Cortinas

1 /928
distribuidor en color lila. Morado

1.

Morado

¿Sabías que el color morado está íntimamente ligado a la realeza y al lujo? Quizá por ello, verlo como protagonista de paredes y cortinas en este distribuidor impresiona tanto. En efecto, se trata de un color raro para decorar la casa, pero ten por seguro que si buscas causar impacto, lo lograrás con el morado. ¿Cuentas con techos altos? Entonces, apuesta por pintar las paredes con este tono y resáltalo con un techo en blanco. Voilà!

00423857. Un armario que aparece y desaparece

2.

Un armario que aparece y desaparece

Si el único "pero" que les pones a los armarios abiertos es su excesiva exposición al polvo, aquí tienes una propuesta que te va a convencer. Coloca unas cortinas que te permitan abrir y cerrar el vestidor, según lo uses o no, como se ha hecho en este dormitorio infantil. ¿Otra buena idea? Fija unos apliques en la parte superior que te permitan ver en la oscuridad, sin despertar a los que duermen.

Cómodas, de IKEA. Estructura con estantes, realizada a medida según diseño de Clara Masllorens.
00447292. ¿Por qué no pintar los frentes de los armarios?

3.

¿Por qué no pintar los frentes de los armarios?

Las puertas de los armarios ganarán puntos de estilo si te decides a pintarlas con chalk paint a juego con los colores de la habitación. De este modo, el conjunto quedará totalmente integrado visualmente. ¡No te olvides de limpiar antes de pintar!

comedor-con-ventanal-al-exterior 00510582. Cuando la decoración es el paisaje…

4.

Cuando la decoración es el paisaje…

Si la pared del comedor cuenta con una ventana y las vistas merecen la pena, no hay mejor decoración que integrarlas en el ambiente. Sin cortinas, con una ventana que enmarque el exterior; como se ha hecho en este espacio tan bucólico y natural. 

Mesa y sillas de Becara.
dormitorio-escritorio-cortinas 00498702. Cortinas, casi en el techo

5.

Cortinas, casi en el techo

Tener unos grandes ventanales por donde la luz entre a raudales es un recurso natural para hacer que la estancia parezca más amplia y más alta, pero desgraciadamente no todas las casas cuentan con ventanas oversize. Si este es tu caso, tendrás que jugar entonces con las cortinas y los estores. Como tu objetivo es potenciar la verticalidad de la habitación, procura colgarlas lo más cerca posible del techo. Si las cortinas son largas hasta el suelo acertarás de pleno. Si son estores o cortinas cortas, déjalas un palmo o dos más largas que la ventana. Para no perder luminosidad, elígelas claras o transparentes. 

 

cortinas rosa palido_00480260. Tejidos con movimiento

6.

Tejidos con movimiento

Ya sabes que para tamizar la luz y dar privacidad a las estancias nada como los estores, los paneles japoneses o las cortinas. A la hora de elegirlos, apuesta por materiales naturales, preferentemente en colores lisos y neutros. ¡Ojo! neutro no solo significa blanco o beis, también grises azulados, azules grisáceos, turquesas o rosas empolvados. Y en el caso de las cortinas, asegúrate que tienen una buena caída para darle al salón fluidez y movimiento.

casas mini libreria convrtoble en comedor 00507377. 6. Una casita de cuatro plantas de menos de 50 m2 a pie de playa

7.

6. Una casita de cuatro plantas de menos de 50 m2 a pie de playa

El ingenio de la interiorista Lory Hansen ha permitido convertir una casita de cuatro plantas, ¡de tan solo 12 m2 cada una!, en el mejor refugio de verano de una familia numerosa. Soluciones a medida, muebles polivalentes y mucha imaginación lo han hecho posible. Para prueba, el comedor de quita y pon. "La mesa de hierro y roble, oculta bajo la librería, cuando se abre y se pone hacia la ventana gracias a las ruedas, dobla su tamaño”. Los pufs sirven de banco y de almacenaje", explica Lory. 

Terraza con cortinas blancas_00504060. Protege tu intimidad

8.

Protege tu intimidad

Salir a la terraza a disfrutar del aperitivo, una comida en familia o una velada con amigos siempre resulta una delicia. Pero, si el "curioso" del vecino está al acecho, ya no lo es tanto. Preserva tu intimidad de miradas indiscretas con unos paneles de cañizo o instalando, como aquí, unas cortinas blancas, ligeras y vaporosas. Estas no quitarán un ápice de frescor y proporcionarán un ambiente de lo más relajado con el balanceo de sus telas por la brisa. Engánchalas a la pérgola para que te protejan del sol por el día y de los bichos, por la noche. 

Cama india Single Indian Bed Tartan, de Gan-Rugs. Sofá y mesa de centro Bellevie, de Fermob, en Teodora BCN.  
Dormitorio con cabecero de madera natural 00500453. Algodón, frescura y buenas prestaciones

9.

Algodón, frescura y buenas prestaciones

Este tejido presume de todo lo que necesita una tela de verano. "Aporta una sensación de frescura y un tacto muy agradable. Con el tiempo mantiene un aspecto auténtico", explican desde Gancedo. 

Cabecero de madera de teca, banco y lámpara flexo, de Sacum. Lámpara de techo, en Ladies and Gentleman. Cortinas y alfombras, en Filocolore. 
00485404. ¿Cómo elegir las cortinas?

10.

¿Cómo elegir las cortinas?

A unas cortinas de un apartamento de verano les pedimos frescor y un look relajado. En este sentido, Estrella destaca que es muy importante valorar el gramaje de la tela: ¡ojo! cuanto mayor sea, más tupida, pesada y rígida será una tela. Y en verano interesa todo lo contrario. Es decir, buscaremos una cortina de trama abierta, que dé intimidad y evite que el sol entre en casa, pero también deje que se filtre la brisa y tenga movimiento". Tenemos todos los consejos para ¡elegir las cortinas y acertar!

00461768. El lino, cuando la arruga es bella

11.

El lino, cuando la arruga es bella

Ya lo dijo el diseñador Adolfo Domínguez refiriéndose precisamente al lino. Y es que este tejido, además de ser muy fresco, tiene una caída preciosa. Además, el lino cuanto más se lava más bonito se pone. Y da un look de casa informal, relajada. Es una de las mejores alternativas en telas veraniegas. 

Alfombra, en Calma House. Frigorífico, de SMEG. Pavimento, de microcemento. 

 

recibidor con escritorio antiguo 1004x1280. Recibidor con escritorio antiguo

12.

Recibidor con escritorio antiguo

Si tienes espacio suficiente, un escritorio antiguo de madera puede convertirse en el compañero perfecto de tu recibidor. ¡Es increíble el encanto que puede aportar un solo mueble! Eso sí, no te olvides de añadir otros detalles como unas flores bonitas o unos candelabros que potencien al máximo esa estética antique.

Secreter sueco pintado a mano del siglo XVII. Cortinas de terciopelo modelo Sanela, de IKEA. Pavimento, de roble. 
00343565b. Recibidor con esencia rojiza

13.

Recibidor con esencia rojiza

Las alfombras kilim siempre funcionan cuando se trata de crear estancias cálidas que desprendan personalidad y ciertos aires orientales. En este recibidor, se apostó todo al rojo en la amplia alfombra, y se contrastó su intensidad con una suave tonalidad arena en las paredes y una cómoda butaca de mimbre.

Butaca, de Becara. Alfombras superpuestas, en Rialto Living. 
dormitorio-en-tonos-neutros-y-con-papel-pintado c2e1571a. Atrévete a combinar dos estampados

14.

Atrévete a combinar dos estampados

Puede parecer una locura, pero viendo este dormitorio solo nos queda decir... ¡qué acierto! Y es que combinar en una misma estancia dos estampados, como aquí los estores y el papel pintado, es posible siempre y cuando compartan colores o presenten un nexo común. 

00513026. Unas cortinas elegantes con motivos adamascados

15.

Unas cortinas elegantes con motivos adamascados

Estas cortinas tienen la gran ventaja de encajar en decoraciones de corte clásico, ya que los motivos adamascados son un clásico en estampado textil, pero también darán un toque elegante y sofisticado en ambientes más contemporáneos. 

Cortinas de lino modelo Catania de KA International. 

00480262. Una cortina con rayas y mucho cuerpo

16.

Una cortina con rayas y mucho cuerpo

Las rayas siempre funcionan. Sobre todo si la base de la cortina es neutra, porque son fáciles de combinar y tienen personalidad sin resultar demasiado llamativas. Además, las rayas estilizan las ventanas y ayudan a que las ventanas (y con ello los techos) parezcan más altas. 

Cortinas confeccionadas con el modelo Hosome Glacier de Casamance.
00495107. Unas cortinas vaporosas floreadas

17.

Unas cortinas vaporosas floreadas

¿No te atreves con un estampado a flores? Inspírate en esta propuesta, donde los grandes estampados florales ocupan solo la parte inferior de la cortina. Aquí, además, el tejido es traslúcido, por lo que la luz se filtrará mejor.

Cortinas 100% lino natural de Zara Home. 

00495108. Una cortina estilizada a rayas

18.

Una cortina estilizada a rayas

Es uno de los atributos de las cortinas a rayas, que dan la sensación de alargar las ventanas. Para que resulten más ligeras, elígelas con la base neutra y reserva las notas de color para las rayas, como aquí, donde se ha combinado el azul con el dorado. 

Cortinas confeccionado con la tela Sancho de la colección Lorenzo Castillo Vol.V para Gastón y Daniela.
00512904 O. ¡Flores a tutiplén!

19.

¡Flores a tutiplén!

Si quieres darle color y alegría a tu casa, alíate con las flores y los estampados vegetales, muy de moda. Si los eliges con motivos pequeños, las cortinas se verán más ligeras, por contra, si quieres darle más protagonismo, apuesta por los estampados grandes, como estos.  

Cortinas modelo Kelso Silver Lake de Romo. 
00497586 O. Rayas y flores, un dúo que funciona

20.

Rayas y flores, un dúo que funciona

Sí, los estampados a rayas y flores pueden convivir en un mismo espacio y llevarse a las mil maravillas, como demuestra este dormitorio, donde se ha apostado por un cabecero tapizado con motivos de flores y, para las cortinas se ha elegido un estampado de finísimas rayas. ¿La clave para acertar? Que compartan colores: aquí, el gris y el blanco. Si no te atreves, reserva para las cortinas, que suelen tener más peso visual, el estampado más discreto. 

dormitorio-con-baño-integrado-y-muebles-de-obra-madera-y-fibra-00507084. Unas cortinas muy vaporosas a franjas grises

21.

Unas cortinas muy vaporosas a franjas grises

En un dormitorio tan neutro y veraniego como este, apostar por unas cortinas frescas y, a la vez, con personalidad gracias a sus franjas grises ha sido todo un acierto, porque da una nota elegante y, a la vez, ligera a la habitación.

00483339. Unas cortinas livianas con rayas en verde agua

22.

Unas cortinas livianas con rayas en verde agua

Blancas, pero con punch, gracias a sus motivos a rayas de un verde agua, que le dan personalidad, no solo a las cortinas, sino a la estancia, donde se impone el blanco. 

00480744. Un estor muy natural con motivos a rayas

23.

Un estor muy natural con motivos a rayas

La textura rústica de este estor, que encaja muy bien en este comedor muy natural, queda equilibrada por su estampado de rayas, que le da un punto elegante. 

00466604 4fb52264 2000x1979. Un estor liviano con un estampado de multirayas

24.

Un estor liviano con un estampado de multirayas

Que una cortinas sea estampada no significa que tenga que ser extremada. Para prueba este estor, confeccionado con una tela liviana de base neutra y con un discreto estampado a rayas. 

Las cortinas y los estores se han confeccionado con tela de Andrew Martin. 
5-cortinas-1-ventana-00480253. Elegantes cortinas con estampados florales muy frescos

25.

Elegantes cortinas con estampados florales muy frescos

Estas cortinas son, sin duda, un robamiradas. Su estampado de abundantes y elegantes flores en tonos frescos sobre un fondo muy suave, de color mantequilla, dará un toque romántico y delicado a cualquier estancia de casa. 

Cortinas confeccionado con el modelo Camille-Buttermilk de Designers Guild. 
00462190. Unas cortinas estampadas a flores de sabor campestre

26.

Unas cortinas estampadas a flores de sabor campestre

En este dormitorio de campo y con un total look en blanco, las cortinas de grandes y coloristas estampados florales le dan color y personalidad. Además, refuerzan este aire campestre que respira la habitación. Una idea: puedes llevar el tapizado de las cortinas al cabecero, como aquí, para que el conjunto se vea más armónico. 

Tela de las cortinas y del cabecero de SCV Estudio. 
00455083 O. Un salón clásico con cortinas estampadas de flores

27.

Un salón clásico con cortinas estampadas de flores

Este salón va sobrado de personalidad, con las paredes de lamas, los sofás de terciopelo y los cuadros con motivos mariposas. Y las cortinas con grandes motivos estampados de flores le van como anillo al dedo. Para que visualmente no resulten muy pesadas se han elegido en tonos neutros, dejando la nota de color para los sofás. 

Cortinas confeccionadas con tela de Coordonné. 
00436092 O. Unas cortinas de finísimas rayas bicolor

28.

Unas cortinas de finísimas rayas bicolor

Las rayas son un clásico entre los estampados para cortinas: no pasan de moda, encajan en cualquier tipo de decoración y, además, estilizan las cortinas. Aquí se ha elegido un diseño de finísimas rayas bicolor –blanco y gris– que dan personalidad a una estancia dominada por el blanco. 

00497484 O. Tejidos naturales antibacterianos: lino

29.

Tejidos naturales antibacterianos: lino

CORTINAS, DE ALGODÓN Y LINO, MODELO SANCHO DE LA COLECCIÓN LORENZO CASTILLO DE GASTÓN Y DANIELA.

dormitorio-en-blanco-y-beige-con-escalera-decorativa_00508443. Empieza por los complementos

30.

Empieza por los complementos

Si quieres una estética pastel, pero sin excesos, incluye complementos decorativos que añadan esas pinceladas de color. Unos jarrones, los cojines o un plaid, como en la foto, son la mejor manera de darles una oportunidad y desterrar tus prejuicios respecto a estas delicadas tonalidades.  

Escalera, modelo Galdana de Let’s Pause, en Stand del Mueble.
Terraza con cortinas blancas_00504060. Viste la terraza con unas cortinas livianas

31.

Viste la terraza con unas cortinas livianas

Es un complemento económico con el que transformarás por completo el look de tu terraza. Se verá más vestida y, si eliges unas telas vaporosas y ligeras, que tengan movimiento, darás un look relajado muy agradable. Además de vestir la terraza, te protegerán del sol, ganarás intimidad y, por la noche, puede servirte de mosquitera improvisada. 

CORTINA VERDE OSCURO. Sofistificado y fresh

32.

Sofistificado y fresh

Puede que la apuesta te parezca atrevida pero elegir unas cortinas en verde eucalipto te ayudará a dar carácter, intimidad y frescor a tu salón. "Elige telas lisas si quieres integrarlas en la decoración o estampadas, si prefieres convertirlas en punto focal", aconsejan desde la firma Gancedo. Aquí, las cortinas se han combinado con tonos verdes más claros, grises, amarillos o neutros para no recargar demasiado el ambiente. Míralo detenidamente y descubrirás porqué el color verde en decoración siempre es un acierto. 

balcon-estrecho-muebles-metal 00508375. Comedor plegable para balcones mini

33.

Comedor plegable para balcones mini

Tener que pasar el verano en la ciudad no significa que no puedas disfrutar de las agradables comidas al aire libre. Así que, por muy pequeño que sea el balcón, hay un conjunto de mesa y sillas que encaja perfectamente. La opción de elegirlos plegables es la más adecuada. Así podrás recogerlos cuando no estéis utilizándolo.

Mesa y sillas, de Maisons du Monde.
00436712. Vestidor pequeño en zona de paso

34.

Vestidor pequeño en zona de paso

Esta idea para crear un vestidor pequeño es, además, low cost. El hueco se organiza con baldas y en lugar de puertas se ha optado por cortinas que reposan en el suelo. ¿Qué te parece esta idea de iluminación para un vestidor? Focos estilo industrial que, al ser orientables, pordrás configurar a tu gusto.

Armarios realizados por Carpintería Sais, cortinas de Margarita Ventura, apliques de Mercantic y alfombra de Gra.
00400169. Camufla y guarda

35.

Camufla y guarda

Si te planteas poner un cubre radiador, planifica uno con armarios a los laterales. No te enterarás que están ahí, pero liberarás mucho el espacio en los armarios.

Mesa de centro, de Treku. Lámpara de pie, en el estudio de Pía Capdevila. Butaca, en Azul-Tierra. Alfombra, en Francisco Cumellas. Librería, realizada según diseño de Pía Capdevilla.
00515222. Cortinas mimetizadas con las paredes

36.

Cortinas mimetizadas con las paredes

¿Quieres que paredes y cortinas se vean como un todo y no sepas dónde empieza una y termina la otra? Traslada el color de las paredes a las cortinas, como se ha hecho aquí. No solo crearás un conjunto más integrado y armónico, sino que al difuminar los límites entre pared y cortinas, el espacio se verá más amplio.

00505312. ¿Cortinas estampadas? Paredes neutras

37.

¿Cortinas estampadas? Paredes neutras

Si tienes claro que lo tuyo son unas cortinas estampadas pero no quieres sobrecargar el espacio, optar por el blanco o los tonos neutros es todo un acierto. Además, cederás el protagonismo a las cortinas. También puedes inspirarte en un color de las cortinas para pintar las paredes, creando un espacio mucho más personal y carismático. 

00508579 O. A paredes extremadas, cortinas blancas

38.

A paredes extremadas, cortinas blancas

¿Te has enamorado de un papel pintado con motivos y con mucho peso visual? Optar por unas cortinas blancas contribuirá a aligerar el conjunto, sobre todo si, como aquí, los colores del papel son muy intensos. Otra opción es elegir un color del papel y llevarlo a las cortinas.   

salon-tonos-neutros-con-butaca 00495440. Cortinas grises, el nuevo comodín

39.

Cortinas grises, el nuevo comodín

El gris es el nuevo beige. Y esto vale tanto para las paredes como para las cortinas. Si apuesta por este color neutro, debes saber que queda muy bien con paredes en tonos pastel, sobre todo azules suaves y arenas. Y, por supuesto, con cualquiera tonalidad de la misma gama de grises. Aquí, por ejemplo, las cortinas se han combinado con paredes con papel pintado con una base de color topo que combina a la perfección.   

salon-y-comedor-con-ventanas-con-marcos-de-madera-00505424. Paredes blancas, puedes coordinar cortinas y asientos

40.

Paredes blancas, puedes coordinar cortinas y asientos

¿Apuestas por el blanco para las paredes? Tienes la ventaja de disfrutar de total libertad con las cortinas. Tanto en colores como en estampados. Incluso puedes hacer como en este salón, en el que la tapicería de uno de los sofás y la butaca se ha elegido a juego con las cortinas. 

dormitorio-decorado-con-plantas-y-pared-gris-00506948-o dff84dc9 1497x2000. Dúo cromático a juego con las paredes

41.

Dúo cromático a juego con las paredes

Si cuentas con dos colores de paredes, como en este dormitorio en el que la pared del cabecero se ha destacado en gris mientras que el resto se han pintado en blanco, una opción muy decorativa es reproducir los mismos colores en las cortinas, sobre todo si optas por superponer dos, como aquí. Un consejo: reserva el color más intenso como cubrecortina y el más claro para la cortina de base. 

dormitorio-en-blanco-y-beige-con-escalera-decorativa_00508443. Blanco y beige, un dúo muy natural y atemporal

42.

Blanco y beige, un dúo muy natural y atemporal

La ventaja de optar por el blanco para las paredes es que puedes permitirte elegir unas cortinas del color que quieras, porque queda bien con todo. Pero si buscas un look natural y sin contrastes muy marcados, los tonos beige o arena son una apuesta segura para crear ambientes atemporales.

00514941. Blanco sobre blanco, apuesta segura

43.

Blanco sobre blanco, apuesta segura

Ante la duda, todo al blanco. Es un color que nunca falla, ni para las paredes, porque ayuda a multiplicar la luz –refleja un 96% de la luz que recibe–, ni para las cortinas, porque las hace más ligeras visualmente. Si temes que sea demasiado "transparente", apuesta por una tela con más gramaje. 

salon-clasico-con-alfombra,-sofa-y-butacas-00505437 O. Añadir piezas porque sí

44.

Añadir piezas porque sí

Las compras por impulso son un gran error. Por muy rebajado que veas un mueble, piénsatelo dos veces antes de adquirirlo. ¿Te cabe en el salón? ¿Combina con tu estilo? Y lo más importante, ¿lo necesitas? Para que esto no te pase, planifica bien dónde van los sofás y su tamaño. Lo mismo con la mesa de centro y auxiliares. Y si de verdad quieres renovar la decoración, hazlo mediante los accesorios. Hay varios complementos básicos que necesita tu salón.

Sofás y butaca, diseño de Sube Interiorismo realizados a medida en Deco Lur. Mesa de centro de Ethnicraft.
salon-decorado-en-tonos-neutros-con-cortinas-largas-00511339. Paredes y cortinas de la misma gama cromática

45.

Paredes y cortinas de la misma gama cromática

Si buscas un look muy armónico e integrado, la mejor opción es elegir una gama cromática y llevarla a paredes y cortinas. Si quieres que haya un poco de contraste, puedes reservar para las paredes el color más suave y darle a las cortinas un punto más subido. O al contrario, en función de lo que quieras destacar. 

00511431. Paredes con color, mejor cortinas blancas

46.

Paredes con color, mejor cortinas blancas

Si has optado por darle color a las paredes, como en este salón decorado por la interiorista Begoña Susaeta, una opción que nunca falla es elegir las cortinas en blanco, ya que el blanco combina a la perfección con cualquier color y además resalta aún más el color de las paredes. 

salon-decorado-en-tonos-neutros-con-cortinas-largas-00511339. Olvidarte de que el salón tiene que ser cómodo

47.

Olvidarte de que el salón tiene que ser cómodo

Poner demasiados obstáculos para llegar al sofá hará que el salón tenga un carácter más parecido al de una sala de exposiciones que al de un salón. Valora el espacio que tienes y añade elementos que no impidan un desplazamiento cómodo y fluido.

Sofá de lino, de Natura Casa. Mesa de centro, de India&Pacific. Butaca, de Crearte. Alfombra, de Piccolo Mondo.
salon-con-sofa-blanco-y-mesa-de-madera-y-metal-00513336. Actuar en contra de la luz

48.

Actuar en contra de la luz

Especialmente si el salón es pequeño y no recibe suficiente luz natural. Evita colocar el sofá o un aparador delante de la ventana, sobre todo si son de un color oscuro. En vez de reflejar la luz, la absorberán y actuarán como barrera.

Mesa de centro, de Mercantic. Estantes y alfombra, de IKEA.
salon-sofa-chester-estor-y-cortina-00505526 O. Ventanas desnudas

49.

Ventanas desnudas

Sentirás que, además, de privacidad, a tu salón le falta ‘ese algo’. Si buscas más intimidad y una bonita caída, elige una cortina de tejidos pesados como lino grueso, seda salvaje o chenilla. En cambio, si buscas un efecto más ligero y vaporoso, las de hilo o lino de trama abierta dejarán pasar la luz.

Librerías y mesas de centro, diseño de Aurora Monasterio. Puff Parlov, de IKEA. Espejo, de Maisons du Monde. Alfombra, de Nacho de la Vega.
comedor-moderno-con-estroes-blanco-mantel-azul-y-sillas-tapizadas_00513314. Objetivo: ganar luz natural

50.

Objetivo: ganar luz natural

No imaginas lo que cambia una habitación cuando tiene la luz adecuada. Esa  reforma que buscas, sin escombros, pasa por ganar luz y lo puedes hacer con el color que predomine en la estancia en paredes, mobiliario y textiles y ganando luz natural con cortinas o estores en tejidos lijeros y claros. Además, incorpora algún punto de luz nuevo, siempre puedes disimular los cables detrás de algún mueble o fijándolo al rodapié (cuando no puedas ocultarlo detrás).

Sillas de Pilma y lámparas de Inestlam.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?