Macetas

151 /267

151.

Blanca y azul

 Hay colores que, de una manera inconsciente, son una invitación al descanso.

152.

Elige bien las macetas

 La mejor opción son los tiestos de terracota ya que mantienen la humedad, pero dejan que la tierra transpire.

153.

Un exterior maravilloso

 Los alrededores de esta casa son espléndidos, con prados extensos y montañas en el horizonte. La propietaria vio enseguida que merecía la pena convertirlo en una vivienda.

154.

Adaptada al terreno

 Esta casa ha sabido adaptarse a la perfección al terraplén de la ladera, integrándose en la montaña y el bosque, y mirando al mar.

155.

Mezcla estilos

Un chill out se puede permitir licencias que en otros espacios ni se nos pasaría por la cabeza. Y si no, mira cómo se han combinado materiales y estilo en este. 

El mobiliario se ha adquirido en La Maison, mientras que las plantas y los maceteros de fibra natural son de Jardiland. 

156.

En la entrada

 La mesa de la entrada y los farolillos son LaMaison d’Ingrid. Los farolillos son de Flora Ferrán. Las macetas proceden de Muy Mucho. Los cestos y los cubos de zinc son de Habitat. 

157.

Mix de estilos

La lámpara de sobremesa negra y las cajitas, así como el aparador blanco en el salón son de Borgia Conti. Los árboles y las macetas proceden de Fronda. En la mesa, el mantel de lino procede de Zara Home. Los boles, las copas, la vajilla y la cubertería también son de Zara Home. Los floreros son de Fronda.

158.

Antes era un piso "invernal"

“La casa es cómoda, fácil y acogedora”, dice su propietaria. “El estilo es muy marinero. Pero tenía un aire casi de invierno, por lo que buscamos darle un toque fresco y veraniego, y aprovechar sus puntos fuertes: la zona principal (cocina y salón) y las vistas increíbles", cuenta Marta Tobella. Mesas de centro y butacas de mimbre de Sacum. El cojín con botones es de Catalina House. 

159.

Qué no falte la luz

 Una lámpara de sobremesa o unas velas crearán una atmósfera acogedora al llegar a casa. Coloca una bandeja de madera o plateada para ordenar y organizar las gafas de sol y las llaves cuando llegues a casa.

160.

Un recibidor estructurado en palés

Dos palés en blanco forman la estructura del colgador sus listones son perfectos para colocar ganchos. Aprovecha la parte inferior del banco para colocar cestos dónde guardar tus zapatos, el cepillo para peinar al perro a la vuelta del paseo...

161.

Y mira por la ventana

 ¿Y eso? Para adaptar tu mesa de centro a las estaciones. Puedes poner un bol con conchas en verano, unas piñas en otoño... Pon texturas y colores que "hablen" de cada momento del año.  

162.

Si no tienes mucha maña (ni tiempo)

Las plantas crasas son perfectas para ti y tu mesa de centro. Reúne varias en una bandeja de madera (esta es de Matèria) para conseguir un punto verde que no "sufra" si se te olvida regarlo. Además, ¡son tan bonitas!

163.

De farolillos a terrario

 ¿Por qué no? Si tienes unos portavelas que no usas como tal puedes poner pequeñas macetitas dentro para crear un mini terrario para tus aromáticas. Darán frescor y aroma a tu mesa de centro. 

164.

El antes: sin carisma, sin gracia

La terraza estaba muy vacía, tenía muebles que no pegaban entre sí y poca intención decorativa detrás. Pedía a gritos un poco de atención. 

165.

Bebidas siempre frías

No necesitas una nevera fuera, con un cubo lleno de hielo tus bebidas no se calientan. Tenlo a mano en un rincón con sombra para que el hielo dure más.

Cubo de Leroy Merlin. 

166.

Dale uso al separador

Los huecos de sus lamas de madera son perfectos para colgarlo todo. La estantería es de India & Pacific y las macetas, las aromáticas y las herramientas de Jardiland.

167.

Amo mi casa rica

¡Quién diría que esta preciosa casa rodeada de jardín está muy cerquita de Madrid! Sus propietarios querían vivir en el campo sin alejarse demasiado de la ciudad y convirtieron este chalé en su oasis.

168.

Mejor imposible

Antes de convertirse en una preciosa casa rústica con este espectacular porche bajo la glicina ¡fue un granero! Sus paredes de piedra en blanco, sus techos de vigas, sus suelos tradicionales... ¡Esta casa no podía faltar entre vuestras favoritas!

169.

Jardineras de obra

Si te decides por este tipo de jardineras asegúrate de impermeabilizarlas bien con láminas con productos repelentes a las raíces, para que no puedan reventarlas.

170.

Porche tradicional.

 Para reforzar su carácter tradicional, parte de la fachada de la casa se cubrió de estucado y piedra natural de la zona. Todas las plantas y las macetas de cerámica, a la venta en Can Juanito Vivers. 

171.

El hidráulico nos chifla.

Pon un par de plantas en macetas realizadas con baldosas hidráulicas, como estas de Serax adquiridas en Mayflower, y disfruta de un bodegón atemporal. 

172.

Comer frente a la piscina

 La mesa de teca y hierro y las sillas, en Merc&Cía. Plantas, en Conillas Garden Center. 

173.

Mirador al mar

 Sofás y mesa de centro, de Teklassic. Butacas de esparto, en Gris Piedra. Cojines de rayas, de Maison Decor. 

174.

Un jardín con muchas posibilidades.

 Con una zona de césped y otra de suelo de barro, se presta para llenarlo de plantas y para poner unos bonitos muebles de exterior. 

175.

Pensado para los tataranietos

El objetivo de Martina con Lo de Manuela es hacer colecciones bonitas para el hogar, de esas que envejecen bien y que pasan de una generación a otra.

176.

Momentos turquesa

 Las propuesta de Lo de Manuela te transportan a lugares lejanos y como insiste Martina, te cuentan historias.

177.

El mar como protagonista.

En el porche se eligió un mobiliario ligero para que no ocultara las vistas. Mesa Soft y sillas, de Kettal. Cojines de KA International. 

178.

Un jardín privado

Con distintas macetas, pero todas de materiales naturales. Diseñado por el paisajista Eduardo Borés. 

179.

Un exterior con encanto

La sobriedad de la pérgola (hierro y caña) está buscada y conseguida, y el suelo, de barro antiguo del siglo XVII procede de un antiguo palacio de Cádiz en ruinas. Las sillas, la cal de los muros, la pintura azul de las contraventanas, todo está seleccionado con esmero para derrochar autenticidad. Y lo logra, claro que lo logra. En el estar, Cristina, amiga de los propietarios.

180.

En verde

Las frutas y plantas también le dan personalidad a la vivienda. En el alféizar de la ventana, macetero plateado con planta.

181.

Un rincón de interior

. Mallorca suena a playa y a los imponentes acantilados que crea la sierra de Tramontana al encontrarse con el mar. Pero esta isla esconde, también, rincones interiores, como el que hoy visitamos, no muy lejos de Palma pero a salvo de todo bullicio.

182.

De techo a mesa

Lámparas de rafia, de AMC Proyectos. Aparador, espejo, mesa de madera de teca y sillas, de La Albaida. 

183.

Diferentes macetas con cactus sobre un mueble blanco_00451390

 

Plantas casi indestructibles Las crasas y los cactus son perfectos para quienes no tienen tiempo para cuidar de las plantas, porque requieren muy poca agua y atención. Usa macetas de barro: no retienen el agua y airean sus raíces. Y, de vez en cuando, sácalas fuera para que les de el aire.

184.

Agrupa los más pequeños

 En forma de trío o pareja los cactus quedan mejor. Ponlos cerca de la luz y no los riegues mucho, aunque les favorece que la tierra esté mojada. ¿Sabías que los cactus absorben las radiaciones de los ordenadores y aparatos eléctricos? Tenlos en cuenta también para zonas de trabajo.

185.

Las lámparas

Aunque no lo parezca, ¡también están pintadas! "Son lámparas antiguas y las puse a diferentes alturas sobre el mueble del salón. En blanco y rosa, refuerzan el punto de color de esta estancia, que tiene las paredes rosas, con una base muy neutra y toques de color".

186.

La cómoda

 A este mini aparador del salón, Monica quiso darle un aspecto retro. "Está restaurado y renovado con el color. Se pintó en un azul grisáceo muy actual, pero se conservaron las patas de madera". Los extremos también se pintaron del mismo color.

187.

En la fuente.

 La propietaria Maribel Escalón con Verón, la mascota de la familia.

188.

Entrando en la finca.

 La gran puerta de acceso a la casa es antigua y recuperada. El paisajista que se encargó del jardín es Vicente Pérez.

189.

Un gran porche.

 Las cenas en verano, a cobijo del porche son una delicia.

190.

Un porche a la sombra del ciclamor.

Alfombra de yute, en Francisco Cumellas. Sobre la mesa de teca, hortensia de Conillas Garden Center y bandeja, en Coton et Bois.

191.

La fachada de la propiedad.

 Las columnas clásicas le dan un aire elegante a la casa. Pero la hierba, sin caminito, el toque informal y campestre.  

192.

Merienda al sol.

La jarra y los vasos son de Vidrios De Arte Gordiola. Maceta de fibras y plantas, a la venta en Viveros Pradillo. La mesa de centro es un diseño de Hanbel. 

193.

¿Venís a la mesa?

La vajilla es de La Cartuja de Sevilla y la cristalería de Vidrios De Arte Gordiola. Maceta y planta, en Viveros Pradillo. 

194.

Color y aroma.

 Mesa bandeja, de Artisan. Los maceteros y plantas, en Es Bosc. 

195.

El baño de la suite.

 Encimera, de Silestone blanco Zeus. Toallero, de Ikea. Maceteros, lociones y jabones, en Es Bosc. 

196.

Una pequeña terraza.

 Esta terraza, en plena ciudad, alberga un bonito y amplio espacio donde disfrutar del sol.  

197.

Decoración a la taza.

¿Tienes mil y una tazas acumuladas en el armario de la cocina o la vitrina? Pues dales uso transformándolas en pequeñas macetas o botes para las tarjetas de tus restaurantes favoritos.

Foto: Kuska

198.

¡Y no hay que regarlo!

Hechos con telas estampadas, los cactus de Kuska quedan muy divertidos los pongas donde los pongas.

Foto: Madriguera Workshop

199.

Minicactus sorprendentes.

Como este de Madriguera Workshop. Olvídate de las macetas "normales". Son las estrellas del momento y toca vestirlos como merecen.

200.

Para tu tío gruñón

. Imposible no derretirse con estas macetas de Pompilio Plants. Sus precios van desde 10€ las más pequeñas hasta 40€. Llevan la planta incluida. 

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?