Tanto si eres de los que colecciona imágenes de las cocinas que te enamoraron como si simplemente te rindes a la evidencia de que la tuya no puede seguir así ni un segundo más (aunque tampoco sabes qué buscas), tómate unos minutos para informarte sobre lo que seguro que no debes hacer, y calibra bien tus decisiones.

8 /16

1.

Y su acabado

Cocina con office con suelos hidráulicos.

Office con mesa y sillas, de Brucs. Lámpara, modelo Cinta, de Santa&Cole.

El Mueble

En cuanto a su acabado, los de madera son los que más calidez visual ofrecen. Es una opción perfecta para cocinas blancas o de colores neutros. Otra alternativa son los que imitan a las tradicionales baldosas hidráulicas. Elige este tipo de acabado si quieres dar un punto de color al espacio.

2.

No te lances

Cocina estrecha con armarios a dos lados y barra al fondo.

Proyecto de Bäse Interiorismo, realizado por Camacho Construcciones. Encimera Dekton gris piedra. Lámparas modelo Headhat Bowl, de Santa&Cole, en Punto Luz. Platos, de Carolina Blue.

El Mueble

Uno de los errores más comunes al ir a reformar la cocina es la falta de planificación. Empieza por dibujar un plano a escala de la estancia para ver sobre el papel la distribución más cómoda y funcional, y solicita dos o tres presupuestos a empresas solventes y con referencias. Insiste en que todos ellos contemplen las mismas partidas (albañilería, fontanería, electricidad, mobiliario, encimera, grifería, electrodomésticos...), con los materiales y calidades equivalentes y claramente definidos, no solo para poder compararlos, sino también para poder reclamar en caso de que no se corresponda con lo que te instalan. No olvides pedir que desglosen también el coste de la mano de obra, para poder tomar una decisión con toda la información necesaria.

3.

Cocina abierta, ¿sí o no?

Cocina blanca con isla y office con sillas tapizadas.

Mobiliario, de Santos. Encimera, de Dekton. Mesa, de Ondarreta. Sillas, de Crisal Decoración. Taburetes, de Icons Corner. Lámparas, de Ineslam Iluminación

El Mueble

Seguramente una de las preguntas que primero te hagas si piensas en reformar la cocina es si merece la pena abrir la cocina al salón o no. Pues depende. Abrir la cocina cuenta con muchas ventajas a nivel decorativo: amplía los espacios, multiplica los metros y los resultados son muy decorativos. Pero si lo haces, debes instalar una potente campana extractora que evite que los olores y humos de la cocina campen a sus anchas. 

4.

Paredes de cristal

Cocina en blanco y negro con ventana y cerramiento acristalado.

Mobiliario, de Bauformat. Encimera, de Neolith. Taburetes, en Amazon. Lámpara de techo, de Renova Solucions.

El Mueble

Si al final has decidido no abrir la cocina del todo al salón, debes saber que hay opciones para unir los espacios visualmente sin hacerlo de manera física. Las paredes y cerramientos de cristal son una buenísima opción que deja pasar la luz y amplía el entorno. 

En cuanto a los cerramientos acristalados, hay puertas correderas de cristal que harán que todo esté unido cuando estén abiertas, o separado cuando las tengas cerradas.  

5.

Elige bien los suelos

Cocina blanca moderna con muebles sin tiradores y suelo con acabado madera.

Mobiliario, modelo Fine, de Santos. Encimera porcelánica blanca. Placa de inducción y campana de encimera de Míele. Sillas Monsa, de Crisal. 

El Mueble

Uno de los elementos más importantes en la reforma de la cocina es la elección del suelo. Y opciones tienes muchas. Sin duda, los más resistentes son los porcelánicos. Su ventaja es que los encuentras en muchísimos acabados, así como su resistencia. Pero hay más opciones, más económicas. Por ejemplo, existen suelos laminados para cocina con propiedades hidrófugas y bastante duraderos. También los de vinilo son una opción. 

6.

Ajústate al presupuesto

Cocina blanca con estores de rayas.

Mobiliario, de cocinas Gala. Encimera, de Silestone. Lámparas, de IKEA. Grifería, de Franke.

El Mueble

En el fragor de la reforma, superar la cifra asignada a la misma es algo más habitual de lo deseable. Evítalo solicitando dos o tres presupuestos desglosados por partidas de materiales y mano de obra con sus correspondientes calidades y precios por escrito. Ajústate al precio de la reforma de la cocina que tenías pensado y reserva siempre un 10% para contratiempos.

7.

VIDEO: Antes y después de una cocina pequeña

VIDEO: Antes y después de una cocina pequeña

En este vídeo te mostramos el antes y después de la reforma de una cocina en blanco y madera, tras pasar por las manos del estudio de arquitectura Ivan Gas. ¡No te la pierdas! Puedes ver la reforma completa.

8.

Justo a tiempo

Cocina blanca con península y encimera de madera.

Mobiliario, de Cubic Cuines. Encimera de teca, de Carlos Santiago. Taburetes, en Criteri Sant Cugat. Lámparas, de Bover, en Avanluce. 

El Mueble

La reforma integral de la cocina requiere entre 10 y 15 días útiles. Para evitar que se alarguen los plazos, contrata una empresa de confianza y con referencias y asegúrate de que todos los materiales y el equipamiento están disponibles antes de iniciarse las obras. Puesto que siempre pueden surgir imprevistos y para que la obra no se alargue más de lo necesario, pacta los plazos con la empresa de reformas e insiste en que lo pongan por escrito, junto con las penalizaciones económicas que supondrían los posibles retrasos. 

9.

Buenos materiales

Cocina con revestimiento con acabado madera en el salpicadero.

Mobiliario, de Santos Estudio Bilbao. 

El Mueble

La pintura y el papel pintado están de moda en las cocinas, pero no son aconsejables en zonas sometidas a salpicaduras y manchas. Es el caso del frente de la encimera, la zona de aguas y la de fuegos, que requieren materiales inalterables frente a las manchas y de fácil limpieza, como la cerámica, el acero inoxidable, el cristal o la piedra (natural o sintética). También hay revestimientos de PVC o vinilo que ofrecen muchísimos acabados (mármol, pizarra, madera...) y con propiedades antibacterianas, perfectos para instalar en la zona del salpicadero. 

10.

Trabaja con comodidad

Cocina con muebles en madera y blanco.

Mobiliario, de Schmidt.

El Mueble

Al diseñar la distribución de la cocina, pon la comodidad en el punto de mira y diseña un triángulo de trabajo funcional que facilite los movimientos entre las tres zonas de uso: preparación, cocción y almacenaje de la cocina.

11.

Invierte en tranquilidad

Vitrina de cocina azul con interior de madera.

Muebles, de Santos Estudio Bilbao.

El Mueble

Renovar las instalaciones puede suponer un 20% del presupuesto de reforma de la cocina, pero tener que reparar los daños producidos por unas obsoletas sin duda resultará mucho más caro y molesto, ya que puedes no disponer de las mismas baldosas cerámicas para sustituirlas o tener que desmontar fregadero, encimera, muebles... Aprovecha las obras para garantizar muchos años de cocina sin problemas.

12.

Planifica la luz

Cocina con isla con lámparas colgantes.

Muebles de cocina diseño de Molins Design, encimera de Inalco y lámparas de cobre de Original BTC.

El Mueble

No esperes hasta tenerlo todo montado para pensar en la mejor iluminación para tu cocina. Las tomas de corriente y los puntos de luz deben planificarse antes de que entren los albañiles, ya que todas las conexiones deben quedar ocultas bajo el falso techo y los revestimientos de las paredes.

13.

Invierte en accesorios

Detalle de cajón gavetero de cocina.

Detalle de cajón gavetero de cocina.

El Mueble

Reserva una parte del presupuesto destinado a mobiliario a un buen equipamiento interior. Esos armarios que tanto nos gustaron al comprarlos pueden llegar a ser nuestra pesadilla particular si somos incapaces de encontrar nada en ellos a la primera. Vale la pena elegir un modelo más económico e invertir la diferencia en baldas y bandejas extraíbles, cajones de extracción total y accesorios para aprovechar las esquinas y encontrar los utensilios de la cocina a la primera

14.

Almacenaje, con cabeza

Cocina blanca con suelo de madera.

Mobiliario, de Cocinas Santos. Sillas, modelo Sevilla, en Los Peñotes. 

El Mueble

Colocar armarios hasta el techo es la mejor forma de sacar el máximo partido a la pared, aunque no es aconsejable en cocinas de planta estrecha. En cualquier caso, asegúrate de que las cosas de uso diario quedan a una altura cómoda y reserva los pisos superiores a objetos que emplees de forma esporádica.

15.

La zona de fuegos

Cocina con muebles bancos y encimera con acabado mármol.

Mobiliario, modelo Fine Blanco Innsbruck, de Santos Bilbao. Encimera Arabesco Lucidado, de Laminam. Lámparas de techo Soho PQ se Luxacambra, en Susaeta Iluminación. Pacimento Habana White Flower de Yanyare. 

El Mueble

Procura situarla lejos de una apertura al exterior y protegida de corrientes de aire, sobre todo si se trata de cocinas de llama. Tampoco conviene que esté demasiado próxima al office o al comedor, en el caso de cocinas abiertas. En cualquier caso, cuando hayas encontrado la ideal, asegúrate de dejar una buena zona de encimera junto a ella para trabajar con comodidad.

16.

Con vistas

Fregadero de cocina con grifo escamoteable.

Fregadero de cocina con grifo escamoteable.

El Mueble

Situar la zona de aguas frente a la ventana nunca había sido tan fácil como ahora, gracias a la popularización de griferías plegables y escamoteables. No obstante, ten en cuenta que son algo más costosas que las convencionales, y valora si vale la pena la inversión.

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.