Muebles de cocina

1 / 1113
cocina-con-ventana-abierta-00438316 64e37ca9 1386x2000. Dekton: XL, muy resistente y con nula porosidad

1.

Dekton: XL, muy resistente y con nula porosidad

El Dekton está disponible en placas estándar de hasta 320 x 144 cm, creando superficies continuas sin juntas. Es un material resistente al rayado, a las manchas, a las altas temperaturas y a la hidrólisis. Además, su color se mantiene inalterable y es un material higiénico, no poroso y con gran resistencia mecánica –3 veces más que el granito–. Está disponible en casi 60 diseños diferentes, desde los veteados que imitan a las piedras naturales hasta los colores sólidos. Como ocurre con el Neolith es un material caro. 

Una encimera de Dekton modelo Zenith, como la de la imagen, vale 471 €/m en Leroy Merlin. 
00483207. Dekton: un material ultracompacto

2.

Dekton: un material ultracompacto

Dekton, marca registrada de Cosentino, es una mezcla de materias primas que se usan para fabricar vidrio, porcelánicos de última generación y superficies de cuarzo. Para su fabricación se usa la tecnología TSP (Technology of Sinterized Particles), un proceso tecnológico que supone una versión acelerada de los cambios metamórficos que sufre la piedra natural al exponerse durante milenios a alta presión y alta temperatura.

dsc1460 768ed62f. Neolith: de formato XL y camaleónico

3.

Neolith: de formato XL y camaleónico

Son muchas las ventajas del Neolith, para empezar se trata de un producto natural, ya que en su composición no se usan resinas. Es muy resistente a los arañazos, a las altas temperaturas, a los químicos y rayos UV y a las manchas porque su absorción es casi nula. Además, es de gran formato –hay placas estándar de 3.600 x 1.200 mm– y presenta más de 50 modelos en hasta 6 acabados distintos, pudiendo imitar diferentes tipos de materiales. En su contra: es un material de precio elevado y su dureza lo hace, a su vez, frágil, ya que se puede partir. 

Una encimera similar a esta, de Neolith modelo Pietra di Luna, vale 343 €/m en Leroy Merlin.
00493848 O. Silestone: encimeras de cuarzo compacto

4.

Silestone: encimeras de cuarzo compacto

Aunque se trata de una marca de la firma Cosentino, es habitual usar la palabra Silestone como un genérico para definir a las encimeras de cuarzo compactas. Tanto el Silestone como el Compac están compuestos por entre un 93 y un 96% de cuarzo y el resto de sus componentes son resinas sintéticas y pigmentos para darles agarre y el tono deseado.    

00385013. Madera maciza: belleza y calidez

5.

Madera maciza: belleza y calidez

Pocos materiales transmiten la calidez y la elegancia atemporal de la madera. Ideal en todo tipo de cocinas, desde las más actuales hasta las de carácter rústico, es un material siempre de moda que, al ser natural, resulta único. Además, con el paso del tiempo, con el plus de autenticidad que esto le otorga.

00409214. Encimeras laminadas: económicas pero sensibles a la humedad

6.

Encimeras laminadas: económicas pero sensibles a la humedad

Dos de sus principales ventajas son su amplia variedad de acabados y su precio muy ajustado, siendo una buena opción low cost. Además, son muy fáciles de mantener. Sin embargo, se trata de un material sensible a la humedad, si el sellado de la encimera no ha sido el adecuado puede filtrarse agua hasta su núcleo llegando a deformar la encimera.

La encimera laminada de Ikea modelo Ekbacken, que imita el fresno, vale 39,99 €/m. 
00482239. Madera maciza: sensibles a las altas temperaturas

7.

Madera maciza: sensibles a las altas temperaturas

Aunque las encimeras de madera maciza de hoy en día son tratadas para garantizar una mayor durabilidad e impermeabilidad –la humedad es su enemigo número 1–, son más delidadas que otros materiales naturales. Se rayan con facilidad y pueden quemarse si se someten a altas temperaturas. 

Una encimera de madera maciza similar a esta es la Hammarp de Ikea y vale unos 99 €/m. 
00332214. Granito: un diseño muy marcado que puede cansar

8.

Granito: un diseño muy marcado que puede cansar

Aunque existen variedades de granito más monocolor, como esta de la imagen, sin apenas granulado, es un material que en general destaca por su marcados dibujos y esta característica tan diferencial puede llegar a cansar o condicionar en exceso la estética de la cocina.  

Una encimera similar de granito negro Zimbawe cuesta unos 286 €/m en Leroy Merlin. 
Suelos-00369401. Encimeras laminadas: gran variedad de diseños y texturas

9.

Encimeras laminadas: gran variedad de diseños y texturas

Las encimeras laminadas o aglomeradas constan de un núcleo formado por madera aglomerada que está recubierto de capas sucesivas de otros materiales que van añadiendo resistencia y extras a la encimera. La capa superior es la decorativa y puede presentar infinidad de diseños, desde imitaciones de madera hasta piedras naturales.

00469085. Granito: gran dureza y singularidad

10.

Granito: gran dureza y singularidad

Es la piedra más resistente del mercado, siendo una opción idónea para encimeras de cocina que van a sufrir mucho trote. No se quema ni se raya y destaca por su gran dureza y robustez. Además sus colores se mantienen inalterables con el paso del tiempo. Al ser una piedra natural, ofrece una estética única y regala elegancia y sofisticación.

00429017 O. Silestone: antibacteriano y con muchos acabados

11.

Silestone: antibacteriano y con muchos acabados

Tanto el Silestone como el Compac resisten muy bien los impactos y las manchas, ya que no son porosos, y son muy higiénicos, porque su textura evita el desarrollo de las bacterias. Pero quizás su cualidad más preciada es su gran variedad de colores, estilos – desde un diseño liso, con vetas o con grano– y acabados. ¿En su contra? Es sensible a las temperaturas muy elevadas, puede rayarse y decolorarse.   

Una encimera similar a esta, de Silestone Altair, cuesta unos 300 €/m en Leroy Merlin.  
00472175 O. Mármol: exclusivo, elegante y muy versátil

12.

Mármol: exclusivo, elegante y muy versátil

Entre las ventajas del mármol destaca que se trata de un material natural y exclusivo, ya que no hay dos iguales. Además, es sostenible, porque no se usan productos tóxicos en su manipulación; elegante; duradero y resistente. Su color se mantiene inalterable y, además, cuenta con una amplísima paleta cromática. De tacto suave, encaja desde en cocinas clásicas hasta en las más vanguardistas pasando por las campestres. 

Una encimera con labores básicas de mármol Portobello de Naturamia, vale desde 368 €/m. 
00470672. Neolith: un porcelánico de última generación

13.

Neolith: un porcelánico de última generación

Conocido como piedra sinterizada, el Neolith está compuesto por tres elementos, que se someten a altas presiones para conseguir la compactación: minerales provenientes del granito –cuarzo y feldespato que otorgan dureza y fuerza al producto–, minerales procedentes del vidrio y el sílice –responsables de su estabilidad química–, y óxidos naturales –que otorgan las propiedades cromáticas–.

fregadero de cocina con grifo extensible 00484165. Mármol: "delicado" y sensible a las manchas

14.

Mármol: "delicado" y sensible a las manchas

La naturaleza porosa del mármol es su principal enemigo, ya que puede mancharse con facilidad. Para evitarlo, se aplican tratamientos antimanchas para impedir que el material absorba los líquidos vertidos en su superficie. Además, a pesar de ser resistente, es más "delicado" que otras piedras naturales, como el granito, pero es el más apreciado por su capacidad de envejecer noblemente.

00495430. Sweet corn, dulce y muy combinable

15.

Sweet corn, dulce y muy combinable

Forma parte de la gama de los neutros de la propuesta cromática de Pantone. Suave, mantecoso y con un sutil matiz dorado, es un color atemporal que encaja en cualquier estilo decorativo.  

00483086. Mango Mojito, un vibrante amarillo dorado

16.

Mango Mojito, un vibrante amarillo dorado

¿Es amarillo o es naranja? Según Pantone, es un amarillo con matices dorados, responsables de este punto anaranjado tan personal. Es un color cálido, que transmite confort y energía y un punto de descaro. En esta cocina, rompe con el total look en blanco, suma color y calidez. 

4-oscar-efectos-visuales-00402125-eb2f067d 63307de1 2000x1333. Un salón organizado alrededor de la terraza

17.

Un salón organizado alrededor de la terraza

La distribución de este amplio salón que integra la cocina y el comedor se ha articulado alrededor de sus grandes ventanales y de su terraza, que amplía el salón y la zona de día hacia el exterior. 

00491951 O. No limpiar nunca el lavavajillas

18.

No limpiar nunca el lavavajillas

Como en todos los electrodomésticos debes realizar un mantenimiento periódico para que su funcionamiento sea óptimo. Mantén limpio el interior del lavavajillas y una vez al mes pon un programa sin carga con un producto limpia máquinas específico. También puedes usar vinagre o bicarbonato para su limpieza. Mantén reluciente el marco interior de la puerta, pasando una bayeta con detergente.

Muebles realizados por Ebanistería Manzanares y encimera de Silestone.
00418226. No colocar bien los platos

19.

No colocar bien los platos

Para conseguir un lavado reluciente, debes colocar platos, vasos y demás en el lugar y de la forma correctas. La cara de cada plato debe mirar hacia el centro para que reciba el agua directamente. Copas, vasos y tazones en la parte superior (como los tuppers) y cubiertos en la cesta (con el mango hacia abajo) o bandeja destinada a ello.

00430077 O. Prelavar los platos antes de meterlos en el lavavajillas

20.

Prelavar los platos antes de meterlos en el lavavajillas

Realmente solo sirve para gastar agua. Es conveniente vaciar bien los platos para que no queden restos, pero no es necesario enjuagarlos aunque vayamos a usar un ciclo corto de lavado. El lavavajillas debería acabar con todos los restos de suciedad sin problema, más aún si has elegido el programa de lavado correcto.

cocina-con-lavavajillas-panelado-de-blanco 412943. No llenar del todo el lavavajillas ¡o llenarlo demasiado!

21.

No llenar del todo el lavavajillas ¡o llenarlo demasiado!

La primera recomendación: pon el lavavajillas siempre lo más lleno posible. Un programa de lavado a máquina gasta bastante menos agua que lavar los platos a mano. Pero aprovecha el espacio. Eso sí, tan malo es esto como llenarlo demasiado sin respetar huecos para que se laven los platos bien.

00483241 O. No leer las instrucciones

22.

No leer las instrucciones

Cada lavavajillas es un mundo. Y aunque hay aspectos comunes de aplicación a todos los electrodomésticos de lavado, conviene leer las instrucciones concretas de cada modelo y marca. Le sacarás más partido.

Muebles de Ibirrinaga Cocinas y Baños y encimera dee Dekton.
00483154 O. Dejar la puerta del lavavajillas siempre cerrada

23.

Dejar la puerta del lavavajillas siempre cerrada

Con que dejes una pequeña rendija abierta, ayudarás a que no se generen malos olores dentro del electrodoméstico y el interior se mantendrá siempre seco, evitando la creación de moho en conductos y piezas internas. Un buen consejo.

Muebles de cocina de Thinking Home.

 

00400779. Abre siempre el lavavajillas cuando termine

24.

Abre siempre el lavavajillas cuando termine

Ya lo anuncie con un pitido, se apague la luz o se encienda, deje de sonar… Cuando tu lavavajillas muestre síntomas de que ha terminado su ciclo de lavado, ábrelo. Así dejarás que salga el vapor y los vasos se terminen de secar correctamente.

cocina-blanca-con-repisas-abiertas-00485106-o 2ed3a852 675x1018. Usar siempre el mismo programa

25.

Usar siempre el mismo programa

Tu lavavajillas tiene varios programas. ¿Por qué no los usas? Algunos son específicos para mucha suciedad, otros para poca, para ollas… Investígalos en el manual, están para facilitarte la tarea. Incluso puede que descubras que el tuyo tiene ciclo de media carga. Conocer los programas de tu lavavajillas te ayudará a ahorrar.

00491948. ¿Cómo se corrigen sus problemas de salud?

26.

¿Cómo se corrigen sus problemas de salud?

Montse explica que, con la información extraída de los estudios, se determina el grado de afectación de cada estancia a nivel electromagnético, para redistribuir la  los muebles donde vayan a permanecer largos periodos de tiempo, descanso o de alimentación fuera de influencias patógenas. "Si esto no fuera posible, existen diferentes productos y materiales para eliminar o minimizar estas alteraciones. En este caso, para cada afectación el profesional experto en Bioconstrucción aportará la solución alternativa más adecuada".

cocina blanca con ventana abierta y visillos 00465060. Revisa tus metas

27.

Revisa tus metas

Dedica cada mañana 10 minutos a visualizar las metas marcadas y buscar pequeños pasos para lograrlas. Notarás cómo te sientes realizado y mejor.

Cocina diseño de ND Disseny D'Interiors con muebles de Kvik y pavimento de Neocerámica.
Cocina con office con pared acristalada y pasillo con cuadros_ 00397864. Con una pared de cristal

28.

Con una pared de cristal

Es un recurso doblemente útil: llevas luz natural al pasillo, que suele ser un espacio poco luminoso, y a la vez le haces más partícipe de la decoración. 

Es un proyecto de la decoradora Jeanette Trensig.
00470672. Tomarse las rutinas con más tranquilidad

29.

Tomarse las rutinas con más tranquilidad

Una de las cosas que puede hacer que llegar a casa sea motivo de estrés es ocuparse de la organización de la casa, tareas de limpieza, compra, comida… Hay que relajarse. Por un lado hacer partícipe a toda la familia (¡colaboración!) y por otro organizarse con técnicas como el batch cooking. Piensa que la cena no siempre ha de ser de 5 estrellas, un menú rápido para salir del paso de vez en cuando te ahorrará tiempo.

Cocina blanca con encimera de madera y suelo de microcemento_ 00436846. Haz de la cocina un espacio más vivido

30.

Haz de la cocina un espacio más vivido

Cada vez es más habitual integrar la cocina en el salón y, con ello, sacarla de su aislamiento para que participe en el día a día en casa. Pero, ¿y si además la hacemos más vivida y acogedora? Unas plantas –las aromáticas son un clásico–, unos paños de cocina divertidos o coloristas, unas baldas con tarros y piezas decorativas... son tus armas para conseguirlo.

6 tuppers 00469090 O. Los “nunca, nunca” de Pilar Quintana, de Ordenarte, para la cocina

31.

Los “nunca, nunca” de Pilar Quintana, de Ordenarte, para la cocina

Nunca más de 10 tuppers en la cocina y siempre intentando que sean del mismo juego y diferentes tamaños y nunca metas en la despensa productos con su plástico. Debes cambiar el envoltorio por un bote o caja.

 

Cocina con estantes de madera 00480524. Los “nunca, nunca” de Ana Delgado, de Hogar Creativo, para la cocina

32.

Los “nunca, nunca” de Ana Delgado, de Hogar Creativo, para la cocina

Organiza a la vista y a mano lo que más uses pero con orden: pon una barra imantada para los cuchillos y una con ganchos para cucharones, espátulas y demás utensilios. Acaba con las tazas de distintos formatos (crean un efecto desordenado). Nada de llenar las superficies con cosas, solo deja lo que uses a diario: tostadora y cafetera y poco más.


Proyeto de Meine Küchen y Meritxell Ribé con mobiliario de Leicht.
Cocina con muebles en beige y office al fondo_ 00426578. ¿Casas Diógenes o más normalidad?

33.

¿Casas Diógenes o más normalidad?

Otra de las críticas que ha recibido, en este caso, la serie de Netflix de Kondo es que las casas en las que interviene la organizadora zen son poco más que estercoleros. Que allí ¡claro! que es necesario poner orden. Pero la mayoría de las casas “normales” no se encuentran en esa situación. ¿Estás de acuerdo o conoces más de una que precisa de ayuda urgente?

Muebles diseño de la decoradora Marta Prats y Cubic y sillas en Sacum.

 

00486863. Una cocina abierta que te dificulte amueblar ambos espacios

34.

Una cocina abierta que te dificulte amueblar ambos espacios

Abrir la cocina al salón es una solución muy práctica en pisos pequeños... pero no siempre. Es muy importante que antes de derruir un tabique, estudies si integrando los dos espacios, podrás ganar metros útiles y, sobre todo, comodidad. Es decir, ambos ambientes deberán poder amueblarse sin forzar la distribución, tener el sofá casi en medio de la cocina no es una buena opción. Aquí, por ejemplo, la trasera del sofá hace de división entre estar y cocina, sin estar pegados unos a otros y respetando las zonas de paso. 

00490618. Una cocina que parece un laboratorio

35.

Una cocina que parece un laboratorio

El blanco es un clásico en la cocina, sobre todo si esta es pequeña. Pero ojo con pasarte, porque puedes convertir la cocina en un laboratorio. Matiza la frialdad de un espacio con un total look en blanco con los textiles, como los paños de cocina, y con el pavimento. Aquí, por ejemplo, se optó por uno que imita las baldosas hidráulicas con motivos en beige y mostaza que dan el contrapunto cálido. 

cocina-con-suelos-damero 484162. No aprovechar todo el espacio de la cocina

36.

No aprovechar todo el espacio de la cocina

Las cocinas sin muebles altos se ven más ligeras, pero ojo, porque estás renunciando a casi la mitad del almacenaje total de la cocina. Si esta es pequeña es un lujo que no puedes permitirte. Y aun siendo amplia, como esta, los armarios nunca sobran. Si no quieres llenar toda la cocina de armarios, puedes dejar la zona de fuegos libre y reunir las columnas de despensa y electrodomésticos en una pared de armarios. 

nevera-panelada 480683. No panelar los electrodomésticos en cocinas pequeñas

37.

No panelar los electrodomésticos en cocinas pequeñas

Una cocina siempre se verá más amplia si no hay saltos visuales o estos son los mínimos –horno y microondas–. Panelar la nevera, el lavavajillas y la lavadora en el caso de estar en la cocina dará más sensación de unidad y el espacio se verá más amplio. Además, en cocinas abiertas al salón, como esta que lo está al comedor y a su vez al estar, la cocina se integra mejor a la zona de día. 

Cocina blanca en "U" con office central_ 00455154. Muebles como en los viejos tiempos

38.

Muebles como en los viejos tiempos

Apuesta por un mobiliario con curvas y rico en matices, como en el office de esta cocina.

Mobiliario realizado a medida por Innova, encimera de Krion, de Porcelanosa, mesa de Orchidea, sillas y apliques Tolomeo, en Acevedo Ferrol, y lámpara de techo de KP.
Cocina en blanco con muebles clásicos y antepecho de baldosas. Las baldosas Metro

39.

Las baldosas Metro

Son un clásico que ayuda a crear un ambiente nostálgico, como en esta cocina blanca con muebles trabajados, en la que las baldosas del salpicadero, tipo Metro, apuestan por una estética clásica y muy luminosa. 

Cocina blanca clásica con mesa alta_ 00412977. Una cocina con historia

40.

Una cocina con historia

A pesar de que en esta cocina todo es nuevo, realizada por Deulonder, parece que el tiempo se haya detenido en ella.

Encimera y antepecho de Corian Blanco, mobiliario de Deulonder, papel pintado de Ralph Lauren, placa de inducción de Gaggenau, mesa de pino de melis, realizada por Teófilo Seiz, y pavimento de barro manual, de Cerámica Pedralbes. 
Cocina vintage con muebles blancos, pared piedra y detalles en verde candy_ 00454985. Con electrodomésticos retro y fregadero de porcelana

41.

Con electrodomésticos retro y fregadero de porcelana

Incluir en una cocina electrodomésticos de estilo retro, apoyará el gusto por lo clásico. Como en este proyecto, de Deulonder Arquitectura Domèstica, de donde proceden los muebles, los apliques, las lámparas y las griferías inglesas. aquí llama la atención el módulo de cocina, en hierro colado, en color verde mint. El pavimento es de barro.  

Cocina blanca con techos a dos aguas y gran isla central con zona de taburetes_ 00376839. En blanco y metal

42.

En blanco y metal

Esta cocina parece sacado de una peli clásica americana. Su propietaria quería un mobiliario blanco y con molduras en sus frentes y lo fabricaron a medida.

La encimera es de mármol, un clásico entre los clásicos, mientras que las lámparas de techo, metálicas, son de Rivièra Maison, en Teklassic.
cocina-con-suelo-hidraulico-isla-blanco-y-negro-00484162 89261bb0 700x1050. Los electrodomésticos, bien escondidos

43.

Los electrodomésticos, bien escondidos

Si quieres una cocina cálida no elijas acabados fríos como el acero inox para tus electrodomésticos. Es más, si puedes panela la nevera, el lavavajillas y en definitiva cualquier electrodoméstico para conseguir una armonía estética y mucho más acogedora.

 Mobiliario, diseño de Deulonder Arquitectura Domèstica. 
Cocina con luces de encimera encendida_ 00390687_Ob. Dale más luz

44.

Dale más luz

Una cocina oscura no es atractiva. Si la tuya no cuenta con ventana a un exterior luminoso o bien para las horas de noche, la luz artificial es crucial. Pon tiras de led bajo los muebles para iluminar el plano de trabajo y crear un ambiente íntimo. Son fáciles de instalar, ya que las hay autoadhesivas, y económicas, desde 9 € 5 metros. 

Cocina blanca con gran ventanal en forma de arco y muebles de cocina en negro_ 00451211. Ahora le toca a los muebles

45.

Ahora le toca a los muebles

Si hay alguna puerta o cajón descolgado, arréglalo. Y si los frentes del mobiliario se ven "viejunos", dale a la brocha y restáuralos. ¡Es más fácil de lo que crees! Con el paso a paso oportuno, sabrás cómo pintar los muebles de la cocina y que queden como nuevos. 

00472531 O. ¿En qué nos ayuda usar un planificador semanal?

46.

¿En qué nos ayuda usar un planificador semanal?

La asesora de organización en la cocina Cristina Ferrer explica que “un planificador de menú semanal ayuda a llevar una mejor organización de lo que comemos a lo largo de la semana. Conseguiremos comer más equilibrado, ahorrar y ajustar mejor las cantidades de comida.”

 

cocinar 00485301. Cocinar en línea o batch cooking

47.

Cocinar en línea o batch cooking

Según el tiempo del que dispongas, puedes poner en práctica lo planificado en el menú semanal cada día o cocinar y preparar todos los platos con el método denominado como batch cooking o cocina en línea, que se trata de dedicar una jornada a preparar todo lo que comerás en la semana. ¡Llena los tuppers! Este sistema gana adeptos.

00480661 O. ¿Jugamos al escondite? Cada cm cuenta

48.

¿Jugamos al escondite? Cada cm cuenta

Gema no dio ni un hueco perdido y buena prueba de ello es este botellero, ganado en los dos últimos escalones de la escalera. De hecho, como recuerda, el gran reto fue lograr que la escalera resultara capaz y, a la vez cómoda. Para ello, los escalones debían tener todos la misma altura. 

00490837. 3. Un altillo en el salón que multiplica los metros

49.

3. Un altillo en el salón que multiplica los metros

Si tienes un techo de al menos 240 cm puedes plantearte hacer un altillo. Si lo quieres usar como estudio o zona transitable como este, hará falta el proyecto de un profesional. "En este caso, había un falso techo que hacía que el altillo se viera muy cargado. Lo quitamos todo y optamos por una barandilla blanca casi invisible, para hacerlo más liviano", explica la interiorista Esther Mercè. La estructura de este altillo es de madera y le pusieron suelo laminado para que fuera más confortable.

00480643. 2. Una completa cocina bajo la escalera

50.

2. Una completa cocina bajo la escalera

La decoradora Gema Ospital tiró de ingenio y buen oficio para exprimir al máximo cada cm de este dúplex de apenas 40 m2 con la cocina abierta a la zona de día. Lo primero fue trasladar la escalera a un lateral de la estancia y luego apostó por darle un uso extra para integrarla en la cocina. "Y como no cabía un comedor al uso, prolongó la encimera volada, que ahora hace de mesa y superficie de trabajo".