Tener una cocina pequeña no está reñido con tener una cocina bonita. ¿Cómo conseguirlo? Toma nota de los trucos de decoración y organización para cocinas pequeñas que te damos y que te ayudarán a ganar espacio, luz y confort. No es magia, solo cuestión de ingenio y buenas prácticas. ¿Lo vemos?

Distribuye tu cocina pequeña según la planta

Una buena distribución de la cocina adaptada a cada tipo de modelo de cocina es el punto de partida clave para conseguir sacarle el máximo partido a una cocina pequeña. Veamos las tres formas más comunes:

 Ideas de cocinas pequeñas

5 /86

1.

Más pequeña, ¡imposible!

Cocinaa pequen~a ru´stica en U.

Mobiliario lacado, realizado a medida.

El Mueble

Pequeña, sí. Y con todas las comodidades y el almacenaje, también. En esta cocina pequeña encontramos muchas ideas para copiar. Por un lado, en uno de los laterales los armarios llegan hasta el techo, aprovechando cada centímetro. Ahí también se ha ubicado la columna del microondas y el horno, así como el frigorífico, que panelado pasa desapercibido y ayuda a crear una imagen equilibrada y homogénea. ¿Más ideas? El lado opuesto, donde se ubica la zona de fuegos, prescinde de los armarios. En su lugar la campana de obra y los estantes presumen del mismo acabado que la pared, haciendo que pasen desapercibidos. ¡Todo un acierto!

2.

Ideas para cocinas pequeñas

Ideas para cocinas pequeñas

Que el espacio no sea un impedimento para tener una cocina con estilo. Mira estas ideas para cocinas pequeñas y saca todo el partido a cada centímetro. 

3.

Pequeña, alargada y en azul

Cocina pequeña y moderna azul con encimera blanca.

Mobiliario, diseño de Egue y Seta, realizados por Disseny9 Evo. Mesa, de IKEA. Sillas de Bones Idees.

El Mueble

En azul, esta cocina es original y muy acogedora. Y una buena muestra de que una cocina pequeña también puede presumir de color. ¿El truco? Por un lado, los estantes abiertos en acabado madera, que aligeran su imagen. Y por el otro la encimera y antepecho en blanco, que ayuda a reflejar la luz y amplitud. 

4.

Sin muebles altos

Cocina pequeña en U sin muebles altos

Mobiliario diseñado a medida por Sylvia Preslar. Taburetes, de Baldaquino.

El Mueble

Uno de los mayores problemas de las cocinas pequeñas es el almacenaje. Y tener que prescindir de los muebles altos para que no resulte agobiante no ayuda. Por eso, es importante planificar con cabeza. Por ejemplo, si vas a colocar una barra de desayunos, mejor si esta regala algo de almacenaje. Asimismo, sí que será necesario colocar una zona de armarios altos en la zona en la que ubiques la columna del horno y el microondas. 

5.

Detalles que marcan la diferencia

Cocina pequeña sin armarios altos y con antepecho de mármnol.

Cocina de Enedós, con encimera de Naturamia y muebles de Leicht. Apliques, de Jieldé, en Avanluce. Alfombra, de Papiol.

El Mueble

Que una cocina sea pequeña no significa que no pueda ser elegante. Y esta lo demuestra. Su encimera y antepecho de mármol ayudan a aportar no solo estilo y sofisticación, sino que su veteado en blanco y marrón ayuda a subir la temperatura. Además, al eliminar los armarios altos en la pared en la que se refleja la luz, la amplitud no se ve comprometida. 

6.

De estilo rústico moderno

Cocina en pequeña en L con isla y tiradores de concha.

Cocina, diseño de Dorotea Estudio. Taburetes de Míster Wills. Lámparas, de Zara Home.

El Mueble

No solo el blanco es el más adecuado para las cocinas pequeñas. Ni el estilo moderno. Cuando la luz no es un problema, puedes jugar con otros colores neutros, como el beige o el gris. Aquí, es el topo el que protagoniza el mobiliario, que gracias a los tiradores negros de concha, las lámparas de fibra y los taburetes de madera y asiento de enea, consigue un look rústico chic muy acogedor. 

7.

Adaptándose a la arquitectura

Cocina pequen~a blanca en U.

Cocina, de Ikea con muebles blancos y lacados, delimitada por un cerramiento de cristal a medida.

El Mueble

A veces, la forma de cocina determina cómo será su forma. Una pared maestra en diagonal puede chocar con tu idea original antes de reformarla, pero hay muchas opciones. La más adecuada es adaptarte a su forma, con muebles a medida que aprovechen todos los rincones posibles. Será más caro, pero el resultado mucho mejor.

8.

En blanco y detalles en madera

Cocina pequeña blanca con tiradores negros y campana de acero inoxidable 00553621

Cocina blanca con mobiliario diseñado por Anna Vendrell. Encimera, de Neolith. Baldosas tipo metro. Electrodomésticos, de Smeg

El Mueble

Sí, el blanco es el color estrella en las cocinas pequeñas. Pero como sabes el resultado puede resultar frío. ¿Qué hacer para evitarlo? Jugar con los complementos. Por ejemplo, unos estantes de madera ayudarán a aportar calidez. Pero también otros detalles como los tiradores pueden ayudarte a aportar ese look menos sobrio de las cocinas blancas. 

¿Otro consejo? Elige un suelo con un acabado en madera, Ya sea porcelánico, un laminado o un suelo vinílico (los hay unos acabados hiperrealistas) conseguirás dar calidez al espacio. 

9.

El acabado mármol conquista las cocinas

Cocina pequeña en blanco con pomos y cuadros.

Mobiliario, de Santos. Encimera, de Dekton

El Mueble

Uno de los acabados que más adeptos va ganando es el marmolado. Y no solo la piedra de mármol, sino también otros materiales como la piedra sinterizada, que lo imita a la perfección. Además, es perfecto para la encimera y el antepecho. Ahora, si te decantas por colocarlo solo en la zona del antepecho, has de saber que hay revestimientos de PVC que también lo imitan y que son muy fáciles de instalar. 

10.

¿Qué es una cocina pequeña americana?

Cocina pequeña en blanco y azul con office

Mobiliario, diseño de Alto Interiorismo. Banco y mesa, a medida como las colchonetas.

El Mueble

Las cocinas americanas son esas que están abiertas al comedor y el salón. No se sabe muy bien cuál es el origen de este término, aunque se asocia a las cocinas de las casas americanas, donde este tipo de distribución es más común que aquí. 

Esta cocina (también en azul), hace del blanco su gran aliado para que no resulte tan pequeña. Llama la atención de la versatilidad de la península, que se convierte en el banco del comedor y que cuenta con dos hornacinas en las que las cestas de fibra son perfectas para guardar el mantel y las servilletas, por ejemplo. 

11.

Pequeña, campestre ¡y en verde!

Cocina pequeña en verde con isla y paredes con molduras.

Mobiliario, diseño de Deulonder con encimeras de Corian.

El Mueble

No hay nada que no nos guste de esta cocina. Aunque pequeña resulta acogedora y muy personal. Y, aunque no lo creas, no está en una casa de campo, sino en un piso urbano. El toque lo pone el colgador sobre la isla, que sirve como lámpara y que cuenta también con ganchos en los que colgar sartenes, laurel secando... Todo un acierto. 

12.

Cocinas pequeñas con un aire a campo

Cocina pequeña con muebles blancos estriados.

Mobiliario, diseño de la decoradora Celia Crego. Encimera, de Silestone. Apliques, de Almar.

El Mueble

La falta de metros no es excusa para renunciar al estilo. Y esta cocina es buen ejemplo. Configurada en L y con una pequeña isla en medio, esta cocina abierta luce un blanco roto que encuentra la calidez en la pintura crema de las paredes. Los armarios panelados, así como una cuidada selección de la decoración –los apliques o añadir cuadros en la cocina es todo un acierto estético–, ayudan a que en esta cocina se respire cierto aire provenzal. 

13.

Efecto minimal

Cocina pequen~a blanca con península.

Diseño de Sandra Vergara Studio, con mobiliario fabricado por Saltoki. Fregadero y grifo, de Franke. Taburetes modelo Betty, de &Tradition. Suelo laminado, de Quick Step.

El Mueble

Con los armarios con unos discretos tiradores y con una estética muy purista, esta es un ejemplo entre las cocinas pequeñas. Para contar con más almacenaje, la barra cuenta con armarios que dan a la zona de aguas, mientras que la encimera se ha ensanchado para que sea cómoda. Para darle calidez se han añadido complementos en tonos naturales y terrosos, como los maceteros, las tablas de madera y las banquetas de fibra. 

14.

Planificación en U o cómo aprovechar bien cada centímetro

Cocina pequeña con muebles en madera y blanco.

Mobiliario, de Schmidt. 

El Mueble

Tanto si la cocina es abierta o cerrada, la distribución en U es la mejor opción para conseguir tanta superficie de trabajo como sea posible. Si es cerrada, evita colocar armarios altos en todas las paredes, hazlo solo en una. Mientras, si es abierta, convierte esa parte de la encimera en un office improvisado. Otro consejo: elige un mobiliario sencillo, evitando las molduras y los tiradores, como en esta cocina decorada por Asun Antó

15.

No renuncies al color

Cocina pequeña con muebles azules y encimera de madera.

 Papel pintado de Leroy Merlin. Fregadero y grifería de Ikea.

El Mueble

En la decoración de una pequeña cocina, no tenemos por qué renunciar a colores más personales e intensos, como el azul o el verde, capaces de darles muchísima personalidad. Para que no resulte cargante, coloca módulos solo en la parte inferior, reviste el antepecho con azulejos o del mismo material que la encimera y, después, coloca un delicado papel pintado en la parte superior. El resultado no puede ser más acogedor. 

16.

En un huequito

Cocina pequeña y abierta con barra.

Mesa, en Sacum. Sillas y taburetes, de Pilma. Lámpra de techo, de Tïne K Home. Mobiliario de cocina, de Quality Plus Cuina i Banys. Electrodomésticos, de Bosch. 

El Mueble

Es habitual que en los apartamentos de playa las cocinas estén abiertas: invitan a la conversación y amplían el espacio. Además, suelen ser un poco más pequeñas, rascando todos los metros posibles para otros usos, como el salón o los dormitorios. Esta aprovecha un retranqueo en la pared para colocar ahí la zona de fuegos, mientras que lo que se ve del salón son los armarios, con un acabado como de madera envejecida que ayuda a integrarlo con el resto de muebles del salón. 

17.

Una cocina pequeña de estilo rústico actualizado

Cocina pequela de estio rústico moderno.

Mobiliario de cocina, diseño del arquitecto Damián Ribas. Taburetes tapizados, de Casual Home & Contract, y lámparas de techo, en Sacum.

El Mueble

El estilo de montaña no tiene por qué ser oscuro ni pasado de moda, como demuestra esta moderna cocina. Los frentes de los armarios lucen un acabado en madera blanqueada, mientras que la encimera es blanca. Ambos elementos invitan a la luz y la amplían. Mientras, el punto actual lo ponen los detalles en negro que vemos en los apliques, las lámparas o el suelo.

18.

Abierta y muy moderna

Cocina peqieña y abierta con barra de cocina.

Mobiliario, de Meine Kutchen. Encimera Calacatta, de Neolith. Grifería, de Blanco. Taburetes y lámparas negras, en Domésticoshop.

El Mueble

Completamente integrada, esta cocina abierta, proyectada por la interiorista Pía Capdevila, pasa completamente desapercibida gracias a la península de madera, que parece casi, casi un mueble de salón. Después, el resto del mobiliario, así como las paredes son blancas, de manera que presume de mucha luminosidad y el espacio parece más grande. 

19.

Sin armarios altos

Cocina pequeña de color topo en U.

Mobiliario, de Leicht.

El Mueble

Cuando la cocina es muy pequeña, una buena idea para no saturar el ambiente es no colocar armarios altos. Cierto que renunciarás a lago de almacenaje, pero la cocina será mucho más cómoda y acogedora. Es lo que hizo la interiorista Marta Nogueras en esta cocina color topo

20.

Una cocina pequeña en negro y madera

Cocina pequeña con muebles en madera y negro.

Muebles de cocina de Leicht en Azul Acocsa, encimera de Silestone, taburetes de Pilma y grifería de Blanco.

El Mueble

Sí, aunque no lo creas el negro también puede coquetear con la madera para decorar la cocina. Buen ejemplo es esta semiabierta. Configurada en paralelo, se ha ubicado el almacenaje y el frigorífico en la pared que vemos. Mientras, en la otra, los fogones y la campana están protegidos (y escondidos desde la vista del salón) por el muro. ¿Y esa barra de desayunos? Se ha alargado la encimera para convertirla en el mini office perfecto para esta cocina negra

21.

Una cocina pequeña total white

Cocina pequeña y abierta en blanco con encimera de madera.

Mobiliario diseño de la decoradora, realizado por Industrias Muntané. Campana, de Pando. Taburetes, diseño de la decoradora, realizados por Miki Beumala.

El Mueble

Porque el look total white queda perfectamente en una cocina pequeña como esta. Y es que desde los armarios, por supuesto, a la campana, la grifería y hasta la placa vitrocerámica de esta cocina son blancos. Para darle calidez y hacerla más acogedora, la encimera es de madera maciza, la misma que se ha empleado para los estantes abiertos. 

22.

Una cocina pequeña con isla y barra

Cocina pequeña con península abierta en madera y blanco.

En la cocina, muebles de Santos, campana de Pando y nevera de Liebherr. Horno y placa de Bosch y lavavajillas Franke. Taburetes Let´s Pause. 

El Mueble

Esta cocina lo tiene todo. Desde isla con zona de cocción, hasta barra de desayunos, pasando por una enorme ventana. Y, ¿qué hacer cuando hay una ventana así en una cocina pequeña? Existen grifos abatibles que no entorpecen la apertura de la ventana. Por cierto, la campana encastrada en el techo hace que la cocina no resulte tan pequeña y elimina ruido visual. Mira el resto de este apartamento de 50 m2.

23.

Una cocina blanca blanquísima

Cocina blanca pequeña con península como barra de desayunos.

Muebles diseño de Asun Antó y taburetes y lámparas en Coton et Bois.

El Mueble

Te preguntarás, ¿cómo tener una cocina pequeña, sin estantes y que no den ganas de salir corriendo? Haciendo una apuesta indiscutible por el blanco y el minimalismo. Como se ha hecho en la cocina de la foto. Los frentes prescinden de los artificios y se han obviado los estantes altos –que siempre se comen un poco el espacio–. Después se ha empleado un acabado en madera para dar calidez, que se ve acentuada con los taburetes y los accesorios en madera.    

24.

El plus para cocinas pequeñas y alargadas

Cocina pequeña y alargada en blanco.

Mobiliario, de Meine Kutchen. Electrodomésticos, de Bosch. Pavimento, de Gres Porcelánico, en acabado madera modelo Wook Oak, en Via Cerámica. Taburete, de Sit Down.

El Mueble

Si tu cocina tiene este aspecto, no renuncies a una barra. ¿No ves el efecto y lo poco que ocupa? Este es uno de los diseños de cocinas más habituales: una pared al desnudo y todos los muebles en línea en el otro. Pero, ¿qué pasa con el fondo? Pues que deja espacio para una mini barra. Un truco: con una sola tabla tendrás suficiente y podrás guardar los taburetes debajo.   

25.

Pequeña, contemporánea y tradicional

Cocina de madera pequeña de estilo moderno.

Cocina de madera pequeña de estilo moderno.

El Mueble

Esta cocina moderna representa una combinación magistral de estilos. Por un lado, la modernidad de los muebles aunque con un toque nórdico, debido al material y la ausencia de tiradores. Por otro lado, la pared de ladrillo nos recuerda a los ambientes industriales. También el suelo hidráulico de esta cocina es seña de identidad de las casas señoriales de principios del siglo XX. Una cocina pequeña, ecléctica y muy personal. 

26.

Una cocina pequeña que es el corazón de la casa

Cocina pequeña en zona de paso.

Mobiliario, de DM Lacado, diseño de la arquitecta y realizado a medida por JJ Fusters. Encimera, de mármol envejecido. Taburetes negros, de IKEA. Grifería, modelo Pinta, de Grohe.

El Muebñe

Un cruce de caminos. Así es esta cocina que deja una línea muy fina entre pasillo, cocina y zona de paso. Porque es las tres. Y también el corazón de esta casa. La solución elegida, abriendo una ventana en la pared –con el fin de ganar luz natural– y abriéndola a la zona de paso –para ganar centímetros–, es magistral. Y lo mejor es que queda sitio para colocar una práctica península en esta cocina tan actual. 

27.

Una cocina mini mini

Cocina muy pequeña con muebles blancos y tiradores de cuerda.

Mobiliario, diseño de Estudio Milans del Bosch.

El Mueble

Y es que esta cocina en la que no se ha desperdiciado ni un solo centímetro cuadrado no tiene ventana y es extra pequeña. Para darle un poco de luminosidad y que el espacio no se sienta agobiante se ha elegido una puerta de cristal que deja entrar la luz, además de un mobiliario blanco, aunque con un punto retro –gracias al panelado de los frentes y los tiradores de cuerda–. 

28.

Una cocina pequeña que presume de luz natural

Cocina pequeña con office con taburetes y claraboya.

Mobiliario a medida según diseño de Lory Hansen. Taburetes, de Pilma.

El Mueble

En origen, esta cocina no tenía ventana. Al ser tan pequeña y con los techos bajos, sus propietarios se decantaron por abrir una claraboya en el techo que ilumina la zona de office y acentúa la sensación de amplitud. Una gran idea para cocinas pequeñas modernas. 

29.

Una mini cocina muy versátil con platero

Cocina pequeña con pasaplatos hacia el comedor.

Mobiliario, de Thinking Home. 

El Mueble

Si tu cocina tiene una puerta al jardín, ¡ya no es tan pequeña! Y menos aún si cuenta con un platero, que además de aligerar el ambiente, deja que la luz entre sin impedimento. 

30.

Una cocina pequeña en azul y madera

Cocina peqieña con muebles de madera y paredes azules.

Mobiliario, realizado a medida, por Indecoba. Encimera, de Neolith.

El Mueble

Nadie dice que no se pueda emplear un color fuerte en una cocina pequeña. ¿Lo ves en la foto? El truco está en elegir unos muebles que contrasten con el color, como se ha hecho con el acabado en madera de estos muebles. La encimera, de Neolith, con acabado mármol ayuda a dar luminosidad sin perder el estilazo del que presume.  

31.

Una cocina pequeña con isla muy glam

Cocina pequeña con isla y espejos.

Sillas, de IKEA. Mobiliario, diseñado por Miriam Barrio y realizado por Oltapol. Grifería dorada, de Vola. Encimera y fregadero, de Neolith.

El Mueble

De hecho, cualquiera diría que es una cocina. No es habitual ver materiales como el espejo o el dorado en una cocina, pero aquí queda espectacular. Además, la isla sirve como nexo con la mesa de comedor. ¡Ah! Y el antepecho tiene un acabado amarmolado, lo que le da un toque aún más sofisticado si cabe. 

32.

Una mini cocina con vocación de pecera

Cocina blanca acristalada.

Mobiliario, de Mengíbar Blanco Estudio. Encimera, de Silestone blanco Zeus. Campana, de Balay.

El Mueble

¿No eres de cocinas abiertas, pero te gusta estar también con tus invitados cuando vienen? Si tu cocina es pequeña, será misión imposible. ¿Solución? Paredes y puertas de cristal. Nada que decir. La foto de esta cocina dice el resto. 

33.

Un 10 en diseños de cocinas pequeñas

Cocina pequeña en blanco y madera

Mobiliario, diseño de Àbag Studio. Lámpara de techo, de Nordlux.

El Mueble

Esta cocina pequeña con isla es moderna y actual, aunque en ella no podemos dejar de ver un punto clásico y chic que nos encanta. La mezcla de las molduras con la columna y la isla de madera crea un combo de éxito que se ve acentuado por las finas lámparas colgantes sobre la zona de trabajo. Aunque mini, ideal.  

34.

Una cocina moderna y pequeña

Cocina pequeña y moderna en blanco y encimera de madera.

Mobiliario, diseño de la interiorista Esther Mercé con armarios de IKEA. Lámparas de techo, en Ladies and Gentleman.

El Mueble

La madera y el blanco es una combinación que no falla. Y buena muestra de ello es esta mini cocina. Para que parezca más amplia de lo que en realidad es se han colocado azulejos a media altura –que tiene el efecto de hacer que el techo parezca algo más alto–y, además, se han elegido con un acabado brillante que potencia esa luz. El resto esta casita de tres alturas tiene ideas como esta por todas partes.

35.

Una cocina pequeña en paralelo

Cocina pequeña alargada de color topo.

Muebles lacados con el color Lime Stone de Jotun. Alfombra vinílica de Sanku, bol de madera y tablas de cortar de madera, todo en Sacum.

El Mueble

Las cocinas con muebles a ambos lados son un clásico en los pisos pequeños. Alargadas y estrechas no dejan mucho a la imaginación. ¿¡Cómo!? De eso nada, de hecho, como verás en la foto de esta cocina, aunque se han elegido unos sencillos muebles con uñeros, se ha querido llevar la personalidad a través del suelo y es que la combinación de suelos con acabado en madera e hidráulicos no tienen parangón. Una idea brutal para una cocina mini.    

36.

Una cocina mini con esencia maxi

Cocina blanca pequeña y abierta con una península en marcmol.

Proyecto de Lucía Mariñas con mobiliario de Santos. 

El Mueble

Donde está esta estilosísima península amarmolada antes había una pared. Sí, sí, como lo lees. Al eliminarla, no solo se han ganado unos preciados metros cuadrados, sino que además es más luminosa –antes no tenía la suerte de contar con luz natural– y amplia. Y aunque sigue siendo mini, el resultado hace que parezca mucho más grande.    

37.

Una cocina pequeña dominada por la madera

Cocina pequeña con microcemento y madera.

Mobiliario, diseño de Alto Interiorismo. Taburetes, de Francisco Segarra. 

El Mueble

Gracias al panel de cristal que comunica esta pequeña cocina con el resto de la casa, no resulta tan pequeña. Y cierto es que la madera la hace parecer aún más pequeña –al fin y al cabo tiene muchísima fuerza decorativa–, pero gracias al suelo del microcemento con acabado claro el resultado es acogedor y nada cargante. Un diseño del que ya querrían presumir muchas cocinas.   

38.

Una cocina mini bajo la escalera

Cocina pequeña ubicada bajo la escalera.

Muebles de Inko y menaje de IKEA. 

El Mueble

A veces, hay zonas insospechadas que albergan una cocina. Es el caso de este pequeño dúplex en el que prescindieron de los tabiques y se decantaron por una cocina abierta con isla. Para 'camuflar' su presencia se eligió en blanco, como la escalera, casi sin adornos y con los electrodomésticos panelados. ¿Dónde decías que está la cocina?

39.

Una cocina pequeña al natural

Cocina pequeña con muebles blancos e isla de madera.

Muebles de cocina de Balay..

El Mueble

En esta mini cocina abierta con península se ha primado la funcionalidad ante todo. Tanto los electrodomésticos, como la zona de despensa y de cocción se agrupan en un solo frente, mientras que se ha dejado la isla para el área de trabajo y aguas. Aunque blanca, el detalle de la madera de la base de la isla es ideal.  

40.

Sin armarios altos

Cocina pequeña abierta en U.

Mobiliario, de Meine Küchen. Horno vintage, de Teca. Campana, de Siemens.

El Mueble

No todas las cocinas minis incluyen armarios altos. La interiorista Pia Capdevilla consiguió aligerar visualmente el espacio prescindiendo de ellos y con un buen recurso: apoyar en la trasera de los muebles un banco corrido que en la estructura del asiento esconde unos cajones muy funcionales.

41.

Una cocina pequeña y coqueta

Cocina pequeña en blanco.

Un proyecto de Mónica Garrido con mobiliario de Biotti. 

El Mueble

Gracias a la ventana, esta cocina en L presume de mucha luz pese a sus reducidísimas dimensiones. Y no pierde ni un centímetro: los armarios llegan gasta el techo y se ha sacado partido también de la esquina.  

42.

Una cocina pequeña abierta al salón

Cocina pequeña alargada con mueble sblancos.

Proyecto de Vive Estudio.

El Mueble

Un perfecto ejemplo de cómo sacar partido a una planta irregular y a una cocina pequeña. El espacio estrecho y alargado se ha solucionado planificando la cocina en un solo frente, con la campana empotrada en el techo y con un mini office adosado a la columna. 

43.

La mejor combinación

Cocina pequeña blanca con detalles en madera y negros.

Mobiliario de roble lacado a medida, estanterías y ventanas de madera, taburetes de Catalina House y campana extractora encima la barra de cocina. Es un proyecto realizado por Àbag Studio.

El Mueble

En esta cocina pequeña con barra, el blanco y la madera son el mejor tándem. Más aún si cuenta con una puerta corredera, perfecta para dar sensación de amplitud cuando está abierta y cerrarla cuando se cocina.   

44.

Sencilla pero coqueta

Cocina blanca con azulejos tipo metro.

Mobiliario de IKEA y silla, en Mercantic.

El Mueble

Cocina pequeña distribuida en "L" y con mobiliario en blanco para ganar luminosidad. El pequeño office con muebles vintage le da carácter y un toque alegre de color. 

45.

Más de lo que parece

Cocina blanca pequeña con frentes estriados.

Cocina blanca pequeña con frentes estriados.

El Mueble

Al disfrutar de mucha luz natural, se ha optado por un mobiliario en blanco y se han elegido armarios altos que aprovechan hasta el último centímetro de la cocina. El orden es fundamental para no recargar el espacio.

46.

Una cocina pequeña que aprovecha el hueco de la escalera

Cocina pequela en blanco ubicada bajo la escalera.

Mobiliario, de Carpitenría Rimvara. Lámpara de techo, de Côté Déco. Taburetes, de Pilma.

El Mueble

Aprovechar el hueco de la escalera es el punto de partida para crear una cocina sencilla pero moderna. 

47.

Pocos metros y mucho color

Cocina pequeña con muebles grises.

Mobiliario de cocina, diseñado por La Albaida y pintado en color Plummet de Farrow&Ball. Encimera, de mármol envejecido. Campana, de Teka.

El Mueble

Una apuesta creativa y muy práctica, diseñada por La Albaida. Un solo frente y una mesa alta de office, que suma superficie de trabajo cuando es necesario. Ideal parejas.

48.

Una cocina pequeña, luminosa y muy completa

Cocina pequeña semiabierta.

Diseño deLuderna Design. 

El Mueble

Tiene hasta mini barra de desayunos. Destaca el techo de vigas de madera, al que no se la ha querido restar protagonismo. Precisamente por ello, el mobiliario no llega hasta el techo. 

49.

Tan mini que no necesitamos más

Cocina pequeña de color blanco con península.

Mobiliario diseñado por Nook Architects. Taburete, de Boconcept. Mesa, de Habitat.

El Mueble

Funcional y estilosa. Se ha aprovechado toda la altura de los techos para ganar almacenaje extra y se ha confiado en el blanco, que vuelve a hacernos olvidar los pocos metros cuadrados de esta cocina. Los colores del suelo añaden una nota alegre.

50.

Una cocina pequeña pero muy completa

Cocina pequeña con azulejos tipo metro y frentes de madera.

Mobiliario, realizado a medida. Lámparas de techo y sillas de mimbre, en Sacum.

El Mueble

En forma de "U" tiene todo lo que uno necesita. El mobiliario está hecho a medida y cuenta con lámparas de techo estilo industrial y sillas y accesorios de mimbre, proporcionando mucha calidez. También presume de office para comer o desayunar.

51.

Todo en blanco

Cocina pequeña de estilo clásico con muebles en blanco.

 Mobiliario diseñado por Celia Greco.

El Mueble

Esta acogedora cocina pequeña gana mucha luz y amplitud con el color blanco y los electrodomésticos panelados. Los tiradores tipo concha le dan además un aire vintage.

52.

Cocina al natural

Cocina pequeña en blanco son suelos de barro y techo de madera con vigas.

Mobiliario es de Arrital Cucine, y grifería de Hansgrohe. Proyecto de Iñaki Mujika. 

El Mueble

Nos encanta esta cocina rústica pequeña, con techos y ventanas de madera, armarios de cocina blancos, suelo de pavimento y una pequeña isla. 

53.

En verde, una cocina pequeña y muy luminosa

Cocina pequeña de color verde de estilo campestre.

Mobiliario de Guadarte, pintado en verde pastel por Ignacio García de Vinuesa. Electrodomésticos panelados a juego. Cortinas, de Gancedo y suelo de parquet, de Newfloor. 

El Mueble

Esta cocina presume de todo lo que debería tener una cocina rústica. Es acogedora, la madera es el material estrella, destila ese aire campestre que tanto gusta e, incluso, tiene el techo abuhardillado. ¿Se le puede pedir más a una cocina pequeña? 

54.

Siempre abierta

Cocina pequeña con parees de cristal.

Sillas, de IKEA. 

El Mueble

La ventaja de reemplazar paredes por medios tabiques es que la cocina siempre está conectada con todas las estancias que tiene a su alrededor. Pero, al mismo tiempo, conserva un halo de intimidad.

55.

Luminosidad en clave de gris

Cocina pequeña de color gris con azulejos tipo metro.

Mobiliario, encimera de cuarzo, fregadero y grifería, de IKEA. Revestimiento, de Azulejos Peña. Pavimento laminado, de Quick-Step. 

El Mueble

La luz natural es un regalo que se disfruta cada día y que se potencia gracias al mobiliario en gris. Para no recargar visualmente el espacio, se han combinado armarios altos ciegos con otro tipo de vitrina. El alicatado del antepecho, de acabado brillante, también ayuda a multiplicar la luz.    

56.

Suelo hidráulico

Cocina pequeña blanca abierta al comedor y el salón.

Sillas de IKEA. Baldosas, de Álvaro Guadaño. Mobiliario, con acabado de madera en blanco, en MJ Figueroa.

El Mueble

Evitar paredes y conseguir marcar dos zonas en el mismo espacio. ¿Cómo? Eligiendo un suelo hidráulico muy elegante para la cocinaque convive a la perfección con el pavimento de madera del comedor. Estaban destinados a encontrarse.

57.

¿Dónde está el blanco?

Cocina pequeña de color negro.

Proyecto de Rosa María Targarona con muebles de IKEA. 

El Mueble

Esta cocina es pequeña pero tiene truco. Por ejemplo, revestir el antepecho de la cocina con espejo en vez de con baldosa u otro material. Siempre nos quedará el blanco pero, ¿por qué no coquetear con el negro? 

58.

Con office sin salir de la cocina

Cocina pequeña alargada y disposición lineal.

Mobiliario, de Cuinabany. Encimera de Silestone.

El Mueble

Los espacios largos y estrechos también son muy inspiradores. En esta caso, la cocina se ha aislado con un cerramiento acristalado que se abre al comedor con unas puertas correderas. El mejor sitio para el office, al fondo de la cocina, bajo la ventana. 

59.

Brilla por sí misma

Cocina gris con encimera blanca.

Proyecto del arquitecto David del Pino. 

El Mueble

Gracias a una baldosa biselada y brillante la luz se refleja por todos los rincones. Aunque pasa casi inadvertido, el separados de cristal abre la cocina al resto de la casa de una forma muy sutil. 

60.

Un mueble, una solución

Cocina pequeña con península que se convierte en banco.

Mobiliario diseñado por la arquitecta Mar Marcos y realizado por Fustería Jorvi. Lámpara de techo, de IKEA

El Mueble

No solo se encuentra la encimera y el fregadera. Ese mismo mueble incluye cajones para almacenar, hace de separación entre la cocina y el comedor, es el respaldo del banco e incluso tiene espacio para convertirse en un botellero. No se puede pedir más. 

61.

Rosa en los detalles

Cocina pequeña en U abierta al comedor y el salón.

Mesa de roble y hierro y banco, de Arte de la Mesa. Sillas, Julià Grup. Lámparas, en Maisons du Konde. Alfombra y mesa de centro, en J70 DecoraciónButacas, modelo Kawa, en Valentina Shop. 

El Mueble

Abrir la cocina a la zona del salón es todo un acierto. Sumamos metros, ganamos sensación de amplitud y el conjunto resulta más acogedor. La solución creativa y funcional es una original balda sujetada al techo, que se convierte en espacio extra de almacenaje.

62.

Muy romántica

Cocina pequeña de color topo en U.

Mobiliario, diseño de Sylvia Preslar, pavimento de mosaico hidráulico de Patricia Urquiola y grifería de Grohe.

El Mueble

Una cocina de un piso de ciudad que respira un romanticismo y un look muy rústico. Si te asomas a la ventana, siempre es primavera gracias a las cortinas floreadas. 

63.

Menos es más

Cocina pequeña en U revestida con microcemento.

Alfombra, de Calma House. 

El Mueble

Con mobiliario de obra revestido de microcemento, es otra versión de la cocina de campo. Cómoda, sencilla y con un homenaje a las fibras naturales, con el toque de la alfombra.

64.

Una cocina pequeña para ser anfitrión

Cocina blanca y abierta en blanco.

Sillas de Ikea, lámparas de Artikel y mármol negro mate de Naturamia, en Marbres Masó. Frigorífico side by side, horno y microondas de Bosch y fogones de gas de Smeg.

El Mueble

La mesa extensible se abre para acoger hasta 12 comensales. Es de Bjursta. Las dos lámparas de cristal transparente no bloquean la vista. Tienen un toque artesanal que encaja con las baldosas y los porticones. 

65.

Con vistas al comedor

Cocina pequeña abierta con península.

Cuadro, de Taller de las Indias y sillas de Julià Grup.

El Mueble

Un arco de madera conecta la cocina, sencilla y práctica, con el comedor, formado por una mesa cuadrada rodeada y por un banco de obra. La madera se lacó en blanco para ampliar visualmente el espacio. 

66.

Un platero rústico

Cocina pequeña pintada de gris.

Cocina pequeña pintada de gris.

El Mueble

Un piso de ciudad también puede hacer un homenaje al estilo rústico. Por ejemplo, añadiendo un accesorio como este platero con encanto. Al no tener tanta profundidad como un armario de pared, no carga en exceso el espacio visualmente.

67.

Un plus de calidez

Cocina pequeña rústica.

Cocina pequeña rústica.

El Mueble

Con una alfombra alargada, no solo se oculta el suelo. También conseguimos un espacio más acogedor. Si la cocina es pequeña, mejor decantarse por un modelo sin estampados.

68.

El centro de atención

Cocina pequeña de madera con frigorífico azul.

Frigorífico, de SMEG.

El Mueble

A veces no todo es blanco. El color natural de la madera es sinónimo de calidez y además, se lleva de maravilla con el azul intenso de la nevera. Una nota de color pero sobre todo, de estilo.

69.

Una cocina pequeña con isla dos en uno

Cocina pequela con isla.

Taburetes, lámparas de comedor y lámpara de techo de cocina en Maisons du Monde.

El Mueble

Diseñada por ND Disseny d'Interiors con un mobiliario de KVIK que integra la cocina y el comedor en un mismo espacio abierto. 

70.

Una cocina pequeña llena de vida

Cocina pequeña con muebles estriados y friso a media altura.

Módulos bajos y encimera, de IKEA.

El Mueble

Una cocina coqueta, pequeña y sencilla. Está todo lo que se necesita. Incluso una silla plegable de hierro forjado, que por su tamaño, es ideal para este espacio. Las vitrinas de la pared hacen que la luz natural se multiplique y ofrecen un extra de almacenaje muy necesario.

71.

Sensación de calma

Cocina pequeña en U y color blanco.

Cocina pequela en U y color blanco.

El Mueble

Aprovechar el espacio hasta el techo permite almacenar a lo alto y no tener que ocupar más metros de suelo. Hacerlo a medida supone no dar ni un cm por perdido. Si los frentes carecen de relieves o tiradores, parecen menos voluminosos. Todo se funde en un blanco que transmite una increíble sensación de relax.

72.

Un binomio perfecto

Cocina pequeña blanca y abierta con paredes en azul.

Mesa de centro, de Ehtnicraft. Butaca, diseño de Sube Interiorismo, realizada a medida spor Tapicería Deco Lur Sofá y tapizada con tela de Gancedo. Península a modo de office, diseño de Sube Interiorismo.

El Mueble

Para envolver la cocina, se ha pintado la pared de negro. Así destaca mucho más el mobiliario. Como resultado, más profundidad y estilo.

73.

Una cocina pequeña equipada para el día a día

Cocina pequeña de color gris.

Mobiliario, de melamina con estructura de DM. Muebles, azulejos y suelo, Azulejos Gala. 

El Mueble

La interiorista Paula Duarte, autora de la reforma, ha integrado en la cocina todos los frentes abiertos: cocción, fregadero y almacenaje. El frente de cocción oculta arriba la campana. Bajo la placa, un cajón para los útiles de cocinar y gavetas para las ollas. 

74.

Una idea muy cómoda

Cocina pequeña con muebles blancos y paredes negras.

Disen~o de Deulonder para Casa Decor.

El Mueble

No es solo un mueble. Es una idea que integra cajones, banco y estantes. Hecho a medida, aprovecha el peri´metro del salo´n y al tener poco fondo –unos 60 cm– apenas resta espacio de paso. Realizado en DM, integra un grifo de agua caliente para infusiones, cajones de varias alturas y hasta una repisa a modo de barra. En el espacio que queda entre la ventana y el suelo, un banco a medida con cajones. 

75.

La clave es el mobiliario

Cocina pequeña con muebles de madera.

 Encimera de acero, en contraste, estores y lámpara de techo, todo diseño de Cado. La alfombra, de yute, en Filocolore.

El Mueble

Se trata de muebles de madera de pino recuperada, diseñados por Cado y realizados por Carpintería Pere Vidal. Una cocina con encanto que se funde con el paisaje que la rodea gracias a las ventanas.

76.

¿Una alacena en una cocina pequeña?

Cocina pequeña con alacena.

Cocina pequeña con alacena.

El Mueble

¡Claro que sí! Aunque puede sorprender por la ubicación, esta alacena vintage y rústica llena de encanto la cocina. Parece que está hecha a medida para aprovechar este rincón y ganar espacio.

77.

Muy completa y en "U"

Cocina pequeña en U.

Modelo Alpina, fabricado por Santos e instalado por BFM Cocinas. Taburetes de Magis. Suelo de madera de roble. 

El Mueble

Una cocina pequeña y muy moderna. Aunque mini, gracias al color del mobiliario y los detalles en acero, que reflejan la luz, se aprecia más grande. El suelo, con acabado en madera, es perfecto para subir los grados y que no resulte tan fría. 

78.

Una cocina pequeña con barra de desayunos

Una cocina pequeña con barra de desayunos

De madera.

El Mueble

Cocina pequeña proyectada por Forma Cuines con península a modo de barra de desayunos.

79.

En un solo frente

Cocina pequeña en un solo frente.

Cocina pequeña en un solo frente.

El Mueble

Cocina pequeña arrimada a la pared y con salida al exterior. La luz es clave para darle vida.

80.

Todo, en el mínimo espacio

Cocina pequeña de estilo rústico.

Proyecto de Marina & Co. 

El Mueble

Una buena distribución es clave para sacar partido a una cocina pequeña. Este proyecto lo hace con creces, con su distribución en "U".  

81.

Un office mini

Cocina pequela de color blanco.

Proyectada por Clara Valls, con un office plegable y abierta al salón para ganar luz. Mobiliario modelo Ana de Dica. Campana extractora de Pando. Taburetes de Kit Paris. 

El Mueble

Por muy pequeña que sea una cocina, no es necesario prescindir de ningún elemento. Una mesa plegable, como la de la imagen, bien puede ser una alternativa para cualquier espacio. 

82.

Con una pequeña isla

Cocina pequeña con isla.

Proyectada por Deulonder Arquitectura Domèstica. Mobiliario de polímero color crema.

El Mueble

Cocina pequeña distribuida en "L" y con una pequeña isla que cuenta con barra de desayuno. La pureza y frialdad del mobiliario blanco y los detalles en acero se ve suavizada por el tono amarillento elegido para la parte superior de las paredes.   

83.

Una cocina pequeña rústica y acogedora

Cocina pequeña de estilo rústico.

Fregadero y encimera de mármol macael. El mobiliario, de Rocavista. 

El Mueble

Las paredes de esta cocina pequeña combinan el mortero y la cal con la piedra vista. El pavimento es de barro cocido. 

84.

Con armarios hasta el techo

Cocina pequeña con armarios de madera.

Horno y microondas en columna de Balay.

El Mueble

El mobiliario de madera aporta calidez a esta pequeña cocina y es una gran solución para ampliar el almacenaje. 

85.

Un cocina pequeña distribuida en L

Cocina pequeña en L.

Mobiliario, de Cocinas Pinto. Encimera de Silestone. Paño de cocina, de Comptoir de Famille. Grifería de Franke. Horno y placa de cocción de Teka. Pavimento de barro vidriado de Gunni & Trentino.

El Mueble

Esta pequeña cocina distribuida en L presume de un encanto entre clásico y bucólico. En cierto modo, no deja de tener cierto aire vintage que solo queda bien en las cocinas mini. Y se nota que en esta cocina de campo se han aprovechado los elementos arquitectónicos para darle más personalidad, como la viga que enmarca la pequeña ventana horizontal. 

86.

Mucha claridad

Cocina pequeña con muebles en acabado brllo.

Modelo Sveney, de Ernestomeda. Encimera de Corian, modelo Glaciar White. Pavimento de gres porcelánico. Campana extractora, de Gutmann.

El Mueble

Gracias al mobiliario lacado con efecto brillo esta cocina pequeña tiene mucha luminosidad, que se ve potenciada por la puerta y ventana que la comunican con el exterior. El suelo también ayuda.  

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.