Paredes

1 /465
Cuadros expuestos en una librería a medida bajo el hueco de la escalera 464970

1.

Una librería en el hueco de la escalera

Desaprovechar el hueco bajo la escalera debería ser considerado un pecado capital. En lugar de dejarlo vacío, ¿por qué no instalas una librería y colocas una cómoda butaca a su lado para montarte un rincón de lectura?

 Cocina y comedor con puertas correderas - 522517

2.

Cocina y comedor, todo en uno

Detrás de un cerramiento de cristal queda delimitado el espacio que ocupan cocina y comedor en esta casa. Un fijo acristalado de suelo a techo y dos hojas correderas de idéntico diseño que dejan un vano abierto de paso de generosas dimensiones. Con perfil metálico en negro, las guías quedan ocultas en el techo para que la continuidad sea mayor.

Mesa de Renova, lámparas de techo de Ineslamps y sillas de Crisol.
cocinas con elementos industriales 00522710

3.

De perfilería extra fina

La mínima expresión. Así es este cerramiento con fijo y puerta corredera: no solo ligero por el uso del cristal sino por incluir unos perfiles extra finos que confieren aún más ligereza al conjunto. Es perfecto el diseño para ambientes minimalistas. Si te gusta la idea que propone Begoña Susaeta en esta cocina, deberás escoger el material metálico, ya que con madera no es posible afinar tanto.

Muebles modelo Fine Blanco Innsbruck de Santos Bilbao con encimera Arabesco Lucidato de Laminam. Lámparas de techo Soho PQ de Luxcambra en Susaeta Iluminación y suelo Habana White Flower de Yanyare.
00500539 O

4.

Apuesta por colocar molduras decorativas

Si unificas las paredes, el techo y el suelo de tu pasillo y eliges un color claro ampliarás visualmente el espacio, ya que los límites quedarán diluidos. Y para hacer que el resultado sea más cálido y acogedor, nada como colocar molduras en el techo y las paredes. Una idea de lo más decorativa y muy fácil de llevar a la práctica.   

pasillo-zocalo-y-balda-para-cuadros-00510211 O

5.

Sin muebles y con cuadros en la pared

¿El pasillo de tu casa es muy estrecho? En ese caso lo mejor es evitar colocar mueble alguno. Por pequeño que sea te robará espacio. Utiliza otros trucos para decorar, como colocar cuadros a lo largo de la pared, bien colgados o bien apoyados en una repisa pequeña.

carlos-arriaga 490772

6.

Crear una galería de cuadros en la pared

No hay mejor idea para darle al salón un aire renovado y especial que la de crear una galería de cuadros en un rincón del salón, en el dormitorio o el recibidor. Elige fotografías (antiguas, por ejemplo, como en este rincón decorado por la decoradora Dafne Vijande), ilustraciones, dibujos, pinturas… Todo vale si te gusta a ti, te emociona o te despierta buenas sensaciones.

00472482 salón en azul

7.

Pintar una pared de un color intenso

¿Tienes un salón luminoso? Entonces puedes permitirte el lujo de pintar una de las paredes con un color intenso y llamativo. Te ayudará a renovar el salón y a cambiar completamente su apariencia, consiguiendo un resultado más moderno y actual.

Sofá de Frajumar. Mesas de centro diseño de Luderna Design. Alfombra de Benuta. Escritorio de Westwing. Lámpara flexo de Maisons du Monde.
cocina-blanca-con-azulejos-blancos-00532140

8.

Tradicional con aire retro

Este azulejo es un clásico, se trata del típico Metro con bordes biselados en blanco. Una opción para revestir paredes por completo o crear zócalos que no falla. Es ligero y multiplica la luminosidad. Y combina con muebles de estilo campestre o rústico actualizado.

Muebles de Cubic y estores de Interestor.
cocina-con-pared-de-piedra-00507212 O

9.

Paredes revestidas en piedra natural

Llevar este estilo rústico a la cocina en las paredes es posible con azulejos que imitan este acabado y con otros revestimientos tipo panel piedra (de materiales tipo polipropileno). Con paredes así la estancia resultará muy cálida y natural y puedes optar por muebles de obra con puertas de madera o diseños más depurados.

cocina abierta con muebles blancos y azulejos en verde 00507305

10.

Un toque de color con textura

Si quieres que tu cocina tenga paredes ricas en matices, escoge azulejos que aporten textura. Se trata de piezas que no son perfectamente lisas ni está pulidas. Funcionan muy bien en este estilo los azulejos esmaltados que tienen superficie rugosa. El acabado cuadrado (como un maxi gresite) de las baldosas que revisten la pared en esta cocina resta rusticidad y acerca el look a un estilo más moderno.

Muebles y azulejos de Creixell y taburetes de India & Pacific.

 

cocina-minimalista--blanco 00508384 O

11.

Cocina de estilo moderno

Tanto la línea del mobiliario como el revestimiento elegido hacen que esta cocina tenga un estilo moderno en su conjunto. Te proponemos una opción de compra que reproducirá a la perfección el look de la pared. Revístela con un azulejo que aporte las aguas de una piedra muy suavizadas en líneas.

Mobiliario de César, mesa de Ethnicraft y sillas en Sklum.
Cocina revestimiento en salpicadero 00515082

12.

La madera siempre cálida

Desde la aparición de los materiales cerámicos acabado efecto madera la cocina se llena de su calidez sin preocupaciones por las manchas. Aquí se ha llevado la madera al frente de la zona de cocción. El estilo es neutro, aunque con cierto aire de cocina nórdica y contemporáneo en función del resto de elemento que compongan el interiorismo de la cocina.

Muebles de cocina de Santos Estudio Bilbao.
cocina-color-topo-00528952 O

13.

Retro con color: azulejo hidráulico

Otra tendencia para revestir las paredes, el suelo o crear solo un detalle en la cocina es el azulejo imitación baldosa hidráulica. Colores y geométricos se repiten en patrones ordenados. Tal es el éxito de este estilo o acabado que encontrarás revestimientos cerámicos y vinílicos más vintage o actualizados con trazos limpios y definidos.

Sillas de Coton et Bois y alfombra y lámpara de techo de Ikea.
00493550 Salón en verde

14.

Relájate en el salón

Si quieres que tu salón sea un remanso de paz, píntalo y decóralo en verde. Para que no quede homogéneo y monótono, combina diferentes tonalidades, como se ha hecho en este que coordina paredes, estante y textiles con gran acierto.

Sofá Vallentuna, de Ikea. Cojines, de ID Design, de Calma House, Azul-Tierra y Gastón y Daniela. Plato pintado, de Azul-Tierra. Jarrones, de ID Design. Letra, de Taimo. 
0490

15.

Adapta la decoración al color arena

¿Cómo puedes llevar este color a tu salón? Con buenas ideas. Por ejemplo, pinta las paredes de color arena, retapiza los sofás y laca la mesita de centro en un tono topo. Es lo que hizo en este de la imagen la interiorista Gloria Borrás quién, además, conservó el papel pintado tostado, colocó unos estores y unas butacas que le van de maravilla.

Sofá tapizado por Tapicería Díaz. Mesa de centro, de Ebanistería Manzanares. Butacas, de Merc & Cía. Estores con telas de Yutes.
carlos-arriaga-490772 b20fe48e 674x819

16.

Arte en las paredes

Pósters, fotografías, ilustraciones y láminas encuentran un hueco en las paredes de los salones millennial. Sus dueños tienen ideas propias y muy personales para crear galerías de "obras de arte" y las utilizan como un recurso decorativo clave.

mueble-bano-cesto-orden 00515087

17.

Papel pintado en todas las paredes

Puede que pienses que el papel pintado no es el revestimiento más apropiado para un cuarto de baño, pero eso es porque no conoces las cualidades de los papeles vinílicos, capaces de soportar salpicaduras y humedad sin deteriorarse lo más mínimo. Puedes colocarlo sin miedo en cualquier pared de tu baño, a excepción de la ducha, como ha hecho la interiorista Begoña Susaeta en este espacio.

Papel pintado modelo Voyage de Gancedo, lámparas Astro en Susaeta Iluminación, grifería NK Concept de Porcelanosa, y espejo de Cuadros Mota.

salon pintado en verde con puerta corredera 00342792

18.

Las mejores reformas que puedes hacer en verano

Comedor ubicado junto a vano pasaplatos 00527473

19.

No comunicar el comedor con la cocina

No solo la ubicación en sí del ambiente del comedor es importante sino que un error decorativo puede ser no comunicarlo adecuadamente. Paredes de cristal, vanos, pasaplatos… juega con estos elementos para que fluya la comunicación física y visual entre cocina y comedor. Para que resulte cómodo un pasaplatos debe tener al menos 60 x 60 cm. Los de diseño horizontal son más vistosos.

Mesa de Stol, sillas de teca y mimbre de Cidon y lámparas de Ay Illuminate.
00497452_ALT_00000775 Dormitorio clásico con cabecero tapizado + banco capitoné

20.

Cabecero tapizado en gris con tachuelas + banco en capitoné

Este dormitorio respira aires versallescos. El cabecero tapizado en gris se ha renovado con la presencia de las tachuelas que lo decoran. Tras él, el mural revestido de un bello paisaje traslada a los jardines del exterior. A los pies, el banco no podía ser otro que un diseño clásico, en capitoné gris y con patas torneadas. ¡Súper elegante!

Escritorio de anticuario. Funda nórdica, cojines y manta, de Zara Home. Alfombra, de Maisons du Monde.

 

 

00527481 Dormitorio con cabecero tapizado + banco de fibra

21.

Cabecero en lino beis + banco de fibra y madera pintada

El beis y el gris hacen buena pareja y aquí tienes la prueba. La interiorista Paula Duarte ha elegido para su dormitorio un cabecero tapizado en lino beis que contrasta con la pared lacada en gris. A los pies, ha optado por un banco de enea —a juego con los individuales de la pared— y en lugar de dejar las patas de madera naturales las ha pintado de gris. ¡Ahora todo encaja!

Cabecero, mesillas de noche y lámpara, de Kenay Home. Banco, de Maisons du Monde. Pared decorada con individuales, de Zara Home y El Corte Inglés. Alfombra, de El Corte Inglés. 

 

00497453

22.

Cubre la pared del cabecero con un paisaje

Coqueto, elegante ¡y tan romántico! Si quieres que tu dormitorio tenga estas tres connotaciones, apunta la idea de la interiorista Fanny Iniesta: forrar la pared del cabecero con un mural espectacular. Este, a modo de paisaje, logra darle profundidad al cuarto, continuidad visual con el ambiente que se cuela por las ventanas y mucho glamur.

Mural, de Gancedo. Funda nórdica, cojines y manta, de Zara Home.
00508684

23.

Cuelga un tapiz boho

Si eres una auténtica fan de lo artesano y quieres darle un toque boho a tu dormitorio, te encantará la idea que apunta la interiorista Mireia Pla en este cuarto: decorar la pared del cabecero con un fantástico tapiz de macramé en un suave tono arena, natural y acogedor. ¿No te parece precioso?

Butaca y lámpara, de MIV Interiores.

 

00524540

24.

Adorna la pared con guirnaldas originales

Si tu hija es una crack de la fotografía, sorpréndela decorando la pared del cabecero con unas divertidas guirnaldas que reúnan sus mejores instántaneas. Eso fue lo que hizo la interiorista Marta Prats en este dormitorio juvenil dándole un acertado toque informal. ¡Y además tiene un cabecero con almacenaje!

Mesita de noche y cabecero realizados a medida.

 

 

00526451

25.

Sube de nivel con una pieza de valor

¿Te privan las antigüedades? Date una vuelta por almonedas y mercadillos, seguro que encuentras alguna pieza para lucirla en tu dormitorio. En este, la interiorista Blanca Tey decoró la pared del cabecero con un tapiz envejecido que le da caché. ¡Mira cómo resalta sobre la pared blanca!

Banco, de Taller de las Indias.
00527500

26.

Decora con individuales de fibra

Fíjate en la idea tan coqueta que ha puesto en su dormitorio la interiorista Paula Duarte. Ha pintado la pared del cabecero en un tono gris que contrasta (y mucho) con el tapizado de lino beis. Y para rebajar ese muro frío y oscuro, se le ocurrió fijar una bonita composición de manteles individuales de fibra en tonos claros, lisos y estampados. ¡La calidez ya está asegurada!

Cabecero y mesitas de noche, de Kenay Home. Pared decorada con individuales de Zara Home y El Corte Inglés. 

 

00516824 Consola delante de ventana

27.

Pintar las paredes en tonos oscuros

Te encantan los colores intensos pero ¿tanto como para llevarlos a las paredes de tu salón? No solo le quitarás luz y reducirás visualmente su capacidad sino que en un par de años estarás hasta el gorro de él y empezarás a notar tu casa viejuna. Si quieres pintar las paredes y no cansarte de mirarlas, hazlo mejor en un tono neutro —blanco, gris o beis— que resiste mejor el paso del tiempo. Aquí la interiorista Paula Duarte ha optado por un gris clarito que resalta las molduras del techo.

Butaca de mimbre, de India & Pacific. 
00526562

28.

No sacar partido a "muebles" poco vistos

Como los bancos. Es un error porque pueden hacer mucho por la decoración por poco. Es una pieza ligera, que ocupa poco y soluciona mucho. Puede sustituir a una silla (más voluminosa visualmente por el respaldo) y ganar espacio en el comedor. Pero también es un asiento auxiliar que se convierte en mueble en el recibidor. Dos en uno.

Mesa, banco y cojines en Sacum; sillas de Casual Home & Contract y lámparas de bambú de Tine K Home.
cocina-abierta-con-ventanal-fijo-de-cristal-y-zona-de-trabajo-00501842

29.

No tirar tabiques por miedo a las obras

"Si hay poco espacio, mejor olvidarte de paredes y aprovecha cada estancia para diferentes usos; un comedor puede convertirse en un espacio de trabajo", comenta la arquitecta Helena Martín. No tirar tabiques innecesarios o no comunicar visualmente ambientes por miedo a las obras es un error. ¡Estás perdiendo sensación de amplitud! Tira las paredes que compartimentan en exceso o sustitúyelas por tabiques de cristal. Solución intermedia: abrir vanos acristalados que dejan que todo se llene de luz, por ejemplo entre un salón pequeño y una cocina. Si hay poco espacio, mejor olvidarte de paredes y aprovechar cada estancia para diferentes usos; un comedor puede convertirse en un espacio de trabajo.

Sillas en Heap & Woods, lámparas de techo en Catalina House y muebles de cocina de TPC.
dormitorio con pared cabecer empapelada 00501702

30.

Tener paredes oscuras y recargadas

A veces se piensa que una pared en color blanco sin cuadros ni objetos deco está desnuda y resulta fría. Pero no es así. Es el conjunto el que manda en la percepción. En los pisos pequeños no abuses de paredes demasiado decoradas (ni de tonos oscuros). Es preferible ir de menos a más. El papel pintado o un revestimiento también decora sin recargar. ¡Tenlo en cuenta!

Cabecero, mesita de noche y lámpara de techo diseño de la decoradora Natalia Gómez Angelats.
dormitorio con ventana y luz natural 00410989

31.

No hacer un buen uso de la luz natural

¿Qué significa esto? No aprovecharla todo lo posible. Es otro error que empequeñece tu casa. Es primordial vestir las ventanas con cortinas o estores en tejidos ligeros y en tonos claros (preferiblemente en blanco) que tamicen pero sin restar nada de luminosidad. Además, abusar del blanco para que "refleje" esa luz natural que entra por la ventana. Y esto es aplicable a dormitorios pequeños, salones o cocinas.

Cabecero diseño de Cuqui Olmedo realizado por Kotablue. Aplique en Luz Norte y pared revestida de papel japonés en Azalea Decoración.
detalle-cocina-zona-coccion-azulejos-00518323 O

32.

Pintar los azulejos de la cocina

Bruguer cuenta con una gama de esmaltes para azulejos disponibles en una amplia variedad de acabados. Su precio: 30,95 €/bote de 750 ml en Bauhaus que rinde 6-8 m2/l. Para cubrir 20 m2 de cocina (ten en cuenta que puedes pintar solo los azulejos que se ven) invertirás 130 € aprox. Te sobra presupuesto para la imprimación previa (16 €/bote 750 ml) que deberás aplicar. La borada o lechada que quieras para las juntas es económica y cunde mucho (el saco de 1,5 kg tiene un precio de 4-5 €).

cocina-muebles-obra-y-salpicadero-00525610 O

33.

Nuevo salpicadero

En un acabado diferente al resto de azulejos. Esa es la clave de un salpicadero llamativo que transforme la estética de tu cocina. Si quieres uno low cost que no supere los 200 €, olvídate de un antepecho de Silestone o Corian. La buena noticia: ¡hay otros materiales! Como las planchas vinílicas o los salpicaderos laminados de Ikea (modelo Lysekil efecto mármol en 119,6 x 55 cm a 39,99 €. Mide el hueco entre la encimera y el mueble alto y calcula.

Muebles de cocina de microcemento y madera, diseño de Interior Facelift, apliques de Graham and Green y azulejos de Maitland & Poate.
Cocina con muebles en crudo 00525486

34.

Cambio profundo: bye bye azulejos

¿Quitar azulejos sin tener que desescombrar? La propuesta que te hacemos por menos de 200 € para lucir cocina nueva es cubrir las baldosas que tanto te incomodan con pasta. Un bote de 1,5 kg de masilla elástica para azulejos cuesta 6,80 € en Amazon. Cómprala ya preparada para que la tarea sea más cómoda. Calcula entre 1,5 y 2 kg por m2. Una pared de 3 metros de largo se llevaría al menos 50 € en masilla. Y queda para la espátula de aplicación si no tienes, la lija para igualar la superficie y la pintura con efecto cemento -para un efecto como este- que aplicarás después: Osaka, 60 € bote de 8 kilos.

Muebles de cocina de Santos, encimera de Neolith modelo Pietra de Luna en Momdisseny y apliques de Jieldé.
cocina de estilo campestre con muebles en azul y papel pintado 00527793

35.

Papel pintado sin esfuerzo

Renovar el papel pintado que tienes en la cocina por un diseño nuevo hará que se note la diferencia (el rollo tiene un precio aprox. de 50 € y cubre 5 m2). Si quieres colocar papel sobre parte de los azulejos, previamente tendrás que aplicar la masilla o plaste que hemos indicado anteriormente. Y también puedes probar con papeles especiales de mayor gramaje y resistentes a la humedad como los de Lokoloko con un precio de 115 € para una plancha de 250 x 95 cm.

Papel pintado de Leroy Merlin y fregadero y grifería de Ikea.
Cocina con office pintada y decorada en color topo 00528734

36.

Topo

Este tono entre el gris y el marrón, también llamado ''visón'', se ha colado entre los 10 colores que triunfarán esta primavera para pintar las paredes. Es tan cálido como funcional, ya que puedes combinarlo con un montón de tonalidades. Si lo juntas con el blanco, reforzarás la luz de los espacios. La madera también te ayudará a crear ambientes muy frescos y primaverales, y si añades textiles de lino, ¡obrarás un milagro!

Muebles de cocina de Santos con tiradores de Formani, encimera de piedra natural modelo Portobello de Naturamia, apliques de Faro y pavimento porcelánico de Himmabisa. Mesa de Ondarreta, sillas de Crisal y lámpara de techo de Another Lamps.
Un bosque en la pared

37.

Un bosque en la pared

¿Quieres algo más atrevido? Elige un papel con motivo de árboles en tonos grises: es llamativo pero no demasiado. Perfecto para la pared del cabecero. Similar, 19,95 €/rollo, en papelpintadoonline.com 

Empapelar una pared

38.

Empapela una pared: nunca falla

El estampado en espiga o chevron es elegante e informal. Úsalo para destacar una pared sin que chirríe. Elige tonos claros: gris claro, azul... Papel Italie Azul, 24,99 €/rollo en Leroy Merlin. 

Color Pantone Classic Blue pared azul con plantas 00451389

39.

French Blue de Pantone

Es bastante más intenso que el azul Cerulean de Pantone, pero te vendrá de perlas para rebajar las altas temperaturas dentro del hogar. No, no tiene propiedades mágicas, pero como es el tono del océano genera un efecto placebo de frescor en tu mente.

Butaca y lámpara, de Sacum.
Comedor con pared color teja y marrón, aparador en crema con puertas de cristal, reloj, lámpara de sobremesa y mesa redonda de comedor con silla

40.

Terracota

La fuerza del color terracota proviene de sus orígenes mediterráneos. Aprovecha su energía para darle un puntito de carácter a tu dormitorio o a ese baño de invitados que resulta tan soso y aburrido, no te defraudará. ¡Prometido!

Aparador y lámpara, de Cottage Little House. Mantel de lino y alfombra, de Filocolore. Butacas, de IKEA.
Dormitorio en tonos crema y rosa

41.

Crema Silencio de Pantone

Una paleta de colores primaverales necesita un contrapunto de equilibrio, y en 2021 será el tono Silencio de Pantone. Esta versión más suavizada del color crema se presenta como el perfecto fondo neutro para cualquier habitación, ya que además de encajar en todo tipo de estilos, tiene propiedades calmantes para el espíritu.

Cabecero-repisa realizado por Mercedes Postigo. Cuadro de Carlos Arriaga y jarrones de Los Peñotes. 
Cocina con pared pintada color verde mint y mesa con sillas 405982

42.

Verde mint

Tampoco podría faltar la tonalidad más dulce y fresquita del verde, es decir, el mint. Acostumbradas a verlo en las habitaciones infantiles, esta primavera también llegará a otros rincones de nuestras casas. En cocinas con offices queda estupendo.

Mobiliario, de IKEA. Encimera de Neolith color Perla, en The Size. Pavimento, de Ceracasa. Baldosas blancas, modelo Masia, de Equipe Cerámica. Sillas, en Mercantic.
Salón con comedor con paredes y detalles azules

43.

Azul Cerulean de Pantone

Si los colores intensos no son para ti, puede que el azul Cerulean de Pantone case más con tu estilo. Este tono apagado entre el azul y el gris resulta muy relajante y recuerda al mar, por lo que es estupendo para dormitorios y áreas de relax como el salón.

​Sofá, de Mobles Montané tapizado con tela de Güell Lamadrid. Mesas de centro, en La Maison. Alfombra, de IKEA. Lámpara de pie, de Cottage Little House. Mesa y banco, de IKEA. Colchoneta, confeccionada por Júlia Casals con tela de Güell Lamadrid. Aplique, en Corium Casa
Salón de finca regia en blanco con sofá en capitoné tapizado en verde 00452030

44.

Blanco reluciente

Sí, el blanco se lleva ahora y siempre, por los siglos de los siglos... ¡AMÉN! Sin embargo, durante la primavera este color exhibe su versión más enérgica para potenciar la luz de las estancias, ayudado por los rayos del sol. No lo dudes, llegó el momento de pintar las paredes de blanco y combinarlas con unos textiles alegres y estampados.

Sofás, de Home Select. Pufs, de Casa y Campo. Lámpara de techo, de Años Luz.
Salón con vigas vistas pintadas en blanco y pared naranja con sofás contrapuestos y mesa de centro sobre alfombra 438066

45.

Naranja Marigold de Pantone

Si el amarillo Illuminating se coronó (junto al Ultimate Gray) como el color Pantone del año 2021, no es de extrañar que el naranja Marigold esté tan presente en las tendencias de color para esta primavera. Alegre y vibrante, este tono no es apto para todo el mundo, pero quedará precioso si lo utilizas para pintar una de las paredes del salón.

Sofá, de Miki Beumala. Mesa auxiliar, de Foimpex. Cojiines, de Cado, Marina&Co y Matèria. Alfombra, de Gra. Lámpara de pie, de Parlane. Mesa de centro, de Becara.
Salón con pared pintada de color rosa 00421417

46.

Rosados

Primavera tras primavera, el rosa se cuela entre las tendencias de decoración. Este color resulta dulce y fresco de por sí, y crea espacios luminosos y armónicos. Aunque Pantone se decanta más por el tono Brunt Coral, puede quedar un poquito intenso, logrando que te canses de él en un abrir y cerrar de ojos. En su lugar, nos quedamos con una gama de rosas suaves y primaverales. ¡Nunca fallan!

Sofá y alfombra, de Westwing. Mesa de centro, de Nordicthink.
pasillo-de-diseño-con-molduras-y-apliques-de-pared-en-oro-00492082 O

47.

Lámparas ubicadas estratégicamente

A la hora de planificar la iluminación de un pasillo, piensa en lámparas de pared que proyecten la luz hacia el techo y las esquinas. Esta tendencia hará que el pasillo se vea más alto. Las lámparas que crean una iluminación creativa y difusa son una buena idea. Si además escoges apliques tan decorativos como estos, aún apagados decorarán. Un truco para pasillos: en los de techos altos, colocar lámparas colgantes que caigan harán que se acerque visualmente al suelo.

pasillo decorador con molduras en las paredes 00500539 O

48.

Decorar el pasillo con molduras

Y crear efectos ópticos. Esta idea es una de las tendencias que puedes aplicar en la decoración de tu pasillo con la idea de tenerlo a la moda y, además, que parezca más ancho o alto. Como con el uso de las rayas, las molduras crean líneas que juegan a favor del efecto óptico que necesites en el caso de tu pasillo en concreto. Con cuarterones verticales para que parezca más alto y de forma horizontal en las paredes cortas para que se vea ancho.

Paredes y suelos del lavadero muy original - 531785

49.

Paredes y suelo con un toque de color

El papel pintado de flores da mucha vida y color al lavadero. Lo mismo que el suelo porcelánico que también dibuja flores. Combinan genial con el blanco. 

Papel pintado de flores de Sandberg (91 € rollo). Suelo porcelánico de Equipe (27 €/m2). 
Cocina con muebles en crudo 00525486

50.

Topo más allá de los muebles de cocina

Otra opción para decorar la cocina en el color de moda es incorporarlo en la encimera o en las paredes. En uno o en ambos elementos. Sobre muebles en color blanco, el resultado es igual de confortable a la vista. De aquí nos gusta la textura que aporta la pared con aguas tipo microcemento. Consíguelo con este material (que también se colorea en diferentes tonalidades) o con pintura con efectos plástica o esmaltada (que es lo ideal en zonas que pueden mancharse).

Muebles de cocina de Santos, encimera de Neolith modelo Pietra de Luna en Mim Disseny y apliques de Jieldé.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?