1 /24

1.

Una pérgola bioclimática con la temperatura perfecta

Terraza con pérgola Saxun en blanco y muebles de exterior en fibra natural

¿Te gustaría estar al aire libre todo el año? Entonces te encantará esta propuesta de pérgola bioclimática para disfrutar de tu terraza los 365 días del año. Se trata de uno de los modelos de la firma Saxun cuyas lamas de aluminio superiores, móviles e impermeables, favorecen la constante renovación del aire y logran la temperatura ideal en el interior. Los laterales pueden cerrarse bien con estores exclusivos o con cortinas de cristal para divisar el paisaje.

2.

Pérgola de cañizo para terraza

terraza-con-encanto-con-pergola 00507196 O

Las cubiertas naturales de brezo, cañizo o mimbre están formadas por ramas de estos materiales tejidas con alambre galvanizado que evitan su oxidación creando una superficie más o menos tupida. Se compran en rollos y también tienen su versión artificial. Sin ser las estructuras que más cubren, tienen el encanto de generar esos juegos de sol y sombra tan especiales.

Silla Acapulco, de Catalina House.

 

 

3.

Una pérgola inteligente para tu terraza o piscina

Pergola Playa La Herradura Granada R T7A6596-1045x550. Pergola  Saxun

 ¿Lo mejor de instalar una pérgola bioclimática? Disfrutarás tanto de la sombra que podrás poner un confortable salón al exterior. La Pérgola Bioclimática P -190 de Saxun se puede instalar sin ningún tipo de obra, ha sido fabricada en aluminio de alta resistencia y acabada en un color 7034 texturado, tanto en su estructura como en sus lamas, incorpora una red inteligente de sensores que le permite auto gestionarse en función de la temperatura.

4.

Pérgola con plantas trepadoras para jardín

Pérgola con buganvilla en flor y fachada de la casa en blanco

Si en tu porche has decicido crear un salón al aire libre con un sofá de obra y unas butacas, disfruta del exterior instalando una pérgola para jardín de madera envuelta en enredaderas con flor. Estas, además de decorar con sus vivos colores, perfumarán el ambiente con sus deliciosos aromas. Toma buena nota de las trepadoras más comunes: jazmín, madreselva, clemátide, pasiflora, glicinia o buganvilla, como las de la imagen.

5.

Pérgola en curva con toldo de lona

jardin con comedor exterior cubierto por pergola 00346515_O

Otro tipo de pérgola utilizada en jardín y terraza es la cubierta de estructura metálica con toldo de lona. Asegúrate que esta sea impermeable, repelente a la suciedad y resistente a los rayos UV y al granizo. Esta de la imagen se ha ubicado en el jardín para dar sombra al comedor exterior. ¿A qué es ideal su diseño ondulado? 

Pérgola de Unopiù. Mobiliario, de Grupo 13. Pavimento, de madera de ipé.

6.

De hierro + cañizo

pergola-con-comedor-de-exterior-velas-y-farolillos-feng-shui-00358055

Fíjate en este porche, se ha instalado una pérgola similar al anterior ejemplo, de hierro galvanizado pintado, pero aquí se ha cubierto de cañizo. Durante el día, a través de sus ramas se filtran con naturalidad los rayos de sol. Incluso al atardecer será un gustazo sentarse en este comedor y prolongar la velada hasta altas horas de la noche. ¡Imprescindible decorar con farolillos!

 

Lámpara, de Bicoca Antic. Mesa de hierro con sobre de madera, de Culdesac. Sillas, en Bambú, Bambú. Banco, en Luzio. Plantas y portavelas, de Azul-Tierra.

 

7.

De madera con toldo corredero

terraza-urbana-con-pergola-y-toldo_406497

Gracias a su resistencia, el uso de la lona en pérgolas de terrazas se está convirtiendo en uno de los materiales estrella. En esta terraza urbana, el toldo protege el comedor del sol y de la lluvia. Se puede correr bien de forma manual o con motor eléctrico. El abombamiento del tejido formando ondas ¿no te recuerdan a las olas del mar?

8.

Exenta y de madera para jardín

pergola-exenta-de-madera-en-el-jardin-con-comedor_34565

¿Quieres crear un cenador al aire libre o una zona chill out en tu jardín? Las pérgolas independientes te lo permiten, como esta de madera con cortinas, ideales para preservar la intimidad ¿A qué parece una casita sin puertas? Si la colocas cerca de la piscina, tendrás frescor garantizado.

9.

Pérgola con techo de bambú

Pérgola de caña con comedor de exterior

Los materiales naturales son perfectos para casas de campo o playa porque se integran a la perfección con el entorno. Y si no mira lo bien que luce esta pérgola en la terraza con estructura de madera y cubierta de bambú, superresistente. Con su fachada encalada, la piedra a la vista y las sillas y la lámpara de fibra ¡es lo más! Rodea el comedor con plantas y siente el fresquito.

10.

De madera con cubierta vegetal

pergola-con-estructura-de-madera-y-cubierta-vegetal-en-flor f3cc26e9

La glicinia es otra de las plantas trepadoras con la que podrás cubrir tu pérgola de jardín. Es de hoja caduca y su principal atractivo son sus flores aromáticas que pueden ser de color rosa, lavanda o blanco. Resistente al frío, exponla al sol directo para que tenga una buena floración. No necesita cuidados especiales, solo que la podes regularmente para que no crezca sin control. Gracias a sus racimos suspendidos, este comedor desprende un halo mágico ¿no te parece?

11.

Pérgola con enredaderas para porche

Comedor de exterior del sur bajo pérgola verde_ 00437080

¿Quieres comer en tu casa rústica y tener la sensación de estar en plena naturaleza? Nada mejor que dejar que tu pérgola de madera se cubra de enredaderas verdes. Elige entre especies resistentes a climas extremos, como la hiedra, el kiwi o la vid. Esta última es de crecimiento rápido y sus zarcillos no provocarán daños en la estructura. ¡Y quién sabe, a lo mejor hasta puedes comer tus propias uvas de postre!

12.

Pérgola de brezo artificial

Comedor de exterior campestre bajo pérgola_ 00391508

Quédate con estos materiales: mimbre pelado, cañizo de media caña, brezo natural, mimbre tipo brezo... Todos ellos son perfectos cobertores para tu pérgola y, además, le darán encanto gracias a esa irregularidad de sus fibras que facilitan la ventilación en el interior. Si quieres que el techo sea más resistente y no se deteriore o decolore con el sol, elige materiales artificiales, elaborados con PVC o polipropileno. Dan el pego y la sensación de sombra y frescor es similar.

13.

De madera con techo de cañizo

Pérgola de madera con techo de cañizo con comedor campestre_442948

¿Sabías que el techo de cañizo natural sale más barato que el artificial? El precio del artificial depende de la longitud del rollo y del acabado, a una o dos caras. Pongas cual pongas, el efecto en tu pérgola de madera será súper acogedor. El toldo de cañizo de este comedor, ubicado en el porche, hace juego con las cortinas enrollables de esparto que se divisan a lo lejos en el salón exterior. ¡Un ambiente tannnn del Sur!

14.

Pérgola de cañizo para la zona chill out

Pérgola con estructura de madera y techo de cañizo con zona de chill-out

En el interior de tu pérgola no solo puedes instalar el comedor, también un salón al aire libre, una chaise longue como zona de lectura, unas tumbonas para tomar el sol sin sudar o, como en este caso, un rincón chill out de lo más trendy. ¿Y si cuelgas de su estructura de madera una hamaca para sestear? ¡Habrá cola para balancearse en ella!

15.

Apuesta por lo natural

Las pérgolas de cañizo —como la de imagen— protegen del sol pero sin hacer de pantalla bloqueadora, es decir, filtra la claridad. Se recomienda en zonas poco lluviosas, ya que el cañizo no guarece de la lluvia. Es una opción económica, pero con el tiempo deberás reemplazarlo, ya que se deteriora.

16.

¡Más madera!

Con una pérgola hecha con tablones de madera tendrás lo más parecido a un tejado. Ofrece protección total contra el sol, pero para garantizar una buena estanqueidad frente a la lluvia, conviene cubrir la cubierta con tela asfáltica.

17.

Pérgola de policarbonato

El policarbonato es un material plástico duro, resistente, ligero, moldeable y se puede teñir en infinidad de colores. Es muy práctico como cubierta de pérgolas para terrazas o jardines porque protege de la lluvia y de los rayos solares UV, pero no da sombra.

18.

Plantas para cubrir pérgolas

Si tienes un jardín, cubrir la estructura de la pérgola con una enredadera o trepadora resulta una opción muy decorativa y fresca. El único "pero" es que deberás esperar un tiempo (para que crezca) para disfrutar de la sombra de esta cubierta vegetal.

19.

Pérgolas tipo gazebo o cenador

Estas estructuras son perfectas para grandes jardines, y son muy resistentes frente a los agentes externos como el sol y la lluvia. Opta por una a cuatro aguas si vives en una zona propensa a la lluvia y canaliza el agua para regar las plantas del jardín.

20.

¡Tiene tela!

Las pérgolas de lona son una opción muy cómoda y duradera para tu terraza. La tela protege del sol y la lluvia y puedes instalarla con columnas de madera, estructuras de aluminio o metálicas. 

21.

Toldos, a medida

Los hay fijos o plegables, que permiten regular la entrada de luz según las necesidades. La tela acrílica es la más indicada por sus buenas prestaciones, ya que protege del sol y de la lluvia, suele contar con tratamientos anti UV y anti suciedad. Puedes comprar tela para toldos y fabricarlos a medida.

22.

Pérgola ligera de PVC

pérgola de pvc
Pinterest

Además del policarbonato, hay otros plásticos duros con los que se elaboran las cubiertas, como el polietileno o el PVC. De este último material es la estructura de esta pérgola sin techo instalada en el jardín. Resulta superligera, con lo que no es conveniente ubicarla en zonas ventosas. Bajo ella se ha instalado este saloncito exterior, bien protegido con cortinas livianas. 

23.

Pérgola de acero para jardín

pérgola de acero Leroy Merlin
Leroy Merlin

Las estructuras de acero son resistentes, pero pesadas a la hora de la instalación. Esta de la imagen va fijada al suelo y cuenta con toldos correderos en la cubierta que protegen del sol. Cuanto más grueso sea el tejido, más protegerá. En su interior se ha ubicado un saloncito y una chaise longue para sestear. Y si deseas cubrir también los laterales, puedes añadirle unas cortinas de poliéster ¡y listo!

Pérgola, de Leroy Merlin.

24.

De bambú blanco

Pinterest

El bambú es una madera muy resistente, incluso superior a la del pino y el abeto. Además aguanta bien la humedad y es muy estable. Deja pasar muy bien el sol y la sombra, aunque debes tratarlo a menudo para nutrirlo.

En verano es cuando más aprovechamos los espacios de exterior: La terraza, el jardín, el balcón, el patio... Pero para poder disfrutarlos durante todo el día, sobre todo la zona de comedor, es necesario contar con elementos que proyecten sombra, como pérgolas, toldos o gazebos.

Según el lugar donde vayas a colocarla —terraza o jardín— funcionarán mejor unos materiales que otros. Si tienes un jardín, las pérgolas naturales con enredaderas o trepadoras quedan genial. Eso sí, plántalas con tiempo suficiente para que cubran la estructura de manera tupida y poder disfrutar de una generosa sombra.

Si es una terraza, puedes elegir también entre materiales naturales como el cañizo, la madera o el bambú, pero si buscas un tejido muy duradero y sufrido, la lona o telas con tratamientos anti-UV serán tus mejores opciones. ¡Y no descartes las nuevas pérgolas inteligentes que te permiten controlar su funcionamiento a distancia a través del smartphone!