Camas

602 /3947
Dormitorio con gran armario de tres cuerpos y ventanales a pie de cama_00483288

301.

Un armario ropero muy capaz y discreto

En este dormitorio se impone un total look en blanco. Y los armarios, de suelo a techo, no podían ser una excepción. De frentes lisos y con tiradores metálicos, se integran como un guante en la decoración.  

Dormitorio con armarios gemelos a cada lado de ventana y zona de despacho_00495461

302.

Dos armarios roperos (y gemelos) actuales y con cuarterones

Sí, los armarios con frentes con cuarterones también pueden ser actuales. Elige molduras minimalistas y de líneas rectas y completa el armario con un tirador moderno, como se ha hecho aquí. Estos armarios, que salvan la ventana y permiten aprovechar el espacio con una completa zona de trabajo, se han equipado con cajones, que a su vez pueden servir para abastecer el despacho. 

Armarios diseño de Marina&Co. 
Dormitorio rústico moderno con armarios que separan del baño_00502021

303.

Un armario a modo de separación del baño

En este amplio dormitorio en suite los armarios a medida cumplen triple función: además de roperos, sirven de separación del baño, regalando intimidad a este espacio integrado en la suite, y son decorativos por sí solos. Y es que a pesar de pintarse igual que las paredes y no tener tiradores, no pasan inadvertidos. Son discretos, sí, pero muy decorativos: cortados para que la madera quede rugosa, se han pintado rebajando el color con agua, de tal manera que salen a relucir los nudos de las lamas. ¡Qué acierto!

Armarios diseño de las decoradoras Natalia y Dulo Roma y realizados a medida por Fusteria Adam. 
Dormitorio con cabecero tapizado rosa y serie de cuadros de peces_00511520 O

304.

Una composición de dibujos simétrica

Orden y equilibrio. Es lo que transmite esta composición de 9 cuadros. La clave es la elección de una serie de láminas de la misma colección y la uniformidad de tamaños y de los marcos. 

Cabecero de Rue Vintage. 

 

Dormitorio blanco con dos cuadros en la pared del cabecero_00508451 O

305.

Dos cuadros complementarios a modo de cabecero

Estos dos cuadros funcionan bien por separado, como se han colgado aquí, pero también juntos, ya que son dos partes de un todo. En este dormitorio, además, al prescindir de cabecero, enmarcan visualmente el espacio de la cama y le dan protagonismo. 

Banco, en Tot Interiors.
Dormitorio con pared azul y cabecero de madera y tres cuadros apoyados_00522726

306.

Un trío de láminas apoyado en la repisa del cabecero

En decoración los tríos funcionan. Y tiene su por qué: y es que reunir tres objetos crea un conjunto más armónico que dos y decora más que uno sin llegar a llenar. Y en este dormitorio la decoradora Begoña Susaeta lo ha puesto en práctica con estos tres cuadros, una solución de decoración de la pared del dormitorio informal que funciona. 

Cabecero, diseño de Sube Interiorismo, realizado por Ebanistería Landa. Mesita de noche, de Hübsch. Aplique AJ blanco de Louis Poulsen, en Susaeta Iluminación.
dormitorio-ventana-pie-cama-comoda-alfombra 00524270

307.

Un cuadro apoyado en una cómoda

La pared del cabecero suele ser la estrella del dormitorio, por enmarcar la cama, pero eso no significa que tengamos que reservar los cuadros para esa pared. De hecho en este dormitorio se ha destinado en la pared a pie de cama, creando una composición con la cómoda

Cómoda de Crisal Decoración. 
Dormitorio de piso regio con decoración en azul y blanco y dos cuadros azules_00521166

308.

Dos cuadros a juego con los colores del dormitorio

En este dormitorio la elección de los cuadros, dominados por el azul, no es casual. El pavimento, un precioso mosaico Nolla con motivos en azul, tiene mucho peso visual en este dormitorio convirtiéndose en activo de la decoración. Por lo que no es de extrañar que sus colores –blanco, azul, gris y negro– hayan influido en la elección de la ropa de cama, el cabecero y, por descontado, los cuadros, dos piezas de la misma serie que se han colgado abarcando toda la pared del cabecero. 

Cuadros de Little House. 

 

Dormitorio blanco con composición de cuadros_00508333

309.

Una composición casual con una temática común

En este dormitorio se ha aprovechado el arrimadero a modo de repisa para apoyar dos bonitos cuadros mientras que los dos restantes se han colgado, creando una composición casual y dinámica. A pesar de combinarse láminas de diferente tamaño y marcos, la composición respira sensación de conjunto gracias a una temática natural común. 

Ropa de cama de Privalia.
Dormitorio con lucernario y mujer sentada en banco_00510470

310.

Dos cuadros a juego con marcos gemelos

Si no quieres fallar a la hora de combinar dos o más cuadros, la opción más segura es apostar por una serie, como se ha hecho aquí. En este caso, además, se ha elegido el mismo marco de espejo. 

Sofá a medida con colchoneta de Cusó Tapissers.
Dormitorio blanco con ropa de cama azul y cuadro en el cabecero_503768

311.

Un gran cuadro en sintonía con el estilo del dormitorio

A la hora de elegir cuadros para dormitorios, es importante tener presente la decoración de ese espacio. En este dormitorio, por ejemplo, fresquito, ligero, dominado por el blanco, y que invita al relax, pedía un cuadro en sintonía. Y este, que evoca el mar, le va como anillo al dedo. Para lograr un look más coordinado, puedes hacer como aquí y elegir la ropa de cama a juego con los colores del cuadro. 

Proyecto de Pipi & deco. Cabecero realizado a medida. 
Dormitorio blanco fresco con ropa de cama amarilla y verde_00485094

312.

Dos ilustraciones botánicas muy casual

La elección de estos soportes para colgar las láminas da un look desenfadado y relajado a la composición, muy en sintonía con el estilo sereno y boho de este dormitorio. 

Ilustraciones de Jardiland. 
 MG 4590

313.

Cabeceros de cama que juegan al contraste

¿Qué material queda mejor a la hora de tapizar un cabecero de cama? Cualquier tejido que sea natural. Este de la imagen en lino le da un toque súper elegante. Se ha optado por el blanco para que contraste con la pared pintada en gris oscuro. Además ¿no te da la sensación qué el blanco ilumina el dormitorio? Elígelo también en la lámpara —el pie o la pantalla— y en los almohadones. ¿Te gustaría saber cómo hacer un cabecero de lino paso a paso?

 DSC7598

314.

¿Cabeceros de cama personalizados? ¡Lo más!

¿Quieres ser absolutamente original a la hora de crear tu cabecero de cama? La interiorista Julia Casals sugiere esta magnífica idea: customizar una alfombra de fibra y forrar con ella un tablero de madera. ¿No te parece una sugerencia de diez? 

Alfombra de fibra, de Zara Home.
Cabecero de capitoné oscuro 00521448

315.

Un cabecero sobrio pero elegante

Si te gustan los cabeceros tapizados en colores oscuros, no pierdas de vista este en azul oscuro. Se trata de un diseño de la interiorista Lucía Mariñas que contrasta con las paredes en blanco. En la ropa de cama ha intercalado tonos cálidos y fríos para restarle seriedad al dormitorio.

Tela del cabecero, de Gancedo. Mesita de noche, de Ikea. Aplique, de Other Lamps.
Cómo-elegir-el-cabecero-00503850

316.

Cabeceros de cama enmarcados tipo cuadro

Si careces de cabecero, mira qué forma tan sencilla de crearlo: tapiza un tablero de madera y enmárcalo con unos listones lacados del mismo color que la pared. ¡Este en blanco ha quedado así de espectacular! Casi se funde visualmente con la pared dándole uniformidad. Este lo ha diseñado la interiorista Asun Antó y no puede ser más acertado.

Cabecero tapizado con marco de DM, diseño de Asun Antó. Mesita de noche y lámpara, de Coton et Bois. 
00507001 O

317.

Tapizado, el must have

Los cabeceros tapizados, altos y de capitoné son el modelo ideal para tu dormitorio. Y si además lo eliges en un tono gris le darás un plus de estilo. Es lo que hizo en esta estancia la interiorista Natalia Zubizarreta para contrastar con la pared blanca de molduras. ¡Menudo éxito!

Cabecero, de Calse. Aplique, de DCW. Mesitas de noche, de Crisal. 
00511411 O

318.

Cabeceros de cama en total white

Si tu dormitorio es pequeño, opta por colores claros en los revestimientos y en el cabecero que lo amplíen. Este modelo de obra en blanco diseñado por Asun Antó y Javi Baldrich se mimetiza con la pared y el techo también blancos agrandando la estancia. El cabecero de cama integra repisa, hornacinas con sobres de madera, a modo de mesillas, y cajones. La luz natural que entra por la ventana de tejado se refleja iluminando el dormitorio. Para la noche, unos focos empotrados en el techo hacen lo mismo. 

Lámparas y alfombra, de Coton et Bois. 
dormitorio-moderno-pared-piedra-cabecero 00513660 O

319.

Un cabecero muy de pueblo

¿Tu dormitorio tiene un estilo rústico? Atenta a este cabecero de obra a media altura que sube por la pared de piedra vista. Su repisa es lo suficientemente ancha para colocar libros de lectura y objetos decorativos, como espejos, velas y plantas. Para seguir con la línea natural se han dispuesto unas mesillas de noche de madera, en forma de troncos, a juego con el banco a los pies.

Mesitas de noche, lámparas y alfombra, de Dadà Interiors. Banco, de Filocolore.
00514952

320.

En madera

Un panel de madera hasta el techo hace de cálido cabecero de cama en este dormitorio. Los listones dispuestos en vertical alargan visualmente la altura de la estancia. La interiorista Asun Antó ha elegido un tono natural en la madera, a juego con el sobre de las mesillas y el banco ubicado a los pies.

Cabecero, mesitas de noche y lámpara, de Cado. Banqueta, de Catalina House.
00516871

321.

De obra, en blanco y gris

Otro buen ejemplo de cabecero de obra que va de pared a pared. Este diseñado por la interiorista Pía Capdevila propone dejarlo en blanco y pintar las hornacinas que hacen de mesillas de noche en el mismo tono gris que la pared. Y para iluminar las lecturas nocturnas ¿qué te parecen unos apliques integrados en él? ¡A nosotras nos gusta!

Cabecero de DM, diseño de la interiorista. Aplique, de Faro. 
Cabecero de madera formando rombos 00519928

322.

Un diseño de altura

¡Qué forma tan fantástica de aúnar dos tendencias: el cabecero de cama y las figuras geométricas! Este impresionante modelo de la imagen, en madera trabajada formando rombos, es un diseño de Andrea Diego y Vanesa Vergara, de IN56. Va de suelo a techo y de este penden dos lamparitas tubulares súper discretas.

Cabecero de madera de roble, fabricado por Ebanistería Landa.
 No dejarse asesorar por un profesional 00524457

323.

Con listones en vertical

La interiorista Pía Capdevila ha diseñado para este dormitorio un cabecero realizado con lamas de madera rechapadas de roble. La verticalidad de los listones engañan a la vista y hacen que la estancia parezca más alta. Las mesillas de noche de obra con cajones y hornacinas también son diseño de la interiorista. Como lámparas de noche ha elegido unos modelos de techo en dorado.

Banco de mimbre, de Carolina Blue. Lámparas, en Maisons du Monde. 
Cabecero en capitoné rosa 00524521

324.

Y cabeceros en rosa, ¡tan chic!

¿Te gustan los cabeceros en capitoné? ¡Aquí tienes otro! Este tapizado en rosa es un diseño de Marta Prats, a juego con los tonos del papel pintado de la pared. ¿No te parece súper romántico? Para la ropa de cama, elige como la interiorista, tonos pastel que vayan del azul al salmón ¡y acertarás de pleno!

Cabecero y papel pintado Woodland, de Sanderson, en La Maison.
Dormitorio con armarios tipo puente en la pared del cabecero y ropa de cama amarilla_0522397

325.

Alíate con el amarillo Illuminating en la ropa de cama

Los textiles son los grandes aliados para renovar el dormitorio según las tendencias de cada temporada. Apuesta por una funda nórdica o un plaid de amarillo Illuminating y pon a la última tu habitación en un abrir y cerrar de ojos. Aquí, además, el look de tendencia se ha llevado a la máxima expresión completando la cama con una banqueta tapizada en gris, el otro color de moda este año según Pantone. 

Ropa de cama y cojines de Ikea. 
dormitorio-ventana-pie-cama-comoda-alfombra 00524270

326.

Usa el amarillo Illuminating para los detalles

¿Y por qué no reservar el color de tendencia para un cuadro? Es un guiño al color del año de Pantone pero sin tener mucha presencia, un toque sutil que, además, encaja a la perfección con la base cromática de este dormitorio, dominada por los neutros.  

Dormitorio clásico con cabecero de espejos y cojín amarillo Illuminating

327.

Lleva el amarillo Illuminating a los cojines

Es la manera más fácil, rápida y probablemente económica de introducir el amarillo Illuminating en el dormitorio. Es un color que se lleva muy bien con los grises –no es casual que Pantone le haya aparejado con el Ultimate Grey–, blancos, verdes, azules y los tonos tierra. 

Cojín amarillo de Designers Guild. 

  

dormitorio con pared del cabecero de color gris_00489047

328.

Atrévete a renovar el color de la habitación con el Ultimate Gray

El gris es un color que lleva varios años siendo tendencia. Al ser un tono neutro tiene la virtud de encajar con cualquier gama cromática. Si no te atreves con toda la habitación, puedes pintar solo la pared del cabecero, como se ha hecho en este dormitorio.  

Dormitorio con ropa de cama azul y cuadro 00526451

329.

Houzz para crear tu álbum de ideas virtual

Con el inmenso catálogo de fotos dividido por estancias que te ofrece esta app será difícil que no encuentres inspiración para decorar tu casa. Guarda todas las ideas de diseño de artículos, visitas a proyectos y tutoriales, y con todas ellas lánzate a buscar arquitectos, interioristas y empresas de reformas. ¿Necesitas un consejo rápido? Pregunta a la comunidad, te responderán profesionales u otros usuarios. Disponible para iOS y Android. www.houzz.es

Banco, de Taller de las Indias.
Dormitorio marrón con terciopelo azul y rojo 00493824

330.

Brave Ground, una cálida mezcla de marrón y gris

El color del año 2021 de Behr Paint se llama Brave Ground y es esta cálida mezcla de marrón y gris. Al tratarse de un tono neutro, puedes usarlo sin problemas para pintar o empapelar las paredes del dormitorio y el salón. El truco: alternar colores más vivos (y estampados y texturas) en los textiles para huir de la monotonía.

​Papel pintado, de La Maison. Cabecero, diseño de Marta Prats realizado por Fusteria Catot. Apliques, en Avanluce.
Dormitorio en blanco con plantas

331.

No te olvides de las plantas

Las plantas son uno de esos elementos naturales que no pueden faltar en ningún dormitorio moderno de aires escandinavos. Pero no hace falta convertir la estancia en una jungla urbana, basta con añadir un par de plantas o un ramo de flores secas en un jarrón sobre la mesita. Se trata de darle un toque de naturalidad al ambiente.

Dormitorio de invierno 00516830

332.

Mantas viejas y descoloridas

Abres el canapé de la cama, y ahí están, una horda de mantas viejas que llevas años usando ''porque total, las pongo debajo del edredón y no se ven''. Haznos caso, lo mejor que puedes hacer es meterlas en bolsas y donarlas a un refugio de animales. Después, cómprate una o dos mantas de lana de excelente calidad que se queden contigo el resto de tu vida. De este modo, además de poner tu granito de arena para que los perros y los gatos duerman calientes este invierno, ¡ganarás un espacio exquisito!

Dormitorio con papel pintado 00524521

333.

Arriésgate con ese papel pintado que te chifla

Llevas dándole vueltas varios meses, después de ver los acabados tan estupendos que ofrecen las firmas. Sí, decorar una pared con papel pintado es tu próximo objetivo. ¡Y estás emocionada! ¿En la cocina, en el salón o en el dormitorio, por dónde empezar? Seguramente por el cabecero del dormitorio porque ya has decidido que quieres un estampado bucólico que te ayude a soñar: un campo lleno de flores, unos animalitos del bosque o unas mariposas revoloteando tienen todas las papeletas de ser los diseños escogidos.

Dormitorio decorado por Marta Prats. Cabecero y papel pintado Woodland Walk, de Sanderson, en La Maison. 
dormitorio juvenil con cama en L y techo abuhardillado 00466702

334.

Empeñarte en poner una cama nido en la habitación de tu hija cuando no cabe

A tu hija preadolescente le encantaría invitar a su best friend a pasar la noche en casa y hacer una pijama party pero su dormitorio es el que es: un espacio no demasiado grande con una cama de 90 cm, un armario y un escritorio. Antes de cambiarle la habitación, te empeñabas en mirar camas nido para darle gusto. ¡Ayyyy, cómo somos las madres! Menos mal que tu pareja puso razón en tanto despropósito. "¡Pero si no cabe!" —te decía— al ver que tú erre que erre. ¡Un saco sobre la alfombra y problema solucionado!

Cama nido, diseño de la decoradora Celia Crego, realizado a medida por Carpintería Vigo Garrote. Papel pintado, lámpara de techo y alfombra, en Acevedo Muebles.
Dormitorio con cama vestida con mantas 00525565

335.

"No hay nada como una buena manta de lana en la cama"

Si fuera por tu madre en cada cama tendrías una manta zamorana. Es cierto que ahora no son tan pesadas como antaño, los tejidos son ligeros y transpirables pero en tu casa hace años que no entra una, al menos de esas. Sí que pones modelos muy livianos sobre la cama que, además de abrigaros por la noche, decoran durante el día. Las interioristas Camilla Falconer y Emma Longmore, de Interior Facelift han elegido en esta imagen unas preciosas mantas de cachemir en tonos pastel. 

Cama y mesita de noche, de Maisons du Monde.

 

Dormitorio con mesillas idénticas 00521478

336.

"Las mesillas de noche han de ser iguales"

Llevada por ese alto concepto de simetría, tu madre no entiende esa manía tuya de poner en el dormitorio mesillas distintas. "¡A cualquier cosa llamas tú mesilla de noche! ¿Cuándo entenderás que las modas son pasajeras?" —rematará. ¡Tranquilas madres del mundo! Todo apunta que las mesillas tradicionales volverán a tener protagonismo en 2021. 

00507003 O

337.

"Tener una cómoda es tener un tesoro... de orden"

Si hay un mueble que a tu madre le apasiona esa es la cómoda. Queda bien en cualquier estancia: en el recibidor, en el salón, en el comedor, en el dormitorio... En sus múltiples cajones podrás guardar ropa de cama, de mesa, de otra temporada, papeles... Vamos, que si quieres mantener el orden, no desdeñes este mueble. La interiorista Natalia Zubizarreta ha colocado una cómoda de madera gris en este dormitorio, a juego con el banco y el cabecero ¡y queda perfecta!

Cabecero, de Calse. Apliques, de DCW. Cómoda, de Vical Home. Lámpara de sobremesa, de Kenay Home. 
Galán de noche en dormitorio 00447116

338.

"Ten tu ropa ordenada en tu dormitorio"

Si de tu etapa de adolescente todavía mantienes esa manía de dejar tu ropa tirada sobre la cama, ¿ya es hora de que pongas orden, no crees? Y para facilitarte la tarea, hazte con un burro o un galán de noche —hay modelos súper modernos que nada tienen que ver con el que tenían tus padres en su dormitorio—. En él podrás dejar la ropa preparada para el día siguiente o colocar la que te quitas cuando vienes de la calle. ¡Verás que provecho le sacas tanto a este mueble auxiliar como al consejo de tu madre!

Dormitorio con vestidor en la entrada que separa del resto de zona de cama

339.

Un vestidor que da intimidad a la zona de cama

Con la reforma la suite ha ganado un completo vestidor: "Ideé los armarios para que dieran intimidad a la zona de cama pero sin que supusieran un muro infranqueable. Por eso no llegan al techo. Así pasa la luz y, al no fragmentar el espacio, la suite se ve más amplia", sostiene Marta.

Armarios diseño de la decoradora y realizados por Fusteria Catot. Alfombra y banco de Sacum.  
Dormitorio suite con pared del cabecero revestida de papel pintado

340.

Un dormitorio más cálido con papel pintado

"Me gusta mucho revestir la pared del cabecero con papel pintado porque suma calidez y hace más acogedor un espacio, sobre todo si optas por uno de acabado textil, como este que tiene trama", confiesa Marta. 

Cabecero diseño de la decoradora y realizado por Fusteria Catot. Espejo de Pomax, en Sacum.     

 MG 6669

341.

¿Y el dormitorio?

De nuevo, aquí respiramos calma y sosiego. "Pusimos molduras para mantener el aire clásico, como en el salón. Junto al cabecero, donde está puesto el aplique, hay azulejos artesanos, que ponen un toque delicado y hasta chic con su brillo", nos cuenta Isabel. 

EN EL DORMITORIO. Lámpara de bambú y algodón de Ay Illuminate. Ropa de cama de Zara Home. Plaid de Maison de Vacances, en Filocolore.  RINCÓN DE LECTURA. Estores de lino de Elisa Megía. Alfombra de Zara Home. Lámpara de Ayu Iluminate. Mesa auxiliar similar en Vilmupa. 
 MG 6721

342.

Con mucha elegancia

Tanto los apliques como las mesitas son elementos sutiles, con la elegancia de una suite de hotel. ¡Una maravilla! El cabecero está enmarcado por molduras y azulejos artesanos. 

EN LA CAMA. Ropa de cama y alfombra de Zara Home. Cojines de rayas de Maison de Vacances. Aplique de Serge Mouille.  Cómoda en Rue Vintage 74. Sábana de lino de Filocololore. 
Dormitorio con claraboya y banco

343.

La casa del lucernario a la que se le dio una segunda oportunidad

¡Y cómo no dársela! Pero para poder regresar a esta casa, que los propietarios tenían alquilada, fue necesario una reforma a fondo para habilitarla para acoger a una familia con cuatro niños. A la hora de organizar los espacios no lo dudaron: la última planta sería para ellos, con este dormitorio en el que la claraboya adquiere su máximo protagonismo. 

Dormitorio rústico con vigas de madera y paredes en verde_00497892

344.

Un dormitorio en verde y madera

Por si aún no te habías dado cuenta, si la madera es el material que se impone en esta casa, el verde es el color protagonista. En el dormitorio principal, que cuenta con una privilegiada salida al jardín, se han combinado dos tonalidades de este verde oliva que tanto le gusta a la decoradora: una más oscura en el cabecero, para resaltarlo, y otra más suave para el resto de paredes. Qué acierto, ¿verdad? 

dormitorio-pared-cabecero-revestida 00518596 O

345.

Unos 12 €/m2: revestimiento aislante en la pared

Como en este dormitorio, escoger un revestimiento de pared no solo decorará sino que también aísla del frío y de los ruidos. Es una reforma barata y rápida (además de relativamente limpia y cómoda). Puedes optar por un laminado instalado en la pared, planchas de madera o poliestireno o revestimientos vinílicos. El precio está entre 10-15 €/m2 más adhesivo -si no se trata de un revestimiento autoadhesivo- y perfiles de remate.

dormitorio-techo-listones-blanco 00515358 O

346.

Presupuesto desde 12 €/m2: techo alistonado

Dará confort térmico y acústico. Es una reforma económica: revestir el techo con listones de madera. Las lamas de pino sin tratar son las más económicas –desde 12 €/m2– y fáciles de instalar.

dormitorio-bano-abierto 00524455 O

347.

Desde 2.700 €: sistema de aerotermia

Esta reforma implica una inversión pero que se rentabiliza con el tiempo. Los equipos para aerotermia más económicos rondan los 2.000 € y el precio de la instalación en una vivienda unifamiliar suele ser de mínimo 600 €, dependiendo de las condiciones concretas de la casa.

Dormitorio-con-muebles-de-Ikea 501573 O

348.

Reforma chic y low cost: molduras en la pared

Puede ser para animar el dormitorio o darle vida a una pared en el salón o comedor. La idea es que escojas molduras rectilíneas para ambientes contemporáneos o torneadas en una tendencia tradicional. Las de poliestireno de 40 mm x 2 m largo cuestan 2,20 m en Leroy Merlin. Las cortas y compones los cuarterones en la pared como quieras. Se pegan con cola o adhesivo fuerte a paredes lisas.

Aparador, mesitas de noche, banqueta y cama de Ikea y lámparas de sobremesa de Carolina Blue.
dormitorio con cerramientos de cristal_00505434

349.

Reforma económica unos 3.000 €: un cerramiento acristalado especial

Si quieres tirar un tabique pero mantener los espacios delimitados con una solución ligera y muy original, un cerramiento acristalado con barrotillo te dará ese aire único que buscas. Es una reforma barata que aporta mucho. El perfil puede ser de metal o de madera. El primer material logra grosores más finos que el segundo. Un cerramiento con barrotillo en madera lacada, de 3 m de largo (con cristales en la parte superior y ciego en la inferior) y puerta corredera de 1 m cuesta 3.000 euros aproximadamente.

Apliques, de Marset. 
Dormitorio de invierno 00515439

350.

Reformas baratas desde 600 €: ventanas de tejado

Son ideales para hacer habitable una buhardilla o ganar luz natural y ventilación en una estancia interior. Para cubierta plana o inclinada, las ventanas de tejado más conocidas son las de apertura giratoria (desde 600 € las de Velux en versión de apertura manual), aunque las hay de apertura proyectante, con balcón o terraza y hasta motorizadas (desde 900 €). 

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?