Limpieza

5 trucos caseros para eliminar los malos olores de la nevera

¿Abres la nevera y aparece un mal olor? Descubre los cinco trucos para acabar con esos olores indeseables de una vez por todas

electro-nevera

Si abres la nevera y huele mal, hay que ponerle remedio cuanto antes. Los alimentos derramados, podridos o vencidos, junto con la condensación y la humedad exterior, contribuyen a un hedor desagradable en el refrigerador. A veces por pereza o, simplemente, por falta de tiempo no se suele llevar a cabo una buena limpieza de la nevera. Sin embargo, el refrigerador es uno de los electrodomésticos que más olores (y de mal gusto) puede llegar a albergar.

Por eso, es importante hacer hincapié en una buena limpieza del su interior. Pero, ¿por dónde empezar? Lo primero que hay que hacer es sacar todos los alimentos, o espera a consumirlos, y posteriormente haz la limpieza. Una vez tengas la nevera limpia es hora de deshacerte de los malos olores. Te enseñamos cuatro trucos caseros (e infalibles) para eliminar los malos olores del refrigerador para siempre.

Truco 1. Bicarbonato de sodio

cocina-alimentos-nevera-aprovechamiento 00500912

Es un clásico en las labores de limpieza. También se puede usar para acabar con el mal olor en el refrigerador. Si comienzas a detectar algún olor desagradable, acude al bicarbonato de sodio. Para ello, prepara una mezcla de 15 ml de bicarbonato de sodio y agua. Con esta pasta resultante limpia las paredes, los estantes y las puertas. Deja unos minutos y limpia con un trapo con agua para eliminar la pasta de bicarbonato.

El bicarbonato de sodio también se puede utilizar a modo preventivo. Para evitar que se desarrollen malos olores en el futuro, añade un recipiente abierto de bicarbonato de sodio dentro del refrigerador. Debería durar unos tres meses antes de tener que cambiarlo. Puedes añadir una etiqueta en el recipiente con la fecha, para recordar cuando cambiarlo.

Truco 2. Vinagre y limón

Es otra de las combinaciones más populares a la hora de desinfectar la casa. El vinagre y el limón son dos elementos naturales que ayuda a acabar con gérmenes, bacterias y malos olores en el refrigerador. Mezcla un zumo de limón, agua y un poco menos de vinagre, y pulveriza la mezcla por todo el refrigerador.

También puedes cortar unas rodajas de limón, insertar varios clavos de olor y dejarlos durante una semana en un recipiente en la nevera. El olor del limón, junto con el clavo, te ayudará a acabar con el hedor del refrigerador al instante.

Truco 3. Aceites esenciales

aceites esenciales lavanda 00448349 O

¿Sorprendida? Pues sí, los aceites esenciales que usas en tu difusor también ayudan a acabar con esos olores desagradables del refrigerador. Para ello, coloca en un recipiente unas bolitas de algodón e imprégnalas con algunos de tus aceites esenciales favoritos. Deja estas bolitas durante un día en el refrigerador y notarás el cambio.

Truco 4. Café molido

El café es una opción excelente para eliminar olores muy fuertes del refrigerador. Tan solo debes poner en un recipiente, un poco de café molido y dejarlo en los estantes de la nevera. Si hay otras zonas de la cocina donde también se ha instalado el mal olor, puedes hacer lo mismo.

Truco 5. Carbón vegetal

El carbón vegetal también ayuda a acabar con el mal olor. Coloca el carbón vegetal en un recipiente y ponlo dentro del frigorífico. Pon la temperatura del frigorífico al mínimo y mantén la puerta del frigorífico cerrada durante tres días.

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?