TRUCOS

Trucos naturales (e infalibles) para quitar el mal olor de tus zapatos

A problemas mundanos remedios caseros. Con estos trucos sencillos y con ingredientes naturales podrás quitar el mal olor de tus zapatos tras un largo día de jornada

Detalle recibidor zapatos, banco, plaid y alfombra - 00527520

"A problemas mundanos, remedios caseros" que podría decir el refranero español. Y como no hay nada como los trucos para resarcirse, hoy hablamos de cómo quitar el mal olor a los zapatos.

El descalzarse, especialmente tras un largo día, puede desencadenar en ese incómodo momento en el que escuchas la frase: 'huele a queso'. Y es que el calzado elaborado con materiales sintéticos o con pieles tratadas con productos químicos no es el mejor aliado para evitarlo, pues retienen el sudor con mayor celeridad. Pero sí, es posible eliminar el mal olor a tus zapatos una vez ocurrido esto.

Trucos para eliminar el mal olor de los zapatos

El mal olor suele ser fruto del propio uso durante un largo tiempo del zapato así como por la sudoración del pie, especialmente ahora que llega el frío y lo tapamos con cuantas más capas mejor. Tras descalzarse, terminar con el olor es posible. Y, además, con ingredientes naturales y de una forma muy sencilla.

Bicarbonato de sodio

Sin duda, el bicarbonato es un producto infalible para la limpieza del hogar gracias a sus propiedades antibacterianas y desinfectantes; pero también efectivo para eliminar el mal olor.

El método para quitar el mal olor de tus zapatos con bicarbonato de sodio es muy sencillo:

  • Paso 1. Introduce una cucharada del producto en cada zapato, encima de las plantillas.
  • Paso 2. Distribuye bien y deja que actúe toda la noche. A la mañana siguiente comprobarás el resultado por ti mismo.
bicarbonato pexels-kaboompics-com-5765

Polvos de talco

Conocidos por su virtud de absorber la humedad, para acabar con el mal olor de los zapatos, bastará esparcir los polvos de talco en el interior y dejarlos actuar durante toda la noche. Al día siguiente retira los restos y a disfrutar.

Salvia y lavanda

Estas dos plantas medicinales aromáticas son muy beneficiosas para combatir los malos olores, incluso el olor de pies, pues perfuman de forma delicada y relajante.

Bastará con colocar en cada zapato unas cuantas hojas de salvia y ramas de lavanda. Tras pasar la noche en un lugar exterior, comprobarás cómo el mal olor de los zapatos habrá desaparecido. Y lo mejor de todo, en su lugar te espera un elegante soplo de aire fresco.

Piel de frutas cítricas

Con la misma funcionalidad y metodología que el truco anterior, la cáscara de los limones, naranjas o mandarinas ayudan a aportar buen olor a nuestro calzado. Así, deja las peladuras actuando una noche entera. Otra opción es usar sus aceites esenciales y elaborar un spray desinfectante de zapatos con ellos que aplicar al final de la jornada.

limones-cortados-manchas-dificiles 00516362

Aceite esencial de árbol del té

Junto a los cítricos, otro aceite esencial que puedes utilizar para el mal olor en los zapatos es el de árbol de té, conocido por sus propiedades antisépticas. Para beneficiarte de sus propiedades, aplica de tres a cinco gotas de este aceite esencial en las plantillas de los zapatos dos veces por semana. De esta manera, junto a la eliminación del mal olor trataremos también las posibles bacterias.

Si quieres estar al día de todo lo que publicamos en www.elmueble.com, suscríbete a nuestra newsletter.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?