¡Funcionan!

Ideas para cambiar el suelo de la cocina sin obras ¡ni quebraderos de cabeza!

Sí, renovar el pavimento de manera sencilla, sin polvo ni escombros, es posible. Solo tienes que saber qué material escoger. Sigue leyendo porque las opciones son muchas. ¡Incluso podrás hacerlo tú misma!

Cocina en crudo y madera 00522493

¿Tu cocina pide a gritos un suelo nuevo, pero no puedes (o no te apetece lo más mínimo) permitirte una reforma? Tranquila, no desesperes porque hay solución. Y no una ni dos, sino distintas opciones de materiales que se pueden instalar directamente sobre el pavimento existente. El único requisito es que esté nivelado, fijo y, en el caso de que sea cerámico, que no haya ninguna baldosa suelta. Dicho esto, apunta qué tipo de suelos puedes colocar con inmediatez y limpieza.

¿Y si pintas el que tienes?

Existen pinturas de gran dureza y resistencia indicadas para todo tipo de suelos (cerámica, barro, madera, hormigón…), aunque según el material sobre el que se vaya a aplicar, conviene tener en cuenta algunas cuestiones, pues no todos tienen la misma porosidad o adherencia.

Para garantizar la adherencia de la pintura es imprescindible preparar muy bien la superficie. Por eso, antes de pintar el suelo, límpialo muy bien y si está deteriorado o tiene humedades, deberás repararlo. Después, tendrás que aplicar una imprimación y dejarla secar el tiempo que indique el fabricante. Da una primera capa de pintura con rodillo y, cuando esté seca, pasa la segunda mano.

Cocina blanca con gran ventanal en forma de arco y muebles de cocina en negro_ 00451211

Las pinturas para suelos de interior se dividen en tres tipos según su composición:

  • Acrílicas o al agua, indicadas para suelos de madera o laminados.
  • Sintéticas, a base de resinas químicas, se diluyen en disolvente o aguarrás y destacan por su durabilidad.
  • La pintura epoxi (no confundir con el porcelanato líquido o resina epoxi), de alta resistencia al tránsito y a los arañazos, duradera y fácil de limpiar. Están indicadas para todo tipo de suelos.
cocina con muebles blancos y ventana en madera 00501971

Encontrarás pinturas en una amplia gama de colores y en acabados mate o satinado. Además, no tienes por qué optar por superficies en un color liso; también puedes crear atractivos dibujos geométricos o inspirados en las baldosas hidráulicas. Con plantillas de stencil, te resultará muy fácil.

Vinílicos, muy fáciles de instalar y superresistentes

Los suelos vinílicos están realizados con varias capas, una de ellas, la superior, es una imagen digital de madera o de cualquier otro material, impresa en plástico (PVC o similar) y colocada sobre una base de aglomerado. Los encontrarás en formato de lamas o losetas adhesivas, reservados para superficies niveladas y no porosas; y los que llevan incorporado un sistema de clic, es decir, las piezas se acoplan unas con otras a través de sencillo encaje y se pueden instalar en todo tipo de superficies.

Otra de sus ventanas es que tienen un grosor tan mínimo (unos 2 mm) que no tendrás que recortar ni cepillar la puerta de entrada a tu cocina.

00507380

Son resistentes a la abrasión, al agua y al desgaste, además de antibacterianos, antideslizantes y antiestáticos. Por si esto fuera poco, no necesitan ningún tipo de mantenimiento, se limpian fácilmente y encajan con cualquier propuesta decorativa. Hay modelos con colores lisos y con imitación de diferentes materiales: desde madera y piedras naturales hasta baldosas hidráulicas.

Puedes colocarlo sobre cualquier tipo de superficie, aunque no es aconsejable instalarlo sobre suelos de madera. El movimiento natural de este material, con sus contracciones y dilataciones según la temperatura y el grado de humedad de la habitación, puede suponer un inconveniente.

Linóleo, la alternativa sostenible

Su componente principal es el aceite de linaza mezclado con materiales renovables y pigmentos naturales que le dan color. Por tanto, es biodegradable y reciclable, lo que lo convierte en un pavimento sostenible respetuoso con el medio ambiente.

00360202b

Este material destaca principalmente por su gran resistencia al desgaste y durabilidad. Además, es antiestático y tiene una alta resistencia a la abrasión, lo que hace que no pierda color con el tiempo. Podrás instalarlo sobre cualquier superficie, aunque antes es necesario aplicar una capa de mortero nivelante. Lo encontrarás en rollos de 2 m de ancho y en losetas adhesivas o tipo clic.

Laminados: parecen madera, pero no lo son

¿Por qué renunciar a la calidez de un suelo de madera en la cocina? Es cierto que en zonas de agua como esta, la madera natural corre riesgo de abombarse, salvo que haya sido tratada contra la humedad. Los suelos laminados para la cocina presentan acabados que imitan diferentes maderas –y otros materiales–, pero son resistentes al agua, a la abrasión y a los productos de limpieza.

 FER9294

Son muy fáciles de instalar, ya que las piezas se unen con un sistema de clic, sin necesidad de adhesivos, y su mantenimiento es muy básico, ya que no hace falta acuchillarlos ni barnizarlos. Se pueden colocar sobre cualquier tipo de superficie: los únicos requisitos son que el pavimento debe estar limpio, seco y plano y, si presenta humedades, deberás subsanarlas antes de colocar el nuevo suelo.

Ten en cuenta que existen laminados de diferentes calidades y resistencias, y no todos son aptos para la cocina. ¿En qué debes fijarte? Primero, en las siglas AC, indican el criterio de abrasión. Puede ser AC3, AC4, AC5 y AC6. Cuanto más alto sea el número que acompaña al AC más resistente es el suelo al desgaste y al impacto. Para una cocina, lo ideal es que tengan una resistencia de AC5 o AC6. Y, segundo, muy importante: asegúrate de que el laminado que elijas sea hidrófugo.

Con el microcemento disfrutarás de un pavimento continuo

Este revestimiento está compuesto de cemento, resinas, agua, aditivos y pigmentos minerales, y puede aplicarse en multitud de superficies (no solo en suelos, también en paredes, techos y encimeras) y sobre cualquier material (excepto madera), sin necesidad de retirar el antiguo. Eso sí: ha de ser instalado por personal cualificado.

Cocina en crudo y madera 00522493

El principal atractivo del microcemento es que crea superficies continuas, sin juntas ni cortes, por lo que es muy fácil de mantener y de limpiar. Además, contribuye a crear amplitud visual. Lo encontrarás en una amplia gama de colores, texturas y acabados.

¿Sabes ya con cuál de todos vas a renovar el suelo de tu cocina?

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?