Dormitorios

2051 /7175
00397940

2051.

Elige una iluminación cálida

La iluminación artificial juega un papel muy importante a la hora de caldear visualmente un espacio. Alíate con luces cálidas, de unos 2.700ºK, su luz un tanto amarillenta parecida a las antiguas bombillas incandescentes hará que el dormitorio se vea más acogedor y envolvente. Si, además, enciendes algunas velas como aquí, crearás un ambiente más íntimo. 

Buhardilla reformada por la arquitecta Cristina Carbonell. Cabecero de madera, realizado a medida,  diseño de la arquitecta. Mesita de noche, en La Cabaña D'Aran. Lámpara de pie, de Azul-Tierra. Techo de madera de pino.
dormitorio blanco y beig con paredes y suelo de maderablanca 00408203 O

2052.

Un dormitorio en blanco... ¡y tan acogedor!

¿Quién dice que un dormitorio en blanco no puede verse abrigado y muy acogedor? Este, con un total look, se ha arropado con madera que, aunque pintada, da un extra de confort al espacio, y con textiles gruesos, como la gran manta de ochos en lana. 

Cabecero, de Union Square. Mesitas de noche, lámpara de pie y alfombra, de Rivièra Maison. 
00442701

2053.

Texturas muy abrigadas para arropar el dormitorio

Una gustosa manta de mohair de la que no querrás desprenderte, abrigados cojines de lana, suaves sábanas de lino... ¡Esta cama te abraza y no te suelta! Y por si fuera poco, la madera que envuelve suelo, techo y paredes hace aún más acogedor este dormitorio con vocación de refugio. 

Banqueta de madera de pino, de Azul Tierra. Butaca, de Gems, tapizada con tela de Les Creátions de La Maison. Alfombra, de Matèria. Lámpara de sobremesa decapada, de Velafusta.

 

00438311 75ce6f1c

2054.

Una chimenea que "abriga" incluso apagada

Vístela con velas y verás cómo se transforma en un elemento súper decorativo. La chimenea hará más acogedora y arropada la habitación, como en esta de la imagen. 

Lámpara, en Cado. Espejo, en Sacum. 
00448956

2055.

Super cálido con un look de cabañita

Todo en este dormitorio invita a acurrucarse bien a gustito mientras en el exterior nieva. Si a la cabaña con paredes de troncos —que dan un look muy auténtico de refugio de montaña— le sumamos una cama abrigada con mantas de mohair, lino y muchos cojines, el resultado no podría ser más acogedor.  

Dormitorio rústico con vigas y grandes ventanales_ 00461034

2056.

Abrigado con cortinas tupidas

Con estos grandes ventanales al monte, este dormitorio podría resultar frío, sobre todo en invierno. De ahí que una buena manera de arroparlo sea con unas caídas de tela tupidas que, además de vestirlos, suman confort y aislamiento térmico. Precisamente fue lo que hizo el decorador Iñaki Mujica. 

Banqueta, alfombra, escritorio modelo Frame, de Ethnicraft. Silla de Becara. Todo en Mujika Interiorismo. 
00447294

2057.

...O uno de cuadros escoceses

El color verde intenso y el papel pintado de cuadros del cabecero, junto con las maderas de tonos oscuros y la estructura de cabaña, se alían para abrigar este dormitorio con vistas a la montaña, decorado por Dröm Living. 

Papel pintado escocés, de Leroy Merlin. Aplique, de Vermissen.
00445009

2058.

Alíate con las alfombras gustosas

Si los textiles son importantes a la hora de abrigar la cama, también lo son las alfombras. Además de hacer visualmente más acogedor un ambiente, favorecen una pisada mullida. Las de pelo, como esta, son ideales para andar descalzos. El proyecto es de L'Estudi D'Àneu.

dormitorio con pared de madera 00472467

2059.

Un extra de calidez con una pared revestida de madera

Es una opción que no solo abriga el dormitorio, sino que decora y suma carácter a la estancia. Luderna ha elegido para este proyecto revestir la pared del cabecero con una madera vieja de castaño y roble a la que le aplicaron un barniz ultramate para darle un toque especial.

Apliques y mesita de noche, de Maisons du Monde. 
00470829

2060.

Un dormitorio urbano con vocación de cabañita

Aunque no lo parezca, este dormitorio con baño integrado está en el centro de la ciudad de Barcelona. Pero Marta Torres lo ha decorado como si fuera un refugio de montaña, con mucha presencia de madera, no solo en el suelo, sino también en el techo. Una chimenea tipo estufa le da ese punto rústico. 

Biombo y cestas del baño, de Maisons du Monde. Armario bajolavabo de madera de pino reciclado con lavamanos de hierro natural, diseño de Marta Torres, realizado por Tenuee Barcelona. Espejo, de Metalistería Jofre Catalán. 
dormitorio-con-techo-de-vigas-blanco-cabecero-y-banco-de-madera-y-estores-en-la-ventana 474788

2061.

Juega con los colores para abrigar el dormitorio

La ropa de cama da mucho juego a la hora de sumar calidez al dormitorio. No solo por las texturas, sino también por los colores. Y un buen ejemplo es este dormitorio decorado por Carolina Juanes. Imagínatelo con textiles blancos o azules. ¿Verdad que se vería fresquito? La apuesta de tonos caldera y rosas abriga el espacio y le da, a la vez, un matiz muy femenino. 

Cabecero, tapizado de lana, realizado a medida. Pared revestida de papel pintado, de Flamant. Estores, de Cortinas Sant Jordi. Alfombra, de Ikea.
00472376 c4923507 1388x2000

2062.

En blanco y muy acogedor

Sí, el blanco también puede crear ambientes abrigados, sobre todo si lo arropas con la madera, como aquí con las vigas del techo y el suelo, y vistes la cama con textiles mullidos y cálidos. Es un proyecto de Iñaki Mujika.

Mobiliario, realizado a medida, diseño de Iñaki Mujika. 
00474910

2063.

Con la madera como protagonista

En techos, suelos y paredes, la madera reviste por completo este dormitorio, proyectado por Carmen Caubet, como si lo abrazara. ¿El resultado? Un dormitorio súper acogedor con espíritu de refugio. Si además, lo vistes con textiles abrigados ¿quién querría salir de la cama?

Banqueta y lámpara de sobremesa, de Angel des Montagnes, en Carmen Caubet. 

 

00492057 5d064629 1450x2000

2064.

Arriésgate con un gris oscuro

Si quieres que un espacio generoso se vea más acogedor, apuesta por colores intensos. Tienen el poder de acercar visualmente las paredes y hacer más recogidos estancias amplias que podrían verse desangeladas. Aquí, la decoradora Miriam Barrio ha optado por pintar las paredes de un gris oscuro casi negro que envuelve todo el dormitorio y lo hace más abrigado y elegante. El toque de color coral de la ropa de cama le quita seriedad. 

Butaca, en La Redoute Interieurs. Taburete, en Catalina House.
00482288

2065.

Abrigado con los textiles

Los textiles son básicos para que un dormitorio se vea y se note abrigado. Aquí, por ejemplo, el Estudio Lizarriturry Tuneu ha vestido una habitación muy amplia con una ropa de cama donde priman los neutros. Al llegar la primavera bastará con renovar los textiles para que el dormitorio se vea más fresco. 

Cama, de Gervasoni. Escritorio y banco, en Flamant.
00477851

2066.

Acogedor en tonos fríos

Puede parecer una contradicción, pero si juegas con la madera, como aquí, crearás un conjunto visualmente arropado. Y además resultará muy versátil: con una ropa de cama ligera se verá más fresco en verano. 

Banqueta y alfombra, de La Redoute. Cabecero realizado a medida por Vicenç Torrent. Lámparas apliques, de Lámpara y Luz.
dormitorio-cabezal-de-madera-y-ropa-ocre 00483090

2067.

Un dormitorio más arropado con un cabecero muy original

La casa en la que está este dormitorio está en el Cantábrico y la decoradora Begoña Susaeta tenía claro que era necesario abrigarla; por eso en el dormitorio no dudó en subir el laminado del suelo y el techo para crear un cabecero muy original que, además de decorar, hace más acogedora esta estancia con vistas al mar. 

Banqueta, de Deco Lur Sofá. Lámparas apliques, de Marset, en Susaeta Iluminación.
dormitorio-con-techo-de-madera-y-toques-de-color-en-textiles-00499149

2068.

¡Que no falte una manta gustosa!

No hay nada como una manta de pelo, ya sea de lana o mohair, para subir la temperatura —también visual— del dormitorio. Ponla a pie de cama, como aquí, y verás cómo la habitación se ve más abrigada.

Cabecero de madera, diseño de Luderna Design. Lámpara, en Its About Romi.

  

dormitorio-rustico-techo-inclinado-00497974

2069.

Un dormitorio arropado por un techo abuhardillado

La arquitectura también puede ayudar, y mucho, a que un dormitorio se vea más abrigado. Un dormitorio abuhardillado, con sus techos inclinados, siempre se verá más acogedor que uno convencional. En este proyecto de la decoradora Carolina Juanes las lamas de madera de techo, suelos y paredes se pintaron en blanco. 

Mesita de noche, de Ethnicraft. Alfombra, en India & Pacific.
00495623

2070.

Con un cabecero tapizado de terciopelo

Un cabecero tapizado de terciopelo, como este, siempre se verá más confortable que uno de obra. La interiorista Bárbara Aurell, además, lo ha combinado con una ropa de cama gustosa y lo ha revestido de madera. El resultado no puede ser más envolvente. 

Cabaña reformada por Piriaran. Cabecero y aplique, en MIV Interiores. Butaca, en Scandi.
497892

2071.

Las maderas intensas ¡qué cálidas son!

No es ningún secreto que las maderas con tonalidades marrones o rojizas resultan visualmente más cálidas que las más blanquecinas. De ahí que se empleen, tradicionalmente, en las casas de montaña. En este dormitorio decorado por Jeanette Trensig, suelo, techo y carpintería se han unificado en una madera de tonos medios que sube la temperatura de la estancia. 

Cabecero, cortinas y lámpara, de Cado. Mesita de noche, de La Maison. Banqueta, de Catalina House. 
00493797

2072.

Un dormitorio muy envolvente gracias al papel pintado

Un dormitorio con papel pintado siempre se verá más acabado y arropado. Y este, decorado por Mª Ángeles Morral, es buena prueba de ello. Aquí se han combinado dos papeles diferentes, pero al compartir colores y un diseño clásico, combinan a la perfección. Además, ayudan a hacer más acogedora la estancia, recogiéndola visualmente. 

Cama y mesita de noche, en Coton et Bois. 
00501703

2073.

Un papel con efecto textil

La moda de los papeles pintados ha dado un paso más y ha llegado a composiciones que simulan, de manera muy lograda, textiles. Esta, no solo es una opción de tendencia, sino que es un recurso perfecto para vestir la pared del cabecero y sumar un extra de calidez al dormitorio. Aquí lo ha elegido la decoradora Natalia Gómez Angelats con gran acierto.

Cabecero, mesita de noche y lámpara de techo, diseño de la decoradora. 
greige-00344800_O

2074.

6. Un dormitorio en greige

Ni es muy grande, ni tiene unas vistas espectaculares... Pero este dormitorio es el que más likes sumó en 2019. Precisamente su cotidianidad, con la que fácilmente nos identificamos, es uno de sus mayores atractivos. Eso y el color de moda este 2019: el greige, un gris con un punto de beige o viceversa que, según la incidencia de la luz, crea atmósferas cambiantes. 

Décimo mandamiento. Escogerás armarios que parecen paredes

2075.

Décimo mandamiento. Escogerás armarios que parecen paredes

Un armario con las puertas blancas, o del mismo tono suave que las paredes, creará continuidad y camuflarás su presencia, haciéndola muchísimo más sutil. Y si las molduras tienen un diseño clásico, te aseguras la atemporalidad. 

Si las paredes y las puertas del armario son blancas y sin tiradores, la zona de almacenaje permanecerá oculta y será muy discreta. También las estanterías de obra ofrecen ese efecto de continuidad al mismo tiempo que se gana algo de espacio de almacenaje de una manera muy decorativa.

¿Cuánto cuesta? Un armario empotrado con unas medidas de 170 x 85 x 50 cm tiene un precio aproximado de 1.200 €.

Proyecto de Asun Antó.
dormitorios-de-primavera-00489245 ed373624 1335x2000

2076.

Tercer mandamiento. Elegirás los colores con cabeza

Es preferible elegir colores que reflejen la luz. Crea un ‘efecto bombonera’ pintando el techo y la pared del mismo tono. Conseguirás una luz envolvente muy agradable. ¿Una combinación infalible? Blanco más arena, o blanco roto y un tono almendrado. Inclúyelos en paredes, cortinas o colchas. Y añade toques de color en los cojines o plaids. 

Para más luminosidad, elige siempre blanco. Otros tonos neutros, como beige o tonos lino, también reflejan la luz.

Proyecto de la interiorista Jeanette Trensing. Cabecero tapizado de lino, banqueta, apliques y lámparas de sobremesa, en Cado.
Continuidad mediante el color y juegos de espejos

2077.

Continuidad mediante el color y juegos de espejos

En el dormitorio en suite se han empleado los mismos colores que en el resto de esta elegantísima casa. Y el espejo situado junto a la puerta que comunica el dormitorio –¡también con vestidor!– y el baño es otro de los detalles que hacen único a este piso.

dormitorio-abierto-al-baño-todo-en-blanco-00505178

2078.

Buscando la luz

Además del inmaculado blanco del dormitorio, era necesaria una ventana hacia el exterior. La solución aquí fue instalar un tubo de luz solar sobre la cama. ¿Resultado? Más luz natural y mejor circulación del aire. Por cierto, tras la pared que funciona como cabecero ¡hay un vestidor a medida!

Banqueta y cesto, de La Maison. Escalera, de Carolina Blue. Alfombra, de India&Pacific.
Dormitorio con cabecero de madera natural 00500453

2079.

Con vistas al mar

Todas las plantas de esta coqueta casita miran al mar. Y esa calma y armonía que inspira el azul intenso del mar se ve incrementado con las maderas lavadas y el look azulado de la ropa de cama, consiguiendo un ambiente relajado. También se aprovecharon las paredes para hacer unos armarios empotrados hasta el techo. 

Butaca, de Ikea.
Primero, la cama

2080.

Primero, la cama

Abrir las ventanas para ventilar durante unos minutos y hacer la cama enseguida. Este pequeño hábito estimulará estimulará tus niveles de productividad y te invitará a mantener el orden en otas estancias. Merece la pena intentarlo.

Apuesta por la sencillez

2081.

Apuesta por la sencillez

No te acostumbres a acumular objetos. Quédate solo con aquello que es realmente útil. Muebles de líneas rectas y despejados transmiten sensación de orden al instante. Menos es más.

00492057 5d064629 1450x2000

2082.

Un taburete mini recuperado de madera

Muy práctico a modo de mini banqueta a pie de cama, este taburete es perfecto en pocos metros porque al contar con muy poco fondo cabe en cualquier rincón y ofrece una superficie extra de apoyo. 

Taburete, en Catalina House. 
00427820

2083.

Las múltiples personalidades del amarillo

¿Qué amarillo podría ser el escogido? Uno pálido cercano a la paja; un mostaza, un color que hace unos años ya marcó tendencia; uno intenso como el limón, uno tirando a ocre... ¿Nuestra apuesta? Un amarillo chillón, alegre y luminoso. 

00500524

2084.

¿Nos arriesgamos con un verde caqui?

En estos 20 años, Pantone ha escogido dos verdes como color del año, el Greenery en 2017 –un fresco verde amarillento– y el Esmerald en 2013 –un exuberante, radiante y lujoso verde–, dos colores muy diferentes entre sí. ¿Podría ser este el año de un verde caqui? 

00353969

2085.

¿De la misma gama que el color más feo del mundo?

Elegir un marrón como color del año sería, sin duda, un golpe de efecto. Porque precisamente los expertos de Pantone definieron un tono de marrón, concretamente el Pantone 448 C, como el más desagradable del espectro. ¿Se atreverían a convertir en color del año una tonalidad de la misma gama? 

dormitorio-espejo-ventanal-mirador-estores-blancos-00503802 O

2086.

El enrollable de screen para evitar brillos

En el caso de que quieras evitar brillos o que quieras jugar con el nivel de intimidad del dormitorio, los estores tipo screen son apropiados porque tienen diferentes grados de apertura, y esto hace que sean más o menos opacos. Además te permiten ver el exterior sin que te vean, algo que te asegura la privacidad en el dormitorio

Proyecto de Pipi & Deco. Lámpara de tehco de Creative Cables, de pie de Marset, espejo de House Doctor y puf de Sack It.
dormitorio-con-puerta-al-exterior-en-madera-00505435

2087.

Un dormitorio de estilo actual

Este es un ejemplo de dormitorio con estor enrollable en blanco. Este se usa para regular la entrada de luz y ganar intimidad, aunque no se pretende destacar su presencia, ya que la bonita carpintería de madera es la protagonista. 

Mesita de noche de Sube Interiorismo y apliques de Marset.
dormitorio-ropa-cama-colores-y-estor-blanco-00506984

2088.

Debes saber…

Que en estores paqueto o plegables, en telas ligeras, cuando estén estirados "notarás" las varillas y cintas del mecanismo. Es algo normal, pero debes saberlo porque si lo que quieres es un efecto pantalla liso y sin marcas, entonces debes optar por un estor enrollable para el dormitorio.

 

Dormitorio con banqueta y cabecero tapizado en azul 00497577

2089.

Un estor y caídas con galería

Las galerías permiten ocultar el inicio del estor o las cortinas cuando van instaladas en rieles, ya que son poco estéticos. En este dormitorio se han combinado en la ventana las caídas laterales con un estor central, todo en el mismo tejido y color.

Cabecero y aplique de María Santos.
dormitorio-con-techo-de-madera-y-toques-de-color-en-textiles-00499149

2090.

¿Y si no hay persianas o contraventanas?

La misión de estos elementos es regular la entrada de luz y poder dejar el dormitorio a oscuras. Así evitas que la luz interfiera en el descanso. Con los estores adecuados puedes lograr oscurecer por completo una estancia. Son los enrollables opacos.

Cabecero de madera diseño de Luderna DEsign y lámpara en It's About Romi.
dormitorio een tonos neutros con cama debajo de la ventana y estor 00508534

2091.

En el dormitorio: ¡extra de calidez!

Los estores de tela son más cálidos para el dormitorio que los de tejido screen. A continuación veremos cuándo es más apropiado este tipo, pero los paqueto o plegables aportarán un extra de confort al ambiente. Puedes escoger colores neutros o uno que combine con el resto de la ropa de cama. Piensa que los tonos intensos hacen que toda la estancia adquiera ese matiz cromático.

Muebles diseño de Estudio Milans del Bosch, funda y cuadrantes de Filocolore y alfombra de Carolina Blue.
00506969

2092.

Terciopelo, permanente

Y es que ya llevamos unas temporadas con el terciopelo en decoración y este 2020 parece que aún seguirá entre nosotros, con su textura suave y acabo brillante que viste de elegancia y lujo cualquier espacio. No temas integrarlo en ambientes modernos: utilízalo para tapizar una butaca especial y verás cómo se transforma.

Protector de colchón, ¿si o no?

2093.

Protector de colchón, ¿si o no?

Si quieres alargar la vida de tu colchón, ¡por supuesto que sí! También si quieres evitar tener que limpiar el colchón con mayor frecuencia. Los hay acolchados e impermeables, pero también antiácaros, antibacterias y antihongos. Uno impermeable de un precio medio cuesta 50 € (para una cama de 150 cm). 

Papel pintado, de Elitis.
Tejido estampado y estampado tejido

2094.

Tejido estampado y estampado tejido

Parece un juego de palabras, pero no. Pero es importante porque cuando es tejido estampado, puede incrementarse su precio. ¿Por qué? “Una sábana de tejido estampado es la que, al mirarla del revés, no parece que esté estampada; en cambio una sábana con estampado tejido es la que es igual por ambos lados, y estas sí que son un poco más caras”, explica Patricia Frouchtman Lang.  

Ropa de cama, toda de Zara Home.
Y los hilos, ¿qué son?

2095.

Y los hilos, ¿qué son?

“Cuantos más pasadas de hilo, más suave será el tejido y mayor su calidad”, nos dicen desde Burrito Blanco. Pero también tienes que tener en cuenta la calidad del propio hilo: cuanto más largo sea el hilo, más fuerza tendrá la sábana y, por tanto, incrementará las cualidades del tejido.  

¿Blancas o estampadas?

2096.

¿Blancas o estampadas?

Si lo que estás mirando es ajustarte a un presupuesto concreto, dará lo mismo si quieres unas sábanas blancas o estampadas, “no influirá en el precio”, explica Patricia. ¡Así que puedes elegir las que más te gusten sin pensar en el dinero, sino en tus gustos y estilo. 

¿Qué son las sábanas de percal?

2097.

¿Qué son las sábanas de percal?

El percal no es un tejido, sino una técnica de confeccionarlo. Va tejido alternando los puntos del derecho y del revés, de modo que permiten que corra el aire. Son las sábanas que se utilizan en los hoteles, características por su extra suavidad.

¿De qué depende el precio de las sábanas?

2098.

¿De qué depende el precio de las sábanas?

Sobre todo del tejido: “Las más económicas son las confeccionadas con 50% algodón y 50% poliéster que pueden costar unos 50 €, después sube el precio cuando son de algodón 100% y 140 hilos, a 68 €. Si el algodón es percal, serán algo más caras (70 €), pero también más duraderas”, explica Frouchtman. 

El algodón 100% se plancha

2099.

El algodón 100% se plancha

Es uno de los pocos inconvenientes que tienen las sábanas confeccionadas en 100% algodón –para quienes no les gusta planchar– es que al lavarlas se arrugan. Por lo demás, no le salen pelusas con el tiempo y se adaptan a la temperatura del cuerpo, siendo cálidas en invierno y frescas en verano, además de saludables para la piel.

cabecero-con-cuadro 503768

2100.

Quiero cambiar mi ropa de cama

Renovar el protector, las sábanas, el relleno y todos los cojines, cuadrantes y almohadones es una inversión algo superior a los 300€ para una cama de 150 cm (lo tienes desglosado al final del artículo), que se puede ver incrementada por la calidad de los tejidos. Cuanto mejor sea el tejido –y más grande la cama–, más subirá el presupuesto. 

Proyecto de Pisi&Deco. Cabecero, realizado a medida. Lámpara, de Creative Cables. 

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?