Comedores

1122 /3969
cocina abierta al comedor blanco con sillas mimbre 00469277 O

551.

Saca partido al muro de carga

Tu ilusión de tener una cocina abierta por completo se ha truncado en la reforma cuando te han dicho que hay un pilar de carga que no puedes eliminar. En ese caso, sácale provecho y utilízalo para separar la cocina del salón. Aquí se ha integrado pintándolo de blanco como el resto de las paredes. Y la verdad, ha quedado súper bien. ¿Quieres saber otras soluciones para integrar columnas?

14. cocina-de-madera-abierta-al-salon-en-desnivel 00436056 34614a79

552.

Unos escalones y estarás a otro nivel

Mira qué buena idea para separar dos ambientes: esta cocina con office ha conseguido alejarse del salón gracias a tres escalones que lo dejan a un nivel inferior. La bancada del comedor y el sofá del salón se dan la espalda mutuamente, como si quisieran ignorar qué ocurre en cada espacio.

salon-comedor-con-cocina-abierta-con-telas-en-gris-y-fibra-natural-00508566 O

553.

Con columna de espejos y butacas

En este proyecto de la decoradora Mireia Torroella, la cocina comparte espacio con el salón y el comedor. Para separarlos visualmente ha utilizado diferentes recursos: una columna de espejos delimita la cocina del comedor mientras que unas butacas separan este del salón. Mobiliario de cocina, diseño de la decoradora, realizado por sistema Midi de MB. Sofá gris Ghost, de Gervasoni; butacas Fly, de &Tradition; alfombra, de Paola Lenti y sillas Mogensen, de Federiccia; lámparas, apliques y baldosas en el salpicadero. Todo, en Idees Disenny. Mesas de centro, en Coco-Mat.

salon-comedor-con-cocina-abierta-con-cerramiento-cristal-00506971 O

554.

Crea un cerramiento acristalado

Aquí además de interponer el comedor entre la cocina y el salón, se ha reforzado el grado de separación con un cerramiento acristalado formado por paneles fijos y una puerta corredera. Gracias a esta, te permitiá abrir o cerrar la cocina a tu antojo, o lo que es lo mismo, integrar o separar. Sofás, de Atemporal. Mesas de centro y auxiliares, de Crisal. Lámpara de sobremesa, de Other Lamps y alfombra, de Masalgueiro. 

Siempre abierta
El Mueble

555.

Medios tabiques con vanos

Si no te gustan las decisiones extremas, en esta cocina abierta se ha optado por un término medio: un pequeño tabique que la aleja del salón y, a la vez, la integra en el comedor gracias a sus amplios vanos sin cristal, a modo de pasaplatos. Una idea funcional y cómoda ¿no te parece?

TRUCOS-PARA-PERSONALIZAR-LA-CASA-00493650 O

556.

Una librería Billy que también es aparador

Cuando en 1979 Ikea lanzó la librería Billy no sabía que 40 años después aún sería uno de los 10 productos más vendidos de la marca. La suerte, es que hoy puedes encontrar Billy de distintas alturas, anchuras, etc... Puedes elegir una altura más bajita y que te sirva como librería y a la vez como expositor de tus fotos, cuadros o ilustraciones preferidas.

Comedor con estantería Billy de pared a pared_00449747

557.

De pared a pared

Si necesitas un gran mueble puedes unir diversas librerías Billy para conseguir tu propósito. Elígela blanca para que gane ligereza y pase más desapercibida. 

Estantería de obra adaptada a la forma del techo

558.

Una estantería de obra

Si tienes techos altos pero abuhardillados y quieres sacarle todo el partido al espacio, no te quedará más remedio que optar por una estantería de obra que se adapte a la estructura. Si la pintas de color blanco y la divides en módulos cuadrados, concebirás el perfecto telón de fondo para tu salón. 

 

El último paso será decorarla. Nuestro consejo es que vayas alternando los objetos en cada módulo (igual que en la imagen), para evitar la monotonía y ganar en estilo.

Comedor en madera con pared en color verde y estantería

559.

Una estantería decorativa abierta

Pintar las baldas en el mismo verde empolvado de la pared, ha supuesto todo un acierto en la estantería decorativa de este comedor, donde el espejo redondo rompe con estilo la continuidad visual. ¿Las claves del éxito de la decoración? La mezcla de elementos naturales como plantas, con objetos como cajas de madera o farolillos, y otras piezas más personales como fotografías familiares.

Estantería abierta con forma de escalera

560.

Ligera, tipo escalera

Las estanterías estilo escalera ofrecen multitud de ventajas. Para empezar, su diseño abierto las convierte en elementos muy ligeros visualmente, pero también funcionales. Y es que al contar con varias baldas dispuestas en vertical, gozan de una gran capacidad de almacenaje. ¿Lo ideal? Combinar objetos decorativos como jarrones y plantas con vajillas, libros, o todo aquello que necesites guardar, colocándolo siempre de forma desenfadada para lograr un look de revista que mezcle estética y funcionalidad.

Salón comedor clásico en piso señorial

561.

9. Un luminoso piso señorial en San Sebastián

Este piso fue un amor a primera vista. ¡Y eso que no se parecía en casi nada a lo que es ahora! Pero cuando la propietario lo vio por primera vez quedó prendada por su luz. Con la reforma recuperó y preservó todos los elementos originales –suelos, molduras, arcos, carpintería...– y reorganizó espacios. El comedor, por ejemplo, era una antigua habitación y con las obras se descubrió su techo original, lo que permitió seguir con la continuidad con el salón.   

Una vitrina de otro tiempo

562.

Cuestión de tonos

A veces la belleza de la madera es tal que sería un sacrilegio ocultarla. Es lo que ha pasado en este comedor cuya mesa oscura solo se ha cubierto con unos individuales dejando a la vista el resto. ¿Y qué dices de la alacena en una madera más clara y con cristalera de cuarterones? ¡Digna de ver tanto su interior como su fachada! Mesa, de Vical en Taller de las Indias. Lámpara de techo, en Aromas del Campo.

comedor-con-mesa-y-bancos-de-madera-00507323 O

563.

¡A comeeeer!

Es lo que te encantará gritar con una mesa tan espléndida como esta, solo apta para comedores generosos. En madera sin tratar, al natural, y con unas bancadas a los lados podrás invitar a todos tus amigos de una tacada. Una lámpara de fibra le irá como anillo al dedo. ¡Y no te pierdas la alacena al fondo pintada en mint! ¿A qué es ideal?

Comedor

564.

El encanto de lo rústico

¡Qué bonitas son las alacenas! Todos deberíamos tener una en el comedor para presumir de sopera, juego de café o copas a través de sus cristaleras. Este modelo de doble cuerpo es casi tan protagonista en el comedor como la mesa tosca y las sillas nórdicas con las que además comparte color natural. ¿Te has fijado en la forma tan original de combinar el mantel base con los caminos de mesa?

Comedor con vistas a la cocina abierta

565.

Un comedor muy scandi

Una vez más el color marca la frontera de separación en dos ambientes que comparten un mismo espacio: la cocina en blanco contrasta con el negro del comedor presente en las sillas tipo Thonet y la alfombra étnica. La mesa de madera rompe con tanta sobriedad aportándole la dosis de calidez precisa. Mesa, de Maisons du Monde. Sillas, lámpara de techo y alfombra, en el estudio de Natalia Zubizarreta.

Comedor estampado natural 0512884

566.

La extraña pareja

Este comedor de estilo nórdico se ha rendido al beis tanto en el mobiliario como en los textiles pero mantiene un ligero coqueteo con el gris. Resulta sorprendente como un color cálido y otro frío se llevan tan bien. ¿El secreto? Combínalos sin abusar de ninguno de ellos, usando uno en un 60% del espacio y el otro, un 30%.

salon-y-comedor-separados-por-pared-de-cristal 00426390 O

567.

Black & white

Un pequeño murete de obra rematado en un tabique acristalado hasta el techo es el elemento elegido para separar sutilmente este salón del comedor. Ahora, resulta mucho más luminoso e íntimo. Si te fijas, también el color marca la diferencia: blanco en uno y negro en otro. Sobre la mesa rectangular se han colocado dos lámparas suspendidas en metal que iluminan toda la superficie.

comedor clasico mesa redonda sillas pintada gris lampara lagrimas 00474679

568.

Un comedor súper romántico

Ubicado cerca de la ventana, este comedor se ha amueblado con una mesa redonda de hierro forjado y manteles superpuestos en un gris suave. Unas sillas clásicas de madera con asientos tapizados en blanco y gris logran dar al conjunto un aspecto romántico indiscutible, muy al estilo shabby chic. En el techo, una lámpara de araña cae justo en el centro del sobre y el recurso de las plantas lo hacen mucho más acogedor. 

comedor clasico en casa rustica sillas tapizadas 00433890

569.

Donde el tiempo se detiene

En las casas de campo una gran mesa suele presidir el comedor... o la cocina. En esta vivienda rústica, la mesa grande y ovalada parece que esté esperando ansiosa la llegada de toda la familia que por fin se va a reunir a su alrededor. El suelo cerámico, las sillas tapizadas y la lámpara de araña dan un aspecto clásico a la escena pero suavizado gracias a la elección de colores cálidos y serenos.

comedor clasico con mesas y sullas de madera oscura00498752

570.

Puro clasicismo

Grande, ovalada y extensible, esta mesa de comedor es perfecta para distribuciones alargadas y familias numerosas. Su madera de caoba, sus patas torneadas, las sillas con respaldo enrejado y la consola vintage del fondo recrean un comedor clásico. Si lo observas con detenimiento ¿no te recuerda a aquellos despachos antiguos con mesas de juntas inmensas e imprescindibles en reuniones de alto calado? Y para remate, en el techo una lámpara de lágrimas, como no podía ser de otra manera.

comedor-mesa-redonda-y-cortinas-arena 00499001 O

571.

¡Mezcla y gana!

¿Recuerdas la máxima mix and match? Este comedor es buen ejemplo de ella. Una mesa de madera maciza robusta de factura artesanal combinada con unas sillas nórdicas tipo Eames y una lámpara de techo de estilo industrial da como resultado este comedor contemporáneo que destila una fuerza contundente. Una vez más madera + blanco+ negro es la fórmula del éxito. ¿Te apuntas a ella?

comedor-cocina-puertas-madera 00497572

572.

Una mesa icónica

Habrás visto esta mesa cientos de veces, se trata del modelo Tulip, diseñada por el arquitecto Eero Saarinen en 1956. Desde entonces hasta hoy son muchas sus réplicas como la mesa Circle, de Maisons du Monde. En este comedor es la protagonista con sus líneas curvas y su blanco luminoso a juego con las sillas de rejilla y acabado envejecido. La carpintería de las puertas aporta calidez a la estancia mientras que el suelo de damero comparte geometrías con el papel pintado de las paredes. ¡Todo muy retro!

comedor-junto-ventanal-suelo-madera 00508568 O

573.

Buenas vistas para todos

¿No tienes un comedor exterior pero sí con vistas al mar? Sería una pena no disfrutar de ellas cuándo estáis comiendo. Coloca la mesa frente al ventanal y, si el tiempo lo permite, ábrelo de par en par para que os envuelva la brisa marina. ¿Y el que está de espaldas se queda sin paisaje? No, si dispones un espejo estratégico en la pared que refleje la costa.

Comedor con lámpara y alfombra que limita la zona

574.

Te vas a quedar a cuadros...

...cuando veas este comedor perfectamente separado del salón por una alfombra. Se eligió un tejido de diseño geométrico lo suficientemente grande para ubicar en su interior la mesa rectangular y seis sillas, tapizadas en un tono coral que le da calidez. El toque dorado de las patas a juego con la lámpara escultura sofistican el ambiente.

comedores-pequenos-con-banco-estilo-clasico-blanco-y-beig00472200 2b893216 1255x2000

575.

Clásico actualizado

¿Sientes debilidad por el estilo clásico? Elígelo para tu comedor pero con aires renovados. Si tienes el suelo oscuro, opta por amueblarlo con tonos neutros como el de la imagen. En él se ha dispuesto una mesa rectangular rotunda y unas sillas estilo Luis XVI que puedes actualizar con un respaldo de rejilla. En el otro lado y pegado a la pared una bancada, decorada con molduras en la parte inferior, permite sentar a más comensales en la mesa.

Comedor exterior de estilo rústico con guirnaldas de luces
Eva Holbrook

576.

Comidas al fresco

Una casa en pleno bosque no podía prescindir de un comedor exterior de estilo rústico. La amplia mesa exhibe con orgullo las vetas naturales de la madera, mientras acoge a su alrededor ocho sillas con asientos trenzados y un camino de mesa con velas que, seguro, conciben un ambiente mágico en la noche junto a la guirnalda de luces.

comedor-pequeno-con-mesa-cuadrada-arrimada-a-la-pared 1ca8a26c

577.

Un comedor ¿solo para dos?

Uno de los inconvenientes que tienen los comedores pequeños es que no puedes invitar a comer a tantos amigos como quisieras. Si a diario solo sois dos, elige una mesa cuadrada, arrímala a la pared y sentaos uno frente a otro para favorecer la comunicación. En el lado que queda libre puedes colocar una mesita auxiliar que sirva de apoyo y así evitaréis levantaros a la cocina más de la cuenta.

comedor-en-blanco-con-mesa-redonda cb3d3467

578.

Respeta la distancia social

Ni a izquierdas, ni a derechas, esta mesa de comedor se ubicó en el centro de la estancia sin ningún obstáculo alrededor para que los comensales se sientan a gusto. Fíjate en la separación que hay entre silla y silla ¡estas sí que respetan la distancia social! Deja que haya entre 55 y 65 cm de separación entre una y otra, como mínimo. Será más fácil, si eliges modelos sin reposabrazos como estos.

comedor-con-pared-oscura-y-arco-00451210 89196f7f 1457x2000

579.

Efectos ópticos

¿Sabías que las paredes oscuras logran alejar las paredes y dar una sensación de profundidad? Fíjate en este comedor ubicado al fondo, su pared se pintó en un gris oscuro casi negro y su separación del salón con un vano en arco lo enmarca como si todo él fuera un cuadro, allí a lo lejos. En contraste, la mesa vestida y las sillas se eligieron en tonos claros. ¡Engaña a la vista y gana el Oscar a los mejores efectos especiales!

Comedor pintado de azul_470679 ac7cb132 1314x2000

580.

Elegante y sofisticado

Si tu comedor está integrado en el salón y quieres diferenciar cada ambiente, utiliza la pintura o el papel pintado para crear fronteras. Aquí se pintó la pared del comedor en un tono oscuro, un azul pavo real, solo apto para espacios amplios y luminosos. La mesa se vistió con dos manteles de lino superpuestos en beis y azul y una lámpara de araña actualizada, tipo Sputnik, se encarga de poner el toque retro.

Comedor con pared papel pintado_481004

581.

De espíritu nórdico

¿Quieres actualizar tu comedor? Toma nota de este ejemplo de estilo nórdico: mesa de madera clara con cantos redondeados, patas oblicuas, sillas de diferentes diseños y materiales, lámpara de fibra... ¡Y lo habrás conseguido! Y si tu conciencia ecológica te hace elegir maderas sostenibles, dirá mucho a tu favor.

Comedor con sillas con funda_00465250

582.

Sillas engalanadas

Los comedores de planta alargada exigen mesas rectangulares. En este de la imagen las protagonistas son las sillas, vestidas para la ocasión con una funda larga que protege el tapizado de los asientos y decoran el espacio. Al ser extraíbles puedes lavarlas fácilmente y ¡lo que es mejor! cambiarlas por otros modelos para renovar el comedor al instante. Fundas similares en Ikea, modelo Henriksdal (25 €/unidad).

salon-comedor-doble-altura 00510487 O

583.

Comer a tus anchas

¿Te gustan las casas en que las zonas sociales queden lo más alejadas posible de las de descanso? Entonces te encantará este proyecto de dos plantas. Como la vivienda era generosa en metros, la cocina se abrió al comedor lo que facilita los desplazamientos y la mesa rectangular se colocó justo en el centro para recoger la luz cenital que entra por la claraboya. 

comedor con mesa techos y suelos de madera maciza 00443276_O

584.

Con un toque artesanal

Este comedor, en madera maciza barnizada o al natural, rinde homenaje a los ebanistas que trabajan este material con mimo y dedicación. ¿No te recuerda a los comedores siempre llenos de las casas de pueblo? Si te gusta tener invitados, apuesta por bancos en lugar de sillas. ¡Todos serán bienvenidos! Mesa y bancos, en Merc & Cía. Lámpara de techo, en La Maison.

comedor-libreria-obra 00513138 O

585.

En clave neutra

Con una librería de obra al fondo, este comedor se equipó con una mesa rectangular para 6 comensales. La elección de tonos neutros en mobiliario y textiles supone un éxito rotundo y las baldas sin recargar aligeran el espacio. 

casa-antigua-reformada-comedor 00510609 O

586.

En busca de la luz

Si tienes un gran ventanal en el comedor como aquí, sitúa la mesa pegada a él así gozarás de una óptima luz natural y dejarás el resto del espacio despejado. La presencia de flores en la mesa y plantas oversize de hojas grandes en el suelo le darán un toque eco de lo más actual.

comedor-antiguo-iluminacion 00503848

587.

Un comedor para hacer amigos

Las mesas redondas favorecen la comunicación de los comensales. La de este comedor en madera maciza le da cierto aire rústico al espacio acentuado por las sillas tipo Thonet y la lámpara de fibra suspendida. Recuerda que esta debe de colgar a una altura de 75-80 cm de la mesa para iluminarla toda.

salón comedor con paredes azules

588.

5. El ático que era un diamante en bruto

Y sin exagerar. Y es que este ático de 1920 en Neguri ha sacado lo mejor de sí mismo tras pasar por las manos de la decoradora Begoña Susaeta, que ha potenciado su belleza natural sin hacer obras. Empezó por el color, un personalísimo azul que le trajo muchos quebraderos de cabeza hasta dar con ese tono justo. 

Sofá y butacas de diseño Sube Interiorismo, hechos a medida en tapicería Deco Lur Sofá. 

  

cocina pequena moderna y abierta al comedor_00498698

589.

Mueble en península de doble fondo

Puede que la cocina sea pequeña pero alargada. Es el caso de este espacio que, por sus dimensiones, ha permitido optar por un módulo en península de doble fondo. Así se aprovecha como mueble de cocina con el fregadero y la placa y otro de almacenaje con puertas y cajones que completa el comedor. El resultado es práctico, completo y moderno gracias a los frentes en laca brillo en tono taupe.

Armarios de cocina modelo Ariane de Santos, mesa y sillas de Prendería y lámpara de techo de Ayera.
00435997 O

590.

Tendencias en colores para muebles vintage

Pintar muebles vintage en gris es una de las alternativas más habituales. Elegante, con clase y versátil en cualquiera de sus tonalidades, desde las más claras, como la de la imagen, a otras más intensas. Encaja igual de bien tanto en ambientes modernos como en otros más clásicos. Otra opción es el blanco en cualquiera de sus muchas tonalidades. 

Mesa, de Oficios de Ayer. Alacena, pintada por Isabel Font. Sillas, en Chiqui Barbero.
Jacintos en una balda en la pared

591.

Jardineras, también de interior

¿Utilizas la mesa de comedor como zona green cuando no estáis sentados en ella? Te encanta verla llena de flores vistosas pero lo que no te gusta tanto es quitar y poner las macetas cada dos por tres. Reserva una zona, cerca de la ventana, para instalar tu pequeño oasis. ¿Qué tal unos estantes de pared a modo de jardinera? Para realzarlos aún más, coloca unos apliques led y ¡tus plantas lucirán espectaculares también por la noche, como estos jacintos!

Salón con grandes cristaleras al jardín

592.

5. Una masía reformada para multiplicar su espacio

La masía original se les había quedado pequeña a sus propietarios, así que decidieron ampliarla con un edificio anexo, que se reservó para la zona de día, planificada totalmente diáfana. Para que no "desentonara" con la construcción original se unificaron colores y materiales y se apostó por un techo con vigas de madera. Es la gran pared de cristal la que delata la modernidad de esta construcción, obra del arquitecto BCA Arquitectes, Albert Blanc. 

En el comedor, mesa de Isaías Lumbreras y sillas de Taller de las Indias. Butacas y lámpara de cuentas de Little House.
salon con chimenea libreria y chaise longue

593.

Una escultórica chimenea que conecta el salón y el comedor

La chimenea es un diseño minimalista de hierro que ayuda a contrarrestar la presencia de tanta piedra y da un toque muy moderno. El aparador del comedor se ha diseñado a juego con la chimenea, que se ha completado con tres estantes, también de hierro. ¿Quieres ver el resto de la casa?

Librería de Forjats Fonteta. 
casa-antigua-reformada-comedor 00510609 O

594.

No tapes, recupera

Uno de los consejos para reformar una casa antigua es el de "aprovechar". Nora Zubia, interiorista del estudio Slow & Chic, lo explica así: "tendemos a tapar lo viejo para actualizarlo, cuando seguramente la mejor solución sea recuperarlo. Un ejemplo puede ser recuperar una pared y sacar la piedra vista. Quizás no interesa hacerlo en toda la casa, pero le puede dar un toque muy especial si lo mantienes en la pared del cabecero del dormitorio y el resto lo pintas".

Casa de la diseñadora Covadonga Plaza. Sillas de Becara.
comedor-antiguo-iluminacion 00503848

595.

Consejos para acertar con la iluminación

En cuanto a ese nuevo planteamiento de la iluminación de la casa, Sandra Antón nos explica que "crear fajeados perimetrales o candilejas proyecta una iluminación homogénea parecida a la de una amanecer". Es una idea apropiada para zonas de paso, recibidores o crear ambientes en una misma estancia. También propone instalar luces led bajo muebles "e instalar diferentes fases de encendido para coseguir escenas".

Mesa, sillas y lámpara de Coton et Bois.
cocina abierta al salón_00511527

596.

Una buena distribución

Imprescindible en la reforma de una casa antigua es adecuar la distribución a la forma de vida actual. "Es fundamental tener en cuenta la orientación de la vivienda, conocer cada uno de sus rincones y lo que hay alrededor, qué zonas de la casa son más ruidosas o cuáles tienen mejor luz natural", exponen desde ESs, Arquitectura de Interior. Solo así se puede distribuir correctamente.

Muebles de cocina diseño de la interiorista Lara Pujol. Sillas de Kave Home y lámparas de techo de Tocat Pel Vent.
Espejo con cuarterones metálicos frente a ventana en un comedor con lámpara redonda de cristal

597.

Un espejo con cuarterones

Como si de un amplio ventanal se tratase, este espejo con cuarterones y un marco de forja con espíritu industrial, se encarga de duplicar el espacio visual del salón-comedor mientras se corona como el protagonista de la estancia.

comedor-libreria-obra 00513138 O

598.

Integrar grandes muebles con pintura

Piensa en esa librería que ocupa toda una pared o en un mueble que apoya sobre ella y contrasta fuertemente por el acabado. Una reforma sin escombros que también está relacionada con la pintura y su magia es la de integrar ese elemento en el mismo color en el que se pinte la pared. Se fusionará, el espacio parecerá más despejado y se notará el efecto visual de renovación a la legua.

Mesa de roble en Decolab.
comedor-pared--ladrillo 00460910

599.

Una pared de acento

Ladrillo visto (rústico o actual), piedra, lascas de pizarra, listones de madera… Reforma cualquier estancia poniendo énfasis en una pared que se convierta en el elemento destacado, foco de atención. Y hazlo sin escombros ni apenas polvo. Usa revestimientos tipo panel para añadir textura, vinilos o papeles pintados (estos no suelen reproducir la tectura). Los encontrarás en Panel Piedra o Lokoloko. Si buscas listones de madera natural Gabarró te puede ayudar y superficies como Leroy Merlin y Bauhaus.

Mesa en Kenay Home, sillas y alacena en Maisons du Monde y lámparas de techo en La Nave Home.
Que una reforma no pueda contigo

Planifica y vencerás

Que una reforma no pueda contigo

00462094

600.

Nueva imagen para tus muebles

"¿Sabías que existen pinturas para cualquier tipo de mueble? Por ejemplo, para ese gran mueble del salón que te soluciona el almacenaje pero que te horroriza o simplemente te aburre, para las mesas, para tu cabecero…" es toda una declaración de intenciones por parte de Decoryver. "Otra opción son los vinilos, existen una gran variedad de diseños. Se instalan con facilidad y son muy resistentes". Recicla, reutiliza, da una nueva vida y oportunidad a un mueble. Es un gran cambio por poco que pondrá la guinda a tu reforma sin obras.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?