¡Sigue los consejos!

Cómo distribuir el dormitorio para dormir mejor

A veces no descansamos todo lo que quisiéramos cuando dormimos y eso se debe a muchos factores. Pero uno de ellos, que suele pasar inadvertido, es la distribución de nuestro dormitorio.

Magdalena Fraj Actualizado a

dormitorio con tonos azules

Uno de los problemas que más influyen en la vida de las personas (y que no es valorado en la justa medida de su importancia) es el sueño. No solo puede causarnos problemas físicos, sino también mentales que, a priori, son los que más llaman la atención.

Orienta bien tu cama ¡y dormirás mejor!

Dulces sueños

Orienta bien tu cama ¡y dormirás mejor!

La página web Sleep Junkie, dedicada a demostrarnos la importancia de dormir bien, ha realizado una encuesta a más de 1.000 personas sobre cómo distribuyen el mobiliario dentro de su dormitorio y cómo dicha configuración del cuarto afecta al descanso diario.

Según los encuestados, la organización del dormitorio que produjo un sueño más reparador son los que habían colocado la cama pegada a la pared más ancha y con la cabecera centrada en la misma y, que, además, tenían la puerta del cuarto en la pared lateral con una ventana en la parte paralela. Otra forma muy parecida a esta configuración es la de distribuir el cuarto (la segunda opción más elegida), pegando la cama a la esquina de la pared.

Los encuestados a los que les gusta disfrutar de la luz mañanera tienen distribuido el cuarto para aprovechar al máximo la iluminación natural. Lo hacen poniendo la cabecera de la cama contra la ventana principal y así, los primeros rayos del sol alertan al cerebro de que ya es hora de levantarse. Esta opción de organización ha sido la tercera más usada por las personas que disfrutan del mejor descanso.

dormitorio con paredes azules

También tienen mucho que ver en esto los colores. Se sabe que el rojo aumenta la presión arterial y la frecuencia cardíaca, por lo que nos mantiene más alterados, mientras que el azul se asocia con la calma, la concentración y el alivio. Dicho esto, entre las personas que forman parte de esta muestra, el color que mejor les permitió dormir es el morado, y luego el azul.

Un dato curioso que se ha recogido en el estudio es que las mujeres suelen tener peor descanso que los hombres. La razón se atribuye al color del cuarto. La mayoría de mujeres que no tuvieron un sueño reparador tenían las paredes de color beige. Otro factor que influye en un descanso pleno es no tener televisión en el cuarto. Y si la tienes, debes colocarla a los pies de la cama. Además, la limpieza también es determinante en este caso. Y usar un colchón que esté en buenas condiciones y cuanto más grande, mejor (sobre todo si duermes en pareja).

Hay muchísimas variables para determinar cómo tener un sueño plenamente satisfactorio, pero la página web de Sleep Junkie ha recopilado una serie de datos que podrían influir en el mismo. ¿La conclusión? Te recomendamos una habitación limpia con las paredes de color púrpura o azul, con la ventana y la puerta a los laterales de la cama, sin televisión (o si es muy necesaria, situada a los pies de la cama) y con un buen colchón.

51 trucos de orden infalibles

LA GRAN GUÍA DEL ORDEN

51 trucos de orden infalibles

PULSA PARA GUARDAR EL ARTÍCULO

EL ARTÍCULO SE HA GUARDADO EN FAVORITOS

Podrás encontrar tus favoritos en el menú

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?