Casas de influencers

La casa de 110 m2 llena de muebles restaurados con pintura a la tiza de Silvana y David, influencers de @our.loved.place

Silvana y David son unos expertos en restaurar muebles, sobre todo usan chalkpaint, y su casa es un verdadero ejemplo de ello. ¡Así han convertido su casa en su hogar!

Silvana y David, de @our.loved.place en su casa

"Somos David y Silvana y vivimos desde hace poco más de año en una casita en el campo con nuestro Yorkshire Jack. David es informático y yo administrativa de compras, pero nos encanta la decoración y soy ávida lectora de la revista El Mueble, que ha sido una fuente de inspiración para mí desde hace muchos años". Hoy os presentamos a esta bonita pareja de influencers deco, Silvana y David, que tienen el perfil de Instagram @our.loved.place, con más de 11.400 seguidores.

"Nuestra casa tiene 110 m2 distribuidos en comedor, cocina independiente, 4 habitaciones, un vestidor y dos baños. El dormitorio principal tiene el baño en suite y el vestidor", describe Silvana. "El salón comedor es luminoso y tiene salida directa al porche. Es una de las estancias que aún no hemos acabado de amueblar. Actualmente, dos estores de lino visten los ventanales. En la zona de la televisión tenemos una chaise longue que se hace cama, una alfombra estilo vintage, un mueble de la televisión antigua y una estantería de escalera", sigue contando.

"En la zona del comedor colocamos una vitrina renovada con pintura a la tiza, mesa extensible y sillas con cannage que estaban muy deterioradas y fueron la restauración más complicada a la que nos hemos enfrentado por el momento", comenta.

"Nos fascinan las piezas con historia y la mayoría de nuestros muebles los hemos adquirido en anticuarios o comprado a particulares, siendo renovados o restaurados por nosotros mismos posteriormente. Después de cada restauración se crea un vínculo muy bonito y especial. En nuestra cuenta podréis ver prácticamente todos los 'antes'", confiesa la influencer deco. Y añade: "Por otro lado, me encanta decorar con elementos naturales: ramitas, piñas y flores que recojo del campo. Con ellas realizo coronas, centros, arreglos y decoro servilleteros, adornos navideños, etc. Somos de la opinión que pocas cosas igualan a la naturaleza en belleza y elegancia".

"En casa, por el momento, hemos hecho un lavado de cara de la cocina, pintando los muebles de blanco con pintura a la tiza para cocinas, cambiando tiradores, substituyendo la pica de acero por una de gres, el grifo por uno de estilo vintage y, por último, encargando a un profesional un revestimiento de microcemento para la encimera naranja que había. Por lo demás pusimos estores de bambú, una mesa que había pertenecido a un restaurante, un platero rústico y dos sillas que renovamos", detalla.

Lo siguiente que quieren hacer es renovar los dos baños y amueblar una habitación.

Se entra directamente al comedor, pero tienen un pequeño mueble con cajón que hicieron ellos mismos con un palet y un espejo, que hacen de recibidor.

David teletrabaja, y para esta estancia compraron un escritorio amplio y robusto que renovaron con pintura mineral azul.

"Recientemente, hemos habilitado la habitación más pequeña para cuarto de la plancha. Queríamos que fuera muy práctica y compramos un mueble de planchar con cestas y cajones y un armario para guardar ropa de cama, toallas, colchas, etc.", afirma Silvana.

Para el dormitorio principal, los influencers deco compraron una cama antigua de madera tallada y cannage que renovaron con pintura a la tiza. En lugar de dos mesitas pusieron una mesita a un lado de la cama y en el otro un secreter antiguo. Para vestir la cama se inclinan por los colores neutros y los textiles naturales.

"El vestidor está amueblado con un gran armario renovado con pintura a la tiza verde oliva y acabado con cera blanca. Un espejo y un banquito completan la estancia, pero es un gran mural con dos aves lo que acaba de decorarla", cuenta.

"El porche es la zona que disfrutamos más en cuanto hace buen tiempo. Tiene vistas al campo y a lo lejos a la pequeña zona de pueblo. La mesa extensible y sillas también están renovadas con pintura a la tiza", revela.

La terraza la decoraron con macetas de flores, butacas de mimbre y una mesa hecha con palets.

"Una de las últimas cosas que hemos hecho es enfrentarnos al reto de crear un jardín nosotros mismos, a partir de un terreno donde solo había malas hierbas y un cerezo. Lo limpiamos y sembramos trébol enano blanco, que es de bajo mantenimiento en cuanto a cuidados y riego y no deja prácticamente lugar a las malas hierbas. Caminos de piedra, multitud de flores, una piscina de acero, zonas de grava y un pequeño huerto hecho en un bancal con palets completan el jardín delantero", admite Silvana.

"Sin embargo, nos queda el jardín trasero por arreglar, donde todo el muro es de rocas grandes y fue lo que nos enamoró de la casa. Para nosotros es muy importante el jardín porque la conexión con la naturaleza nos brinda paz y bienestar. Lo más primordial era conseguir hacer de una casa un hogar, que se adaptara a nuestras necesidades. Sin duda, dedicarle mucho amor siempre es el camino para conseguirlo. Tu hogar te lo devolverá multiplicado", concluye.

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?