REVESTIMIENTOS

Suelos cerámicos: pros y contras y cómo elegirlos

Una duda frecuente: ¿Instalamos un suelo de madera o un suelo cerámico de imitación a madera? Es fácil elegir si sabemos las ventajas e inconvenientes

Marta Alcázar Actualizado a

Baldosas hidráulicas

El parquet, la tarima flotante o el gres son los pavimentos más vistos en viviendas y aunque en los últimos años las tarimas han ido ganando terreno, también son muchos los hogares que apuestan por los suelos porcelánicos. Su resistencia y la variedad de diseños disponibles en el mercado son dos puntos a favor. Pero veamos cuáles son sus pros y sus contras si empiezas a plantearte instalar un suelo porcelánico.

Por qué deberías prohibir los zapatos en casa

HIGIENE EN CASA

Por qué deberías prohibir los zapatos en casa

Hemos visto suelos porcelámicas en infinidad de sitios, tanto en interiores como exteriores, incluso hay quien los coloca como revestimiento vertical en una fachada. Los suelos porcelánicos tienen una durabilidad similar al gres pero sus prestaciones han evolucionado. La clave está en el método de elaboración: los suelos porcelánicos están hechos de cerámica prensada, de modo que la porosidad del material es mínima. Esto significa que las baldosas son muy resistentes, a impactos, a temperaturas extremas y también a la humedad. Por eso, son muy utilizados en exteriores.

Baldosas hidráulicas

Cuáles son las ventajas de los suelos porcelánicos

  • Alta durabilidad: tal y como hemos comentado, el método de fabricación le proporciona una alta resistencia a temperaturas extremas (tanto cálidas como frías) y al exceso de humedad. Sean cuales sean las condiciones climatológicas, el pavimento se mantiene inalterable. Por este motivo, se convierten en suelos ideales para zonas muy transitadas ya que apenas se verá dañado y la superficie se mantendrá intacta a lo largo del tiempo.
  • Variedad de alternativas. La cerámica es un material muy flexible y esto permite crear infinidad de diseños que imitan materiales más costosos, como la madera, la tarima flotante, el mármol o la piedra y por menos precio que estos materiales. Esta versatilidad permite encontrar los diseños más adecuados para cocinas, baños, habitaciones o exteriores.
  • Facilidad de instalación: El suelo porcelánico se adhiere bien al cemento u otro material de enganche. Además, permite adaptar las baldosas a todo tipo de áreas y perímetros. Además, existen modelos que permiten crear elementos decorativos para personalizar la estancia.
  • Fácil de limpiar: El gres porcelánico tiene una absorción de agua prácticamente nula y esto significa que se pueden usar en cualquier habitación con alta presencia de humedad, como la cocina o los baños. Tampoco dará problemas si olvidamos una ventana abierta en un día de lluvia y se moja accidentalmente, simplemente con retirar el agua, el suelo quedará en perfectas condiciones. Además, su mantenimiento no requiere de barnices protectores, ceras o aceites. Simplemente, fregándolo con el.
Baño con ducha con mampara corredera de cristal y con suelo y pared revestidas con porcelánico que imita la madera

Cuáles son los inconvenientes del suelo porcelánico

Ya sabemos que el suelo cerámico es versátil, fácil de mantener y resistente, pero según lo que estés buscando también presenta inconvenientes.

  • Dureza del material: la alta resistencia de estas baldosas también puede ser un inconveniente. Según la geometría de la habitación donde vayamos a instalarlo, vamos a necesitar hacer cortes y si el material es muy duro puede resultar difícil. Además, los fabricantes ofrecen cada vez baldosas más grandes, que dificulta su adaptación. Esta dureza también puede dificultar pequeños trabajos o reparaciones que requieran perforar la superficie. Por este motivo, es habitual que muchos hogares guarden una caja de baldosas del suelo que tienen instalado por si se produce algún desperfecto que dañe la baldosa.
  • Material frío en comparación con la madera. Si te gusta andar descalzo por casa y sentir la calidez de la madera bajo tus pies, el suelo porcelánico es un material más frío al tacto. Si prefieres la resistencia de este material y no quieres sentir calidez bajo tus pies, una solución es instalar calefacción por suelo radiante.
  • Precio. El suelo porcelánico es más económico que el parquet o el mármol, sin embargo, la mayoría de modelos son más costosas que las tradicionales baldosas de gres.
¿Cómo elegir el mejor parquet? Materiales y presupuestos

A FONDO

¿Cómo elegir el mejor parquet? Materiales y presupuestos

Ya vemos que el suelo cerámico tiene múltiples ventajas pero también algunos inconvenientes que pueden molestar más a cada uno en función de los gustos. La mayoría de suelos de exterior optan por la resistencia de estos suelos. Lo mismo ocurre en superficies con altos niveles de humedad, como las cocinas o baños. Sin embargo, en habitaciones y salones, las prioridades cambian. Cuál es la tuya, ¿resistencia o calidez?

PULSA PARA GUARDAR EL ARTÍCULO

EL ARTÍCULO SE HA GUARDADO EN FAVORITOS

Podrás encontrar tus favoritos en el menú

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?