Silvia Rademakers

1 /5

1.

El camerino de las divas

¿Puede haber algo más sexy que alguien atusándose frente a un tocador? Si hasta su propio nombre es sensual ya de por sí. La mesa tocador y el espejo son de Cottage Little, la silla, de Velafusta.

2.

Los clásicos nunca mueren

Las butacas de estilo clásico encajan en casi todos los ambientes por su estética atemporal y su espíritu noble. Esta, de terciopelo morado y con orejeras, es de Deco & Co, al igual que la lámpara de pie. El sofá es de Mes Mobiliari y la mesa de centro, de Merc&Cia.

3.

Alma bucólica

 A veces, en decoración, debemos obviar aquello del 'menos es más' y decantarnos por aquello que nos gusta. Si tu estilo es clásico provenzal, pinta o decapa los marcos de los espejos de tal modo que combinen con tu pared de papel pintado floral. ¡No te arrepentirás!

4.

Menaje vintage-chic

 Date una vuelta por los mercadillos para encontrar piezas de vajilla y cristalería vintage. Combina distintos diseños para conseguir un efecto mucho más estiloso. Hoy más que nunca se llevan las mesas heterogéneas: platos de flores junto a vasos de whisky, copas de vino para el agua, cubiertos colocados de forma decorativa y no protocolaria.

5.

Arriesga con las transparencias

Las copas de cristal tallado siempre son bienvenidas a la mesa. Aunque la cristalería de la abuela no esté completa, ¡no la tires!, puedes mezclarla con otras piezas recuperadas. El mismo consejo sirve para los juegos de café y las cuberterías.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?