacio.

4. Mantener el orden con estanterías abiertas

Mesas-de-centro-pequeñas 00516929

Unos estantes en la pared o una estantería abierta, tú decides qué poner según el número de piezas que quieras colocar. Ya sean libros o vajillas, el orden debe ser prioritario. En el caso de los libros, recuerda colocarlos en horizontal y vertical y entremezclarlos con objetos decorativos no muy grandes, como en la imagen. Para las vajillas, puedes apilar algunos elementos dejando otros huecos más despejados. Procura mantener la zona limpia: la acumulación de polvo es el gran inconveniente de este tipo de muebles ¡pero merece la pena tenerlo todo a la vista! Además de tendencia, lograrás desahogar el espacio.

5. Optar por líneas curvas y formas orgánicas

salon verde con maderas claras 00480522 O

Junto a la linealidad que ofrecen la estantería, el sofá o la chimenea (si tienes), elige mesas circulares o sin aristas, pufs y alfombras redondas o butacas con curvas que le den al salón dinamismo y faciliten el libre movimiento en la zona de estar. En este rincón de lectura añadido al salón, se combinan líneas rectas y curvas logrando un equilibrio perfecto.

6. Colocar un espejo en un lugar estratégico

fer8072 a54638a8 1200x1600

Ya sabes que es uno de los trucos infalibles para ampliar visualmente los espacios. Un espejo apoyado en la chimenea, como el de la imagen, o en la pared del sofá ¡hace milagros! Además la luz se refleja en él con lo que la luminosidad se multiplica. ¿Uno o varios? Es preferible poner uno grande que varios pequeños. ¿Otra opción acertada? Ubicarlos enfrentados.

7. Vestir las paredes

00499178

Entre abarrotarlas y dejarlas desnudas hay un término medio que es el correcto. Decora las paredes con cuadros, fotos, estantes o molduras y les darás protagonismo. En este salón de la imagen se ha optado por unas molduras colocadas en vertical y horizontal, que adornan por sí solas dándole a la estancia un punto grácil y sofisticado. Si quieres que llamen la atención, píntalas de un color neutro —yema, beis o gris— y aportarán calidez.

8. Dudar entre una o dos mesas de centro

9 mesa de centro 00451642 O

Todo depende del espacio que tengas y de tu gusto personal. No son indispensables pero indudablemente resultan útiles. Si te decides a ponerlas, mejor opta por modelos nido que te permiten ampliarlas cuando las necesites o con capacidad de almacenamiento, como esta de la imagen, para tener tus revistas ordenadas o trasladar fácilmente lo que hay sobre su superficie.

9. Prolongar el salón a la terraza o viceversa

00477583

Es un truco diez para duplicar las dimensiones del salón, sobre todo, en verano con las puertas abiertas. La clave está en elegir unas correderas con perfilería fina que den todo el protagonismo al acristalamiento. Procura mantener los cristales bien limpios para que dejen pasar bien la luz mientras las puertas se mantengan cerradas y lograr ese efecto tan mágico de integrar el exterior en el interior. ¡Será como estar en la calle, sin moverte de casa.

10. Añadir piezas heredadas

00454716

Si estás deseando ir a casa de tu madre o de tu suegra para hacerte con esa vitrina o cómoda a la que has echado el ojo hace tiempo, ¡tranquila, todo llegará! Y es que, a nosotras como a ti, cada vez nos gusta más la mezcla de lo nuevo y lo viejo. Es una manera muy sencilla de poner en alza la decoración del salón a la vez que traes a tu memoria tan buenos recuerdos. ¿Qué no tienes nada que heredar? Visita mercadillos ¡son una auténtica caja de sorpresas!

11. Decorar el salón con obras de arte

00435768

Si te gusta el arte en su amplio sentido de la palabra, no dudes en hacerte con alguna pintura o escultura, colocarla en el salón y lo revalorizarás al instante. ¿No tienes presupuesto para adquirir una obra de un artista de renombre ¡no importa! Siempre hay autores emergentes ¡que quién sabe a dónde pueden llegar con el paso del tiempo!

12. Contar con muebles bajos para almacenaje extra

banco con puertas abatibles 00435767

Es una excelente alternativa a la opción de aprovechar toda la altura de la pared. Además cuenta con la ventaja de que no satura el espacio y deja la pared libre para vestirla con cuadros y fotos. Esta imagen —detalle de la anterior— muestra la capacidad interior que tiene el mueble; en él podrás guardar desde revistas hasta ropa de mesa. La clave está en organizarlo bien y elegir una abertura que no reste espacio, como estas puertas abatibles.

13. Apostar por muebles a medida

Muebles a medida en salones pequeños 00435792

Es la mejor opción, sobre todo, si tu salón es pequeño y los muebles estándar no se ciñen al tamaño que necesitas. Librerías, mesas rinconeras, sofás o aparadores se ajustarán como un guante allí donde quieras ponerlos, si los encargas a medida. No descartes tampoco los muebles modulares y adáptalos a tu espacio.

14. Darle a una pared un toque de color

salon-pintado-de-azul--con-puertas-blancas 00516821

¿Estás cansada de colores claros en las paredes del salón y quieres darle un nuevo look? ¡Atrévete a pintar una pared de un color diferente! Eso sí, en el resto del mobiliario deberá predominar la neutralidad. Verás cómo lograrás un espacio súper personal. Es lo que ha hecho en este salón la interiorista Paula Duarte, pero no en una pared sino en su totalidad. El azul invade el estar dándole un aspecto súper refrescante.

15. Personalizar el salón con un papel pintado

00518497 O

Al igual que en el punto anterior, puedes optar por empapelar una pared para darle protagonismo únicamente a ella o todo el salón. En la imagen se ha optado por enmarcar la zona del balcón con un papel súper elegante. Recuerda que solo una pieza puede focalizar la atención: un sofá, un aparador, una alfombra, una butaca o, como en este caso, el papel pintado. ¡Nunca deben rivalizar dos o más objetos para no saturar el ambiente!

16. Crear un espacio green

rincon salon blanco con pufs azules chimenea y puerta de cristal 00477542

¡Nos encantan las plantas! Dan vida y alegría a cualquier espacio. Por eso, no pueden faltar en la decoración de tu salón. Las preferimos grandes a pequeñas para que se vean bien. ¡No te olvides de ocultar las macetas con un cesto o un portamacetas de cerámica bonito! Colócala en un rincón que no moleste a la hora de circular, como en este retranqueo que ha aprovechado la interiorista Meritxell Ribé para ubicarla.

17. Elevar el sofá a centro de reunión

salon-tonos-neutros-mesa-de-centro-madera 00522704

En él te sientas a descansar, a ver la tele y a mantener conversaciones sinfín con los tuyos. Sin duda, es el elemento más importante del salón porque no deja de ser un lugar de encuentro. Por eso, tómate tu tiempo para elegir el modelo que mejor se adecúe a tu espacio y a tu forma de vida. Un sofá en forma de L, como el de la imagen, ocupará menos y aumentará el número de plazas. Y si estás cansada de ver el mismo sofá, quizá es hora de retapizarlo o de ponerle una funda que le de otra apariencia. ¡Será como estrenar uno nuevo! ¿Quieres saber cómo acertar en su elección?

18. Y acompañarlo con una butaca (o dos)

Completar el sofá con butacas 00526298

Colocar una butaca o dos, juntas o una a cada lado del sofá, servirán para cerrar la zona de estar con broche de gala. Puedes elegirlas con la tapicería a juego o de diferente diseño, si quieres darles a los sillones más protagonismo. Es lo que han hecho en este salón las interioristas Isabel Flores, Nuria Almansa e Isabel Font al elegir ese estampado geométrico, tan de tendencia. Descubre otras combinaciones de sofá y butacas igual de acertadas.

19. Diferenciar (e integrar) la zona de comedor

Diferenciar la zona del comedor 00526284

Es posible que tu salón comparta espacio con el comedor pero, ¿cómo puedes dar a cada uno un ambiente diferente? Puedes jugar con un zócalo o con el papel pintado, como han hecho aquí las interioristas Isabel Flores, Nuria Almansa e Isabel Font, y empapelar la pared del comedor con un estampado vistoso que lo zonifique. Ahora que se lleva tanto la conexión con la Naturaleza, aprovecha esta tendencia para introducir el exterior en el interior con flores, hojas y elementos botánicos. Si colocas el comedor junto a la pared, te permitirá liberar espacio en el centro y crear sensación de amplitud. A pesar de marcar diferencias, puedes integrar salón y comedor, por ejemplo, utilizando otros "ingredientes" verdes en el estar, dándole homogeneidad y armonía al conjunto.

20. Poner muebles funcionales y decorativos

Poner muebles funcionales 00519619

Una librería si tienes muchos libros, una vitrina para almacenar la vajilla o una cómoda con cajones para guardar ropa de mesa pueden ser clave en la decoración de tu salón. Nunca hagas ascos a un mueble de almacenaje extra, porque te ayudará a poner orden en la zona de estar, caótica por naturaleza, al ser usada por todos los miembros de la casa. ¡Y no te olvides de decorar sus superficies con piezas de diferentes alturas y volúmenes! Así lo han hecho en esta cómoda las interioristas Cristina Afán de Ribera y Loreto Balbuena.

21. Solucionar el reto de los salones rectangulares

Si tienes un salón rectangular opta por decorar con piezas poco profundas y alargadas. Y no te cortes en crear un ambiente auxiliar, como un rincón de lectura o de trabajo. Estos ambientes también encajan en salones en forma de “L”, delimitándolos con un mueble o asientos bajos.

22. Acertar con las telas

Cojines en coloridas telas con flores o en tonos beige

Las telas naturales son siempre un acierto en términos de decoración del salón y del comedor. Las tapicerías de lino y algodón son cálidas en invierno y frescas en verano, y además, son telas que crean unas caídas espectaculares en cortinas y estores, ¡y gradúan la luz! Para los tapizados es mejor escoger tejidos sin mucha trama. Las alfombras: de algodón o kílims sobre esteras vegetales en verano y, en invierno, de lana y seda. ¿Quieres acertar de pleno a la hora de elegir las cortinas para el salón?

23. Contribuir al buen color

Salón en tonos beige con sofá crema y cojines de colores

El color influye muchísimo en la decoración de cualquier estancia. Lo mejor es optar por una base neutra y serena: techo blanco, paredes claras o tonos suaves que recuerden a la Naturaleza en los muebles principales. Y para dar dinamismo, ten en cuenta estas ideas de decoración del salón: cojines alegres, lámparas y objetos de diseño.

24. Fijarse en el suelo

Entrada a salón con suelo entarimado y mucha luz

Para los suelos nada mejor que las tarimas de roble natural o, al menos, que lo imiten bien. Apuesta por acabados matizados con cera, barniz ecológico o ligeramente blanqueado, tostado o grisáceo. Las lamas, a partir de 22 cm de ancho, o en anchos combinados de 22 a 30 cm para dar movimiento. Y, en fincas regias, colocadas en punto de Hungría –en espiga, con un ángulo de 45º–. Y si tienes la suerte de tener un suelo antiguo como un mosaico hidráulico modernista, déjalo tal cual está, o bien, intenta recuperarlo con un pulido ligero. ¡Son auténticas joyas y decoran por sí solas!

25. Iluminar de forma correcta

Una buena iluminación es fundamental para el bienestar y una decoración 10. Y más aún en el salón: el espacio más social de la casa. Eso sí, intenta no abusar de los focos empotrados, porque tu salón puede acabar pareciendo una pista de aterrizaje. Para decorar tu salón con gusto, la luz debe ser indirecta, con lámparas de pie, de lectura y de mesa que ambienten en varias direcciones. Si puede ser, de intensidad graduable con reguladores o domótica. Y, sobre todo, ¡luz cálida!

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?