PASO A PASO

Por fin tengo mi pared a cuadros

A salones sosos... ¡muchos cuadros! Si crees decorar con cuadros está démodé no te pierdas este vídeo y los trucos para crear tu composición ideal en la pared

“A este salón… le falta algo”. Si cada vez que entras piensas lo mismo, quizá haya llegado el momento de poner remedio. ¿Por qué no decorar la pared del sofá con cuadros? No, no decimos como en el piso de la abuela, con bodegones y óleos arcaicos colgados de la pared. Te proponemos crear una composición tan fresca, dinámica y arty como esta.

La clave está tanto en la selección de los cuadros como en la composición. Sí, tiene truco: la colocación de cada pieza es crucial, y los marcos que escojas, también. Mira cómo Patricia y Laura han conseguido darle vida a esta pared con muchos cuadros sin que el salón se vea recargado. Estas chicas, ¡son hacen un gran equipo!

Si te da mucho vértigo el 'momento taladro' –o, más que el taladro en sí, dejar la pared como un colador- una muy buena opción es dibujar la composición que tenemos en mente en un papel o colocar los cuadros sobre el suelo para ver cómo encajan antes de trasladarlos a la pared. ¿Qué piezas escoger? Mezcla un poco de todo como hemos hecho en este caso: ilustraciones, prints, dibujos...

Pared con composición de cuadros

Exposición permanente o temporal

Este tipo de composiciones también te permiten poder variar alguno de los cuadros cuando te apetezca, siempre y cuando no rompas la estética general y mantengas los tamaños al cambiar una por otra. ¿Que has encontrado una lámina que te gusta más? Pues sustituye una de las que habías colgado por esta nueva adquisición y lúcela. Así tu galería de arte evolucionará contigo y nunca te cansarás de verla.

Si quieres ver más ideas no te pierdas el artículo Cómo decorar con cuadros y acertar, con una galería de imágenes y muchas propuestas de composiciones entre las que elegir.

El Mueble
@el_mueble