Lila

1 /169
Habitación con cama nido, vestidor y paredes pintadas en color malva 00265962

1.

Tampoco el malva: vigila su efecto

En efecto, con el malva y el lila también debes tener especial cuidado, porque son colores que enseguida generan la sensación de estar en un lugar anclado en el pasado, desfasado. Una forma de introducirlos en tu dormitorio es mediante un papel pintado, por ejemplo, con estampado floral y las hojitas en color verde. De esta forma crearás un ambiente romántico y muy bonito.

Porche bajo la glicina

2.

Glicina

Esta vistosa planta no requiere de muchos cuidados y llenará tu terraza de un halo romántico superacogedor. Riégala con regularidad, especialmente cuando haga mucho calor. También necesitará que la podes cuando termine su floración o cuando esté en reposo.

Habitación infantil con armarios altos a medida y zona de juegos en el centro sobre alfombra

3.

Color berenjena para una habitación elegante

Combinado con el gris, el color berenjena (más apagado que el violeta o el lila), es perfecto para habitaciones infantiles tirando a juveniles. Vamos, que si tienes una niña a punto de convertirse en adolescente, este color la hará sentirse más segura durante la transición.

dormitorio en tonos violetas

4.

Se va: tonos violetas y lilas

Aunque los tonos morados y violetas hayan sido siempre uno de los más deseados, este otoño no son bienvenidos. Según, Olga este color ya no lo veremos tanto como en temporadas pasadas. 

Lavamanos en color lila

5.

Lila

Perteneciente a la gama del violeta, el color lila es muy habitual a la hora de decorar habitaciones infantiles, y es que su dulzura y su aura de fantasía son ideales para estos menesteres. Pero este color también se relaciona con la magia y la espiritualidad, y por supuesto, con la relajación. ¿Qué te parecería incluir el lila en la pila del lavamanos? ¡Seguro que tus visitas se quedarían fascinadas con una elección tan original!

Dormitorio en blanco con detalles en azul y lila y vistas al salón de verano

6.

Un dormitorio con chill out privado

El dormitorio disfruta de uno de los espacios más especiales de la casa: su propio chill out en el exterior, desde donde disfrutar de los espectaculares atardeceres de la isla. Aquí, el blanco de paredes, techo y suelo se coloreó con textiles azules y lilas, que dan personalidad al dormitorio sin desentonar con los colores propios de la isla. Descubre esta casa y enamórate. 

265962

7.

Malva: un color elegante que invita al relax

Malvas o violetas en sus matices más suaves ayudan a proyectar la luz y hacen que la estancia parezca más amplia. Los tonos fríos con baja saturación (más apagados) son idóneos si quieres añadir un poco de color sin renunciar a la amplitud.

comoda pintada en el salon 00497689

8.

Como mesa auxiliar

Es una solución parecida a la que hemos visto de la mesita de noche. No funciona siempre, pero si la cómoda no es muy alta, consigues el doble uso: un sitio de apoyo y espacio extra para guardar.

9.

Púrpura: te sentirás más inspirado

Pues sí, según el Feng Shui, el púrpura es un color que crea atmósferas en las que nos sentimos más inspirados y que nos animan a concentrarnos. Además, se dice que tiene propiedades hipnóticas e incluso a nivel de salud, parece que es beneficioso para el sistema inmunológico y nervioso.

10.

Llévalo hasta al techo

Si alargas la pintura de tu pared hasta el techo, lograrás un efecto muy acogedor. El espacio se verá más recogido y tendrás la sensación de que te arropa. 

11.

3. Ojo con el morado puro...

Puede crear ambientes durísimos y, por supuesto, en un dormitorio no es la mejor elección. Y menos si lo combinas con dorados, ya que el efecto que genera este par juntos es "palaciego polvoriento". Si te va esta gama, mejor opta por un violeta con gris, más apagado. 

12.

Una cocina moderna con toques violeta

Esta cocina apostó por el color del año 2018, que, como recordarás, fue el Ultraviolet. Diseño de Laura Masiques, en Mardalba Interiors.

13.

Cosas rotas

Aparatos electrónicos que ya no funcionan, juguetes que no van, puzzles a los que les faltan piezas... Las cosas rotas van a la basura, al cubo de reciclaje, y no ocupan un lugar sagrado en la cocina o la habitación de los niños. Haz que su hueco lo ocupe algo que realmente vaya o simplemente déjalo vacío, que respire el espacio. 

Comedor vestido de Navidad

14.

Decorado con colores atípicos muy acertados

Atrévete con una decoración con colores atípicos de la Navidad. Por ejemplo, el color rosa y el morado. Quedan ideales, ¿no crees? Rompe el protocolo con estilo.

15.

¿Lo ponemos en práctica?

Reserva el papel principal para uno de los colores, como aquí el violeta, y usa el contrario con mesura, como aquí el amarillo. La participación de otros colores, como el blanco y otros neutros, permite aligerar el peso de los dos opuestos. 

16.

Los estampados ayudan

Si ciertas combinaciones te resultan arriesgadas, prueba a combinar no piezas de color "llenas" sino estampadas porque cuando los neutros entran en juego, las mezclas de color se relajan. 

17.

Una princesa... adolescente

Un dosel, varios cojines y de diferentes tamaños, el color violeta... En el fondo, ¿tu hija sigue siendo una princesita? ¡Bien! Ayúdale a decorar su dormitorio infantil con elementos tan fáciles como estos y haz que se sienta en su reino por unos años más.

El dosel es de IKEA así como el escritorio, el taburete y puf de crochet son de Filocolore y la cama, de The White Store.

18.

Violeta y amarillo

"El violeta es el último 'color del año' –recuerda Magda–, pero puede resultar difícil de combinar. Uno de los colores que casan a la perfección con él es el amarillo". Y es que se compensan: el violeta es el lujo, la sofisticación, y el amarillo, el atrevimiento y la alegría.  

19.

El dormitorio de invitados, en malva

Se escogieron unos colores similares a los del dormitorio principal, pero un poco más suaves. Además, se aprovechó el pie de cama con un banco para completar el almacenaje del armario que, además, sirve de zona de relax. Y el cabecero es una hornacina de obra, así no resta ni un cm a una habitación donde los cm son escasos. 

Cortinas, plaid y cojines confeccionados con una tela de Designers Guild.

20.

Dulces y relajantes sueños

Una habitación para los más pequeños en tonos rosas, morados y lavanda. Incluye zona de juegos y un vestidor que será las delicias de los niños. Cama, armario, casita con vestidor y altillo, de DM Lacado. Murales de pintura al agua, de Dijous. Alfombras, de KP.  

21.

Un spa de sensaciones

 Si te gusta este color y la sensación que transmite pero no quieres que resulte demasiado estridente, mantén una base neutra e incluye pequeños detalles en color lavanda como han hecho en este baño. Mueble bajolavabo, bañera y lavamanos, de Boundary Bathrooms.

22.

Al aire libre se respira tranquilidad

Si organizas una comida en el jardín puedes hacer un guiño a la Provenza y añadir detalles en color lavanda, como la vajilla y la cristalería que ves aquí. ¿Y por qué no colocar una maceta con lavanda natural? Llenarás el lugar de olores agradables al tiempo que evitarás que los insectos os arruinen la velada.

23.

cocina con techo en color lavanda 00409153 O

Lavanda hasta el techo ¿Quién dijo que los techos tienen que ser siempre blancos? Rompe las reglas y píntalo como han hecho en esta cocina. Combinado con el blanco de las paredes, crea un ambiente muy relajante y luminoso. Mobiliario, de Traç Cuines con cojines de Deulonder Arquitectura Domèstica. Lámpara de techo, de Avanluce.

24.

Un mullido descanso

Puedes combinar los cojines estampados con algunos lisos en color lavanda como los que ves aquí. Conseguirás un entorno muy romántico y bucólico.

25.

¡A comer!

Puedes combinar tu mantelería con las flores e incluso con la comida. Es un color que casa de maravilla con tonos intensos tales como el verde o el fucsia. Mantel, de textura. Copas de crista, de Velafusta.

26.

Toallas en color lavanda

 Si te gusta este color elígelo para tus toallas y, en lugar de guardarlas en el armario, colócalas en cestas de mimbre en el baño para que se conviertan en un elemento decorativo.

27.

ramillete de flor de lavanda, velas, cojines 00347820 O

¿Sabías que...? La lavanda es una de las plantas que te ayudarán a dormir mejor. Induce al sueño y reduce la ansiedad.

28.

Trazos limpios

En este salón, decorado por Meritxell Ribé -The Room Studio, se imponen las líneas depuradas, los trazos limpios y rectos. Así se consigue una atmósfera moderna y a la vez con un punto Mid-Century. Las mesas de centro son de Coco-Mat. 

29.

Piscis

El violeta reflejará tu fuerte e independiente personalidad. Si lo vas a aplicar en textiles mejor que estos sean aterciopelados para suavizar su fuerza visual. Aunque sabemos que llamar la atención es algo que no te importa demasiado. En 'tu' habitación, porque será tu habitación aunque la compartas, deja volar tu imaginación y coloca tantas piezas soñadas como desees.

30.

Sobre el vestidor

Una idea genial para habitaciones infantiles. Esta tiene tanto espacio como para tener vestidor y baño, y las dos zonas se han realizado con el techo bajo para crear un altillo en el que seguir guardando lo que no cabe abajo. Dormitorio decorado por Cristina Carbonell. 

31.

Un altillo para una princesa

Sobre una casita de juegos. Una idea genial que les encantará y a ti te dará un respiro de espacio para guardar mucho más. Cama, armario, casita con vestidor y altillo, de DM lacado, y murales de pintura al agua, de Dijous. Alfombras, de KP. 

32.

Juegos de color sorprendentes

Como unir el morado y el verde, contrarios en la rueda cromática. Utilizar un tono neutro como bisagra, como este blanco, crea un trío perfecto. Literas realizadas por Unifust y revestidas por lamas de DM pintadas de verde. Cojines, de Coco's. Manta morada, de Ikea, igual que los apliques. 

33.

¿Te atreves con el color?

Si tu baño es un pelín soso, anímalo con un lavamanos como este, tipo bol y cuya superficie interior se ha esmaltado en un color lila, que te alegrará las mañanas. 

34.

Lila en las alturas

Pintar el techo es una buena idea si tus muebles de cocina tienen combinación de tonos y materiales. De este modo, haces que los muebles destaquen sobre una pared blanca. Y con el techo, das un toque distinto y personal al espacio. El lila encaja con negros y tostados como el de las fibras naturales.

35.

En las alfombras

 También puedes optar por la versión más nórdica y geométrica del violeta, por ejemplo en una alfombra. Los muebles y los detalles, como las macetas, en fibra, són cálidos y ayudan a crear rincones más agradables. Butaca de mimbre, de Sacum.

36.

Un salón beige con detalles violeta

El violeta puede ser el protagonista de tu casa en los textiles: en puffs, cojines, plaids... Si no quieres arriesgar, apuesta por pequeños detalles.

37.

O en una banqueta muy Pantone

 En este dormitorio hemos el detalle que pone color es la banqueta a los pies de la cama, en un tono parecido al ciruela. Es elegante y crea contraste con el blanco o un color neutro como el gris o el beige.

38.

¡En las flores!

¡Súmate al color de moda de la manera más natural! Las glicinas son perfectas para decorar la terraza o el balcón, tienen una delicada fragancia y son del color de moda de la temporada: el violeta.

39.

¿Y si pintas un techo muy Pantone?

 Si huyes de convencionalismos, puedes pintar el techo, incluso es ideal para los dormitorios, ya que el violeta relaja. Antes de ir a dormir, podrás contemplarlo para tener un sueño reparador.

40.

En el color de moda

 Estas mecedoras no podrían estar más a la última. Con la estructura de madera, se han tapizado en el color de este año, el Ultra Violet. Proceden Can Garanya. 

Pinterets duitang.com

41.

frascos en tonos lavanda y morados

Lavanda: todas sus propiedades Pero solo el aroma de lavanda es relajante, sino que también lo es su color. Es perfecto para ambientes de descanso, ya que transmite calma y serenidad.

42.

Lavanda + verde = éxito

 El color lavanda, inspirado en el tono de la planta con el mismo nombre, es un color perfecto para ambientes rústicos y campestres. Una de las combinaciones estrella del color lavanda es con el verde, y también con materiales naturales como la madera. 

Vía Nice Party

43.

El ultraviolet se cuela en las fiestas infantiles

 El color Pantone de 2018 llena también el ambiente de las fiestas.

44.

Ponlo en cojines

 El Ultra Violet es muy versátil, puedes incorporarlo en versiones más suaves o tonos más potentes, como estos cojines de Affari, en distintos tonos de la misma gama.

45.

En el papel pintado

No solo el Ultra Violet es aplicable en su versión lisa, los estampados florales piden a gritos entrar en tu casa para dar una nota de color y de primavera. Como éste de Designers Guild.

46.

Violeta dulce y suave

 Si no te van las estridencias, opta por la versión del Ultra Violet más romántica y delicada: en un tono muy pálido. Es muy versátil y atemporal si lo que quieres es conservar el tono todo el año. Pintura de Valentine.

47.

Crea un rincón muy colorido

¿Te van los riesgos? Ataca tus paredes con la versión más brillante y fuerte del violeta. Es un color enérgico, eso sí, destina este color a la habitación más grande, ya que los colores oscuros tienden a hacer pequeña una estancia. Pintura de Valentine.

48.

Pon vajilla ultra violet

 Las vajillas de colores se llevan, ¿por qué no tener una con el color de moda? Mezcla distintos tonos de color y tendrás un gran abanico violeta. Vajilla de Rina Menardi

49.

Con un mantel basta

 Alegra tus comidas y cenas con un mantel o servilletas de color violeta como este mantel de Maison de Vacances.

50.

Alfombras con motivos

“Al ser más extremadas, son una opción idónea en decoraciones monocromo o minimalistas para aportar contraste y color”, sostiene Núria, que añade: “En lugar de los grandes motivos geométricos, se llevan los diseños bicolor, con un fondo liso y un pequeño dibujo que no sea muy marcado de otro color”. Esta alfombra es Lorena Canals. Las tipo kilim son tendencia. 

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Mueble?