Balcones

101 /133

101.

Un jardín eco

 Cuida el medio ambiente plantando y cultivando tus plantas en maceteros de tela reciclada y deja a un lado los de plástico para tener un jardín más eco.

102.

Airéalas

Cuanto ventiles, ten en cuenta que a las plantas no les van bien las corrientes de aire pero sí que el aire de casa se renueve convenientemente. Butaca de caña y cestos de fibra, de Sacum. Plantas, de Pasanau Flors. Alfombra de estilo étnico, de Perú. 

103.

36. Si tienes balcón...

En ocasiones son tan pequeños que son casi inservibles, pero esos centímetros dentro son útiles. Con tan solo 50 cm podrás colocar un mueble, mientras que con un metro te cabrá un pequeño sofá.

104.

Gana un vestidor

Cerrar un balcón en un dormitorio, por ejemplo, puede ayudarte a sumar unos metros muy útiles, como en este caso, que permitieron redistribuir el espacio de tal manera que se pudo ganar un vestidor tras la cama. Cabecero y armario, de DM, realizados a medida. Papel pintado, de Ralph Lauren. Parquet de madera, de Parador. De Pia Capdevila

105.

Un reducto de paz

Es en lo que se convierten las galerías cerradas con un sencillo rincón para poder relajarte. Una alfombra, una butaca y unas plantas son suficiente para conseguirlo. Un detalle que no debe faltar: visillos para tamizar la luz y poder tener un espacio 100% confortable. Galería con butaca de caña y cestos de fibra, de Sacum. Plantas, de Pasanau Flors. Alfombra de etilo étnico, de Perú. 

106.

De galería a estudio

Es la zona que más luz tiene en muchas casas. Sin embargo, a menudo solo acoge la lavadora y un armario para las herramientas y otros enseres o, en el mejor de los casos, algunas plantas. Si tienes una, aprovéchala, ciérrala y monta un estudio. Sobre todo si trabajas en casa. Diseño de Dröm Living, realizado por Fusteria i Ebenisteria Brañas. Silla y alfombra, en Matèria, y lámpara, de Ikea. 

107.

Cerrar sin cerrar

¿No quieres cerrar del todo tu balcón o terraza? Puedes optar por correderas de listones que permitan que entre la luz, como aquí, a modo de contraventanas mallorquinas, y completar el aislamiento con persianas de fibra natural, como estas de esparto. Mesa, de Ikea. Sillas de hierro y madera, de Francisco Segarra. De Van Castro, de Vive Estudio.

108.

Un rincón para ti

Cerrar un pequeño balcón puede convertirse en un gesto directo a tu bienestar porque lo convertirás en un espacio en el que disfrutar tanto en verano como en invierno. 365 días al año. Con plantas, lo transformarás en un pequeño invernadero. Un espacio delicioso para trabajar o realizar tus hobbies. Mesa, de Ikea y taburete, en Mercantic. Macetas y plantas, de Jardiland y cuadro, de Sacum.

109.

Con estilo

Hacer un cerramiento en una terraza, galería o balcón, requiere tener en cuenta la fachada. Necesitarás el permiso de tu comunidad y cumplir una normativa arquitectónica determinada. Infórmate en tu ayuntamiento. Escritorio de Natalia Parladé, como la silla gustaviana y el tintero de cristal. El pavimento, de baldosa hidráulica, añade peso al estilo antiguo y romántico del espacio. 

110.

Una pieza ideal

Un banco, con cajones, es un mueble perfecto para un balcón o galería cerrado porque aporta un lugar cómodo para disfrutar del espacio más de una y más de dos personas, y a la vez, no interfiere en las vistas. Este está adornado con cojines adornados con motivos de ganchillo. 

111.

Dormitorio principal

Cama diseñada por el interiorista, textiles de Filocolore y La Maison. Cajas de Kenay Home, zapatillas de Muji.

112.

Gana metros y luz

Ese pequeño balcón o galería a los que no sales ni por casualidad pueden transformar un espacio añadiéndolo no solo amplitud, sino también luminosidad natural.

113.

Hasta el balcón está bien aprovechado

La decoradora apostó por aprovecharlo con un banco a medida. Para que la pared quedara más decorativa, la forró con madera a juego con el banco. “Integramos todos los colores del piso, ¡hasta las colchonetas del balcón!”, dice Celia Crego.

114.

En la cama

La cama con cabecero es de Kenay Home. Los cojines son de La Maison, Filocolore y Kenay.

115.

El rincón secreto

Este balcón cerrado tipo glorieta es uno de los lugares favoritos de Eli. Aquí se relaja e inspira.

116.

Entrando al interior del paraíso

 Del paisajismo se encargó Vicente Pérez. El proyecto de reforma de la casa corrió a cargó de Pedro Hernández López. 

117.

¿Entramos en la casa?

 El pavimento exterior es de mármol travertino, de venta en Kabila. El farol, de acero, procede de GUADARTE. El responsable del paisajismo y las plantas es Josune Kutz, de Jardinería Natural. 

118.

Un rincón de lectura en el dormitorio

 El rincón de lectura se ha dispuesto contra la pared y no interrumpe el paso de la luz, que multiplica el espejo. Butaca y puf a juego, en La Casa de la Abuela. Cojín, de Lienzo de los Gazules.

119.

Un porche amplio y recogido

 El porche, con techo envigado de madera, da recogimiento a este bonito rincón exterior. Amueblado con dos mesas y sillas similares al modelo Rivage, de TRICONFORT.

120.

Tonos coral

 ¿Hay algo más veraniego? Las mesas de centri son de La Maison, la alfombra de Zara Home, las cestas, cajas y macetas de Flores Sibilla y los cojines de Catalina House y La Maison. 

121.

Base neutra

Como hemos comprobado, se llevan los estampados y la experimentación: rayas con batik, motivos étnicos... Pon a tus cojines una base neutra, a poder ser en blanco, porque atrae menos el calor, y triunfarás. El sofá es de Leroy Merlin, las mesitas de centro en Mercader de Venecia y la alfombra de Gra.

122.

En un balcón

Por muy pequeño que sea tu balcón, puedes crear una zona de chill out y para muestra, este ejemplo proyectado por nuestra estilista Solange van Dorssen. El pavimento es de tarima de Ipe. 

Los cojines son de Filocolore y las plantas de Millo de Riboti. 

123.

En la cama

Los cojines, el plaid azafrán y el de lana son de Mujika Interiorismo. El fular es de lino, de Itziar Unzurrunzaga. Bandeja de mimbre de Arenzana. 

124.

Vista de la fachada

 El porche dispone de inmejorables vistas al jardín y al mar. 

125.

Para lectores empedernidos

Un buen asiento, cojines, un plaid (por si refresca) y una buena sombra de un toldo son los pilares para disfrutar de un buen libro en tu terraza o balcón. ¡Ah! y un buen té o café que no falten.

126.

Para amantes del aire libre

No hace falta tener una gran terraza o jardín para disfrutar de un buen libro al aire libre. Crea rincones con tanto encanto como este, con muebles de fibra natural (¡están de rabiosa actualidad!), cojines con tejidos apropiados para el exterior, un buen aperitivo, sombrero y a disfrutar. 

Salón pequeño con terraza

127.

La primavera es la vida para esta lectora

Carmen Tarazona es pintora, madre, mujer, ¡y lectora de El Mueble! Entramos en su casa, un hogar muy femenino lleno de telas, tapices, floreros... trucos que había encontrado en nuestra revista, y un coqueto balcón lleno de plantas que deja ver los árboles que rodean la vivienda.

128.

Entrada.

 La carpintería exterior y los porticones se han pintado de azul, lo que regala sensación de frescor.

129.

¿Tarima sintética o de madera natural?

Las mejores imitaciones dependen tanto de la composición de las lamas como del acabado elegido. Hay diversas texturas -porosa, lisa, rayada, ranurada- y de distintos colores, en casi infinitas tonalidades de marrón y variantes claras y oscuras, así como grises y blancos.

130.

Contacto con la naturaleza.

Términos como eco-green, hygge, slow design inundan el mundo deco y todos ellos tienen algo en común: buscar momentos para disfrutar en casa, respetando el medio ambiente y si puede ser cuidando unas plantas en la terraza o el balcón, mejor que mejor. 

131.

Ese solete de invierno tan bueno...

El mantel del comedor es de Filocolore y la vajilla procede de Velafusta. En la terraza, la manta es de Filocolores y los cojines étnicos son de Gra.

132.

Una escapadita.

"Aunque el balcón es pequeño, pusimos un pequeño sofá y mesitas, un mini chill out que sirve como descanso y es muy agradable".

133.

En el balcón

 Para potenciar el look natural, pusieron persianas enrollables de paja. Las botellas con flores son de Velafusta.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?