Distribución

11 salones pequeños con plano y listos para copiar

Distribuir un salón pequeño y acertar puede ser todo un reto. Te explicamos todas las claves y analizamos desde salones pequeños hasta irregulares, ¡busca el tuyo!

Irene Reverte Rafa Mingorance Actualizado a

unidad color salon

Hemos seleccionado 11 salones pequeños, cada uno con una solución diferente, para darte no solo ideas, sino también todas las respuestas. ¡Y con plano! Irregulares, que comparten estancia con el comedor o con el mínimo espacio. Estas propuestas te van a encantar.

1. Pequeño y con varias zonas

Este salón pertenece a un piso pequeño cuyo interiorismo corrió a cargo de Asun Antó, de Coton et Bois(@cotonetbois). Es un salón comedor ubicado junto a una mini cocina abierta. La clave fue ubicar el sofá y la zona de estar junto a la ventana y crear una conexión visual entre las diferentes zonas gracias a un arrimadero blanco que lo envuelve todo, como si fuera una cajita. Los pufs, la alfombra y la mesa son piezas que permiten delimitar visualmente la zona de estar.

pequeño salon

Y recuerda: antes de nada, ​ y haz recortables de papel de los muebles. Así podrás ver cómo quedan en las diferentes posiciones. Si prefieres las nuevas tecnologías, el uso de apps para móviles como Ikea Place y Photo Measures y haz recortables del papel de los muebles. Así podrás ver cómo quedan en las diferentes posiciones.

plano mapa 1

2. La luz natural

Este proyecto de Ana Blanco Estudio (@mengibarblancoestudio) demuestra algunos trucos de distribución: si tu salón y comedor comparten espacio, pon los sofás frente a la ventana y no la cubras con cortinas oscuras. Elige sofás con el respaldo bajo, porque esto facilitará que la luz fluya a lo largo del salón y del comedor. Si son blancos también reflejarán mejor la luz. La zona de comedor siempre es mejor que quede al fondo.

luz natural salon

Dar importancia a las ventanas es básico para generar sensación de amplitud. ¿Y si entra poca luz? Entonces puedes pintar las paredes de colores claros, colocar pocos muebles, prescindir de las cortinas y, siempre, ¡elegir carpinterías blancas!

plano 2

3. Salones estrechos

En salones muy alargados, como este proyecto de A Touch of Class by Lory Hansen, puedes poner un chaise longue que aproveche el rincón y deje una zona central libre. En este caso, un mueble a medida recorre una de las paredes, sirve de estantería y de zona de almacenaje y ha sido una gran solución. ¿Su truco? Los dos pufs pequeños que se esconden debajo de un estante. De esta manera, en este mini salón se puede prescindir de la mesa de centro.

En plantas alargadas, piensa a lo largo también para elegir sofá. Es mejor que tenga poco fondo y se ubique en la pared más larga. Para tener un estar cómodo, debes poder dibujar un círculo con un diámetro de 2,5 m entre el sofá y el mueble de la TV.

salones estrechos

Además, intenta escoger siempre mesas auxiliares, espejos, butacas y hasta sofás de respaldo curvo: crean un efecto óptico y hacen que el espacio parezca más amplio y circular. ¿Otro truco más? No los pegues a la pared y así tu salón parecerá más grande.

salon estrecho

4. Diferenciar las zonas

En el caso de este salón reformado por la interiorista Begoña Susaeta (@subeinterorismo), es la propia forma de la planta la que ayuda a distribuir el espacio. El comedor se ubica al fondo, tiene forma circular y los muebles son blancos. En la zona de estar, los tonos oscuros del sofá y la propia butaca ayudan a delimitar el espacio. Un último detalle: en el comedor, la alfombra es redonda y en la sala de estar es rectangular.

salon mini

Lo más práctico es que el comedor esté cerca de la cocina. Si está junto a una ventana, tendrás más luz natural. Elige la mesa de comedor según cuántos seáis en casa. Si la estancia es pequeña, mejor redonda y que pueda ser extensible para cuando haga falta.

mapa 4

5. Salón irregular

Si tu salón es bastante irregular, serán las ventanas las que marquen en gran parte la distribución, así como la pared más larga, ya que en ella será donde se coloque el sofá. En este caso, un sofá de respaldo bajo ayuda a que el ambiente no se recargue y el color azul da unidad al salón y comedor, jugando con los tonos de las paredes y las telas de los sillones. El comedor se ha ubicado frente a la puerta de acceso, ya que ahí se encuentra la cocina.

salon irregular

Cuando el salón tiene una planta irregular, un sofá con chaise longue puede servir como separador para crear zonas diferentes. Otras opciones serían colocar un sofá con dos butacas a los lados en forma de U o el sofá rinconcero semicircular. Además, debes elegir muebles bajos que no obstaculicen la visión. Los altos incrementan el efecto tubo. Otro truco: combina un sofá claro con butacas intensas para acortar. Juega también con la pintura.

mapa 5

6. El sofá delimita

En este salón decorado por Pipi&Deco (@pipi&deco), el sofá y su chaise longue son perfectos para cerrar la zona de estar. La alfombra marca aún más la división respecto al comedor. El comedor, por su parte, aprovecha el hueco debajo de la escalera y la mesa sirve también como espacio de trabajo. Las sillas tienen la misma tonalidad que la tapicería del sofá. ¡Así se consigue la unidad visual!

sofa delimita

No olvides respetar las zonas de paso. Esto significa que debes respetar unas distancias mínimas entre los muebles para que el paso sea cómodo y permitir que las puertas se puedan abrir sin problemas. Y si la puerta de un salón pequeño es muy grande, mejor quitarla.

mapa 6

7. Unidad con el color

En este salón, la clave que da unidad y armonía a los dos ambientes es la estantería, del mismo color blanco hueso del sofá, de la alfombra y de la mesa del comedor, pero con una trasera en un tono verde. Fue diseñada por Teresa Olea, la propietaria. Otra clave: el sofá es de tres plazas, está arrimado a la pared y la zona de estar se completa con dos mesitas simétricas.

unidad color salon

En salones mini es mejor elegir entre un sofá de dos o tres plazas, de color claro, sin chaise longue y con respaldo bajo. Las mesas de centro redondas ocupan menos. Un mueble bajo puede servir tanto de soporte para el televisor, como de repisa y de asiento extra.

mapa 7

8. Con dos sofás

En este salón, la zona de estar está en la entrada y junto a la ventana. Los dos sofás se disponen de tal manera que crean una zona alrededor de la chimenea, reservada al descanso y a la tertulia. El espacio se completa con un mueble a medida, una mesa de centro y dos pufs tapizados, que sirven como mesa auxiliar o como asiento en el salón. La alfombra también ayuda a enmarcar el espacio.

salon 2 sofas

Bonito, ¿verdad? Un salón bien distribuido es aquel donde los muebles están colocados de tal manera que el paso es cómodo, el espacio se aprovecha y la relación entre las diferentes zonas (sala de estar o comedor) es fluida. Esto es especialmente importante en los salones pequeños.

mapa 8

9. Un sofá esquinero

En este caso, resulta fundamental jugar tanto con la altura del techo de la buhardilla como con el mueble que se ubique en la parte más baja de la pared. Si pones un sofá rinconero con el respaldo bajo, lograrás crear una zona de descanso recogida. Pero asegúrate de que sea cómodo cada vez que la levantas. En este proyecto de Asun Antó, la estructura del tabique sirve para apoyar plantas y marcos de fotos.

salon con dos sofas

Un salón de planta cuadrada se presta a poner dos sofás enfrentados, que midan lo mismo aunque tengan diseños diferentes. Si te gusta la forma de L, procura elegir un sofá rinconero, para no ocupar tanto espacio con muchos reposabrazos.

mapa 9

10. Sofá + butaca + pufs

En este proyecto de Pia Capdevila (@piacapdevilainteriorismo), la terraza se incorporó al salón. Lo que antes era una zona poco utilizada está ahora acristalada y es un agradable rincón de lectura, con una estantería a medida bajo el ventanal. En la zona de estar, el sofá está acompañado de una butaca y dos mesas tipo puf, muy cómodas. La terraza se integra al salón con el mismo suelo y gracias a la madera de la librería.

sofa con pufs

Si tienes la suerte de poder contar con ventanales de suelo a techo, ¡no lo desperdicies! Son una gran suerte porque permiten la entrada de luz que desees, a la vez que condicionan la distribución. ¿Cómo sacarles partido? muy fácil: déjalos despejados y refuerza la luz que entra a través de ellas con cortinas blancas o translúcidas.

mapa 10

11. Con chaise longue

En este piso pequeño, salón y cocina son un único espacio, con un office que hace de comedor. Eso sí, cerraron un balcón para incorporarlo como metros útiles. La solución de la propietaria fue apostar por un sofá grande para toda la familia (es el modelo Kivik de 4 plazas de IKEA). Colocado en medio de la estancia, separa los diferentes ambientes. Además, los tonos claritos disimulan su tamaño.

salon chaise longue

Y si no te convence el chaise longue, atrévete con un sofá cama. Este sofá es convertible y perfecto para tu salón pequeño porque te permitirá dar alojamiento a tus invitados o tenerlo recogido cuando necesites. Existen sofás cama de varias medidas, desde una plaza (tipo butaca), hasta de tres.

mapa 11
10 ideas para salones si te vas a cambiar de piso

Consejos muy prácticos

10 ideas para salones si te vas a cambiar de piso

PULSA PARA GUARDAR EL ARTÍCULO

EL ARTÍCULO SE HA GUARDADO EN FAVORITOS

Podrás encontrar tus favoritos en el menú

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?